Relato


SE DEVELO EL MISTERIO DE MARÍA:

FUNDAMENTOS

DE LA

SABIDURÍA   HIPERBÓREA

PARTE  II

TOMO IV

 

FORO Quintadominica

 

(53ra Parte).

HOME


Este documento esta compuesto de Sesenta y Cinco Partes y el libro de mi Hijo:




Guardar Archivo

Para imprimir lo que está viendo en este relato, elija simplemente el ícono de la impresora en su navegador y luego seleccione el dispositivo de destino y la calidad de impresión como lo hace normalmente.


Guardar Archivo del Libro "FUNDAMENTOS

DE LA

SABIDURÍA HIPERBÓREA"


 

 

 

 

 

 

 

 

 

NIMROD DE ROSARIO

 

 

FUNDAMENTOS

DE LA

SABIDURÍA   HIPERBÓREA

PARTE  II

TOMO IV

 

 

 

 

                                            

 

 

 

ORDEN DE CABALLEROS TIRODAL

DE LA REPÚBLICA ARGENTINA

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

Primera edición Argentina: del autor en Córdoba 2.006

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ilustración de Tapa del Autor

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LIBRO DE EDICIÓN ARGENTINA

 


 

Queda hecho el depósito que marca la ley 11.723

Editado en Argentina en Internet - Dirección de Dominio del Autor: www.quintadominica.com.ar

Published in Argentina

 

Obra completa: Fundamentos de la Sabiduría Hiperbórea – 14 volúmenes

ISBN – 10: 987-05-2133-9

ISBN – 13: 978-987-05-2133-4

 

Fundamentos de la Sabiduría Hiperbórea (2ª Parte – 13 volúmenes)

ISBN – 10: 987-05-2135-5

ISBN – 13: 978-987-05-2135-8

 

 

 

 

 


 

CUARTO TOMO:  EL MICROCOSMO COMO ORGANISMO                                                                                                                 

 

                                                                           INDICE                                                                           

 

ARTÍCULO    A         -       Relación jerárquica entre microcosmo y los entes externos.                                                               

ARTÍCULO    B         -       El “principio plasmador microcósmico” o logos Kundalini.                                                                  

ARTÍCULO    C        -       La “misión” del logos Kundalini.                                                                                                                 

ARTÍCULO    D        -       Definición estructural del concepto de chakra.                                                                                        

ARTICULO    E         -       El principio Plasmador radica en el germen microcósmico.                                                                

ARTICULO    F         -       La función general orgánica.                                                                                                                       

ARTICULO    G        -       Acción de control del logos Kundalini.                                                                                                       

ARTÍCULO    H        -       Concepto general de estabilidad.                                                                                                              

ARTÍCULO    I          -       Concepto previo.                                                                                                                                            

ARTÍCULO    J         -       Concepto estructural de estabilidad.                                                                                                         

ARTÍCULO    K         -       Estabilidad del proceso evolutivo del germen microcósmico.                                                             

ARTÍCULO    L         -       Significado de la misión del logos Kundalini.                                                                                          

ARTÍCULO    M        -       Correspondencia analógica entre el Aspecto Logos del Demiurgo y el Logos Kundalini.            

ARTÍCULO    N        -       El Yoga: iniciación en la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá.                                                        

ARTÍCULO    0         -       Estudio analógico del “gran salto” y del “escurrimiento” del Símbolo del Origen.                           

ARTÍCULO    P         -       Significado analógico de la abertura del globo de akasa.                                                                    

ARTÍCULO    Q        -       El yoga sinárquico y el Tantra yoga.                                                                                                           

ARTÍCULO    R        -       Estudio analógico del “objetivo hiperbóreo” del Tantra yoga.                                                               

ARTÍCULO    S         -       El “PUNTO TAU”.                                                                                                                                            

ARTÍCULO    T         -       El concepto de “inmortalidad” en el yoga sinárquico y en el Tantra yoga.                                         

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL MICROCOSMOS COMO ORGANISMO

En este inciso se va a exponer el concepto orgánico del microcosmos y se va a estudiar su “función general” desde el punto de vista de la Sabiduría Hiperbórea. Tal dilucidación permitirá definir conceptos tan importantes como el de “chakra” o “logos Kundalini”, los cuales han sido objeto en Occidente de las técnicas de “desinformación” y “cambio de significado” por parte de la Sinarquía.

 

A – Relación jerárquica entre microcosmos y los entes externos.

El Aspecto Logos del Demiurgo, son su VOX, designa todo ente individual y todo ente existe individualmente porque su impulso evolutivo recibe la terminación formal  de la matriz esencial de su designio. Esto ha sido demostrado en incisos anteriores. Sin embargo es necesario efectuar una importante distinción cuando el ente individual recibe el designio pasú, es decir, cuando el ente es un microcosmos: en este caso el Aspecto Logos debe manifestarse de manera más eficaz, según quedará demostrado en los artículos siguientes. Cabe adelantar, por ahora, que el Aspecto Logos no sólo designa e individualiza al microcosmos, con lo cual este inicia un proceso evolutivo que apunta hacia la finalidad entelequial, sino que también actúa para CONTROLAR que tal proceso no se desvíe de su finalidad; este acto de control, como es obvio, debe ejercerse durante todo el tiempo que insuma el proceso, es decir, durante toda la vida orgánica del microcosmos. En esto se diferencia esencialmente el microcosmos de cualquier otra clase de ente externo: todo ente externo, salvo el microcosmos, ha sido designado sólo UNA VEZ por el Aspecto Logos, permaneciendo desde entonces fijado en la evolución específica que le impone su Plan. Tal diferencia implica una superioridad jerárquica del microcosmos frente a cualquier otra clase de entes externos, superioridad que será fundamentada en los nueve comentarios siguientes.

En base a argumentos ya vistos, pondremos en orden cuatro conceptos conocidos: macrocosmos, microcosmos, ente externo y ente interno.

Primero: el macrocosmos o universo material, desde el punto de vista estructural, está integrado por “entes externos”: tales entes pueden consistir tanto en simples átomos gravis individualizados como en complejos microcosmos.

Segundo: lo que determina el carácter de los “entes externos”, esto es, el principio de individuación, radica en el “designio” particular de cada uno.

Tercero: el macrocosmos contiene a todo ente externo existente y todo ente externo se diferencia y caracteriza por su designio particular.

Cuarto: el microcosmos es un reflejo del macrocosmos, vale decir, es su copia invertida. Más, en tanto que “ente externo”, el microcosmos existe por la proposición óntica de un “designio pasú” cuyo proyecto refleja el Plan del macrocosmos.

Quinto: el “designio pasú” es el mayor designio de designio existente, es decir, es un designio cuyo Plan abarca los Planes de todos los designios existentes: EL DESIGNIO DE TODO ENTE EXTERNO “QUE NO SEA UN MICROCOSMOS” ESTÁ CONTENIDO EN EL DESIGNIO PASÚ, O SEA, EN EL DESIGNIO DEL MICROCOSMOS.

Sexto: los Planes de los “entes externos” que componen el designio pasú conforman a los “entes internos” del microcosmos: de esta manera, todo “ente interno” presenta homología estructural con “entes externos” correspondientes del macrocosmos.

Séptimo: en síntesis: “el microcosmos refleja al macrocosmos”, y sus “entes internos” reflejan a los “entes externos” del macrocosmos que no son, a su vez, microcosmos. Se puede considerar, pues, que tanto “macrocosmos” como “microcosmos” son estructuras máximas, globales, que contienen e integran a los “entes externos” e “internos” como miembros respectivos, aunque en el caso del microcosmos éste también integre el macrocosmos en su carácter extremo de “ente externo”.

Octavo: se distingue así, claramente, que el “designio pasú” está en relación jerárquica superior con cualquier otro designio de “ente externo” porque contiene a todos los designios no microcósmicos como planes de sus “entes internos”.

Noveno: a partir de aquí, vamos a oponer el concepto de “microcosmos” con el de “ente externo”, salvo que se aclare expresamente que tal ente externo es también un microcosmos. En caso contrario deberá suponerse sin más que el “microcosmos” es jerárquicamente superior, en virtud de la complejidad de su designio, a todo “ente externo”.

 

B – El “principio plasmador microcósmico” o logos Kundalini.

En estos nueve comentarios hemos demostrado que el “designio pasú” del ente exterior “microcosmos”, es jerárquicamente superior al designio de cualquier otro ente externo que no sea un microcosmos. Esta distinción jerárquica “por el designio” entre el microcosmos y los restantes entes externos adquiere importancia fundamental cuando se asciende hasta su causalidad, esto es, hasta la VOX designadora del Aspecto Logos.

Desde el punto de vista de la causa del designio, es decir, la VOX del Demiurgo, el microcosmos presenta, en efecto, una diferencia esencial con respecto a todo ente externo: EL PRINCIPIO PLASMADOR. Con otras palabras, los entes externos son sólo ENTES PLASMADOS por su designio particular, el cual ha sido propuesto UNA VEZ por el Aspecto Logos al concederles la existencia individual; el microcosmos es también un ENTE PLASMADO, en tanto que ente externo, pero dispone asimismo, en tanto que reflejo del macrocosmos, de un PRINCIPIO PLASMADOR ACTIVO. Este principio único, que sólo el microcosmos posee entre todos los entes externos, es una réplica del poder plasmador de la VOX del Demiurgo a la que la Sabiduría Hiperbórea denomina: LOGOS MICROCÓSMICO KUNDALINI. Pero antes de referirnos al principio plasmador microcósmico hemos de comprender con más detalle la PLASMACIÓN FIJA de los entes externos. Todo ente externo individual puede definirse como LA PLASMACIÓN FIJA QUE EL DESIGNIO PARTICULAR DETERMINA EN LA NATURALEZA MATERIAL DE UN ÁTOMO GRAVIS. Como sabemos, la potencia formativa del Arquetipo Universal, manifestada materialmente en un átomo gravis, es determinada por el designio particular para dar existencia individual al ente específico; pero, como “a igualdad de especie identidad de designio”, resulta que, en realidad, lo que determina formalmente al ente externo es una matriz arquetípica de la serie formativa en que consiste el Plan del designio, es decir, la MATRIZ ESENCIAL; esta matriz ha sido SUBPUESTA en el ente por la VOX designadora y constituye su principio de individuación: la matriz esencial pone término individual a la potencia formativa universal del Arquetipo, determinando que el ente se CONFORME según su Plan; pues bien: esta CONFORMACIÓN INDIVIDUAL que ejerce la matriz esencial sobre la naturaleza universal del ente ES LA PLASMACIÓN PROPIAMENTE DICHA; en una entidad de substancia material PLÁSTICA, la matriz esencial PLASMA su forma individual y determina estructuralmente el curso del proceso evolutivo del ente externo; yendo más al fondo de la cuestión, considerando a la matriz esencial como una CAPACIDAD estructural, podemos afirmar que: TODO ENTE EXTERNO HA SIDO PLASMADO POR SU DESIGNIO PARTICULAR Y CONFORMADO POR LA CAPACIDAD ESTRUCTURAL DE LA MATRIZ ESENCIAL; PERO ESTA “CAPACIDAD ESTRUCTURAL” ES AUTOSUFICIENTE PARA MANTENER UN REGISTRO PERMANENTE DEL PLAN EN EL CUAL CONSISTE, QUE NO ES OTRA COSA QUE EL PLAN DEL ENTE EXTERNO AL QUE CONFORMA; POR ESO LA “CAPACIDAD” DE LA MATRIZ ESENCIAL ES PLASMADORA: PORQUE, HABIENDO SIDO SUBPUESTA UNA VEZ POR LA VOX DEL ASPECTO LOGOS, SE SOSTIENE A SÍ MISMA COMO REGISTRO ÓNTICO DEL ENTE EXTERNO DE MODO PERMANENTE Y FIJO; LA CAPACIDAD DEL REGISTRO ÓNTICO DE LA MATRIZ ESENCIAL ES “FIJA” Y DE ALLÍ LA DEFINICIÓN DE “ENTE EXTERNO” DE LA CUAL PARTIMOS: “ES LA PLASMACIÓN FIJA QUE EL DESIGNIO PARTICULAR DETERMINA EN LA NATURALEZA MATERIAL DE UN ÁTOMO GRAVIS PARA CONFORMAR UN ENTE INDIVIDUAL”.

Los entes externos son, pues, plasmados una sola vez por su designio particular y nada hay en ellos que posibilite POR SÍ MISMO algún tipo de CAMBIO ESENCIAL: una vez plasmada, la forma de los entes externos se ajustará evolutivamente a la capacidad fija de la matriz esencial; no existe en ellos NINGÚN PRINCIPIO QUE LES PERMITA APARTARSE POR SÍ MISMOS DEL PLAN ESENCIAL REGISTRADO: una mutación semejante sólo podría ocurrir, desde luego, por una intervención “anormal” del Demiurgo, es decir, por Su Segunda Intención; pero en todo caso “normal” el ente externo es siempre el producto de una PLASMACIÓN FIJA.

Y ahora podrá comprenderse que el caso es completamente distinto cuando el ente externo ha sido plasmado con el “designio pasú”, es decir, con el designio de jerarquía extrema cuya capacidad estructural conforma al microcosmos óntico. Porque, a diferencia de los entes externos cuya plasmación es FIJA, E INMUTABLE POR SÍ MISMA, el microcosmos dispone de un PRINCIPIO PLASMADOR ACTIVO que, no sólo es quién ha plasmado la estructura microcósmica, sino quien tiene poder para reproducir POR SÍ MISMO esta plasmación, es decir, para recrear el plan registrado tantas veces como fuese necesario. Pero este PRINCIPIO PLASMADOR ACTIVO, EL LOGOS KUNDALINI, no se encuentra presente en el microcosmos para posibilitar un apartamiento esencial del Plan designado sino todo lo contrario: como se infiere de lo dicho, lo que el logos Kundalini hace POR SÍ MISMO es asegurar QUE NO OCURRA un apartamiento del Plan designado, REPRODUCIÉNDOLO tantas veces como fuese necesario para conformar esencialmente al microcosmos. Esto quiere decir que el principio plasmador cumple una misión específica en el microcosmos.

 

C – La "misión" del logos Kundalini.

Habría que preguntar, entonces ¿cuál es la misión que debe cumplir el logos Kundalini, el principio plasmador del microcosmos? Respuesta: LA MISIÓN DEL LOGOS KUNDALINI CONSISTE EN CONTROLAR LA "FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA" DEL MICROCOSMOS. Aún cuando el concepto de "función general orgánica" será definido más adelante, podemos adelantar aquí que "la función general tiende hacia la entelequia Manú, es decir, hacia la autonomía óntica". Resulta claro así que la misión de Kundalini consiste en asegurar el cumplimiento del objetivo microcósmico de la finalidad controlando el proceso evolutivo: el apartamiento del Plan designado, o una desviación del objetivo microcósmico de la finalidad, bastarán para causar la intervención activa del principio plasmador quien intentará corregir de inmediato la falla OPERANDO SOBRE LAS MATRICES FUNCIONALES del designio.

Para comprender esta operación con la que el logos Kundalini concreta su misión hay que relacionar previamente a las "matrices funcionales" del designio pasú con los CHAKRAS que hemos mencionado en el artículo anterior. En efecto, para la Sabiduría Hiperbórea, las tapasignos fijas de los sectores innatos del Registro óntico del pasú, es decir, los CHAKRAS, SON MATRICES FUNCIONALES DEL DESIGNIO PASÚ CUYA ESTRUCTURA CONSISTE EN ESQUEMAS DE SI MISMO ANTERIORES. La misión del logos Kundalini requiere operar sobre las matrices funcionales del designio pasú para encausar la evolución microcósmica, pero esto significa, según vemos, operar sobre los chakras pues éstos y aquéllos son una y la misma cosa. Es claro así que solo una definición estructural del concepto "chakra" nos permitirá comprender con precisión la misión del logos Kundalini.

 

D – Definición estructural del concepto de chakra.

Una definición estructural del concepto “chakra” sólo puede adquirir significado pleno en un contexto orgánico: de allí debe partir la explicación, de la descripción orgánica del microcosmos. Es necesario, para ello, considerar a los ENTES INTERNOS del microcosmos como ÓRGANOS y definir al microcosmos como una ESTRUCTURA ORGÁNICA que los integra en su FUNCIÓN GENERAL. Esto es: una estructura viva, tal como el microcosmos, se compone de miembros interrelacionados entre sí mediante enlaces energéticos, o materiales, de todo tipo; empero, atendiendo a su FUNCIÓN GENERAL, puede afirmarse que la estructura microcósmica constituye un ORGANISMO, cuyos miembros son ÓRGANOS FUNCIONALMENTE DETERMINADOS: en este sentido, la FUNCIÓN PARTICULAR, o característica, de cada órgano contribuye o se integra a los fines de la FUNCIÓN GENERAL del organismo; por eso en un organismo LA FUNCIÓN GENERAL DETERMINA LA FUNCIÓN DE CADA ÓRGANO PARTICULAR y todas las funciones particulares están integradas en la FUNCIÓN GENERAL. Ahora bien, toda FUNCIÓN tiende hacia una finalidad, hacia una posición final o valor límite que determina por anticipado la dirección de su movimiento: en el caso de la FUNCIÓN GENERAL del organismo microcósmico, esta FINALIDAD no puede ser otra más que la ENTELEQUIA MANÚ. De aquí la afirmación de que: LA FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO TIENDE HACIA LA ENTELEQUIA MANÚ. Evidentemente tal “FUNCIÓN GENERAL” es la misma ley que hemos venido denominando FUNCIÓN CONTINUA DEL PROGRESO EVOLUTIVO y cuya representación gráfica es la CURVA ELIX de la figura 56.

Sólo nos falta agregar que los órganos, aún cuando se hallan funcionalmente compenetrados en el organismo, son en realidad ENTES INTERNOS del microcosmos; vale, pues, para ellos la definición dada en el comentario Sexto: “los planes de los “entes externos” que componen el designio pasú conforman a los “ENTES INTERNOS” del microcosmos: de esta manera todo “ente interno” presenta homología estructural con “entes externos” correspondientes del macrocosmos”. Si los órganos son entes internos del microcosmos, conformados por “Planes de entes externos” contenidos en el Designio pasú, cabe indagar ¿cómo determinan estos Planes la FUNCIÓN PARTICULAR de los órganos, de tal modo que la misma se integre en la FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA?; y, más concretamente ¿cómo operan estos Planes para conformar a los órganos, dónde radica su actividad? Vamos a responder a estas cuestiones paso a paso.

Todo se hará claro en cuanto consideremos que los ENTES INTERNOS del microcosmos, en tanto que ÓRGANOS, contienen cada uno un SECTOR INNATO DEL REGISTRO ÓNTICO DEL PASÚ: resulta fácil, entonces, comprender qué es el Plan registrado en tales sectores el que conforma al órgano y determina su función. Con más detalle: en los sectores innatos se hallan registrados los esquemas de sí mismo anteriores; estos esquemas “contribuyen desde la complexión del alma a perfeccionar el microcosmos viviente”; para ejemplificar esta contribución podemos considerar que cada ÓRGANO, o elemento orgánico de la estructura microcósmica, está funcionalmente determinado por un esquema innato: cada glándula endocrina, por ejemplo, está prefigurada en su sector innato por un esquema anterior que la conforma y regula funcionalmente; es evidente que cada esquema de la superserie, para prestar semejante utilidad, ha de estar perfectamente codificado como Plan especial del designio pasú e integrado armónicamente en su estructura; y de la diversidad de Planes, correspondientes a esquemas innatos de órganos, procede la enorme cantidad de sectores innatos en que se divide el Registro Óntico del pasú: hay que advertir que cada sector innato, uno por cada órgano, lleva un tapasigno fija o chakra, lo que debe dar una idea de que los mismos se cuentan por millones en el microcosmos; sin embargo, no todos son funcionalmente equivalentes ni tienen la misma importancia en la composición de la estructura microcósmica: universalmente, y la Sabiduría Hiperbórea coincide con ello, se ha convenido en señalar como los más importantes, desde el punto de vista del objetivo microcósmico de la finalidad, a SIETE chakras; justamente, aquellos que son tapasignos de los sectores innatos radicados en las glándulas endocrinas o glándulas de secreción interna; los nombres de estos chakras se darán más adelante, en el inciso “Posibilidades de la vía tántrica”, donde se explicará también por qué el virya despierto no deberá jamás provocar la actividad del logos Kundalini por medio de la yoga; a estos siete chakras nos vamos a referir ahora para explicar concretamente la función del principio plasmador, pero las conclusiones expuestas pueden aplicarse sin inconveniente para interpretar la intervención del logos Kundalini en cualquier sector innato del Registro Óntico del pasú.

Pero, antes de entrar en el tema de los chakras orgánicos, conviene aclarar el alcance de la definición anterior: aún cuando los sectores innatos hayan sido definidos como “contenidos” orgánicos, es decir, como registros “radicados” en los órganos, tal afirmación no debe ser interpretada en el sentido excesivamente literal. Esta aclaración tiene como objeto evitar la creencia ingenua de que bastaría, por ejemplo, con remover un órgano para eliminar el sector innato “radicado”, o “contenido”, en él; la verdad, en cambio, es completamente opuesta: la eliminación de un órgano NO AFECTA en absoluto al sector innato que lo conforma. ¿Por qué? Respuesta: porque el sector innato, cuyo registro plasma al órgano, se halla en realidad plasmado en el alma del pasú, en su “cuerpo doble” o “astral”. El Plan registrado, la matriz funcional del órgano, es lo que está subpuesto en el órgano como término de su entidad, lo que “radica” en él y subsiste como fundamento de su existencia individual; pero el sector innato, cuyo registro consiste en dicho Plan, se halla fundado a su vez en la complexión del alma, recibiendo de ella su base metafísica.

Teniendo en cuenta esta aclaración, consideremos ahora un chakra particular; por ejemplo el llamado AJNA cuyo sector innato se encuentra “radicado” en la glándula hipófisis. El razonamiento que hay que hacer es el siguiente: en el sector innato de la glándula hipófisis existe el registro de un esquema anterior cuyo plan consiste en el proyecto de una “glándula hipófisis experimental”, es decir, un esquema hereditario proyectado experimentalmente por selección filogenética a partir del principio de la metempsicosis progresiva; la glándula hipófisis real del pasú se conforma en base a dicho esquema hereditario registrado en el sector innato: para que ello ocurra el esquema hereditario de la glándula hipófisis ha de estar subpuesto en la entidad glandular para poner término individual a su naturaleza universal arquetípica; LA CONFORMACIÓN DE LA GLÁNDULA REAL ES, ENTONCES, EL EFECTO DE LA PLASMACIÓN QUE LE IMPONE, EL ESQUEMA HEREDITARIO; el esquema hereditario opera así como una MATRIZ PLASMADORA de la serie formativa del designio, más ¿qué clase de matriz? no una MATRIZ ESENCIAL porque ésta es la única en cada designio y en el caso del designio pasú su capacidad es tal que contiene y determina a todo el microcosmos. Respuesta: el esquema hereditario de la glándula hipófisis, así como cualquiera semejante, es una MATRIZ FUNCIONAL del designio pasú; pero toda MATRIZ FUNCIONAL es un Plan contenido en el designio caracol o en el designio serpiente, los cuales se hallan relacionados entre sí jerárquicamente: según vimos en 'F' (página 298): “La Sabiduría Hiperbórea, en efecto, afirma que el designio caracol, y el designio serpiente que le está subordinado, OCUPA UNA POSICIÓN SOBRESALIENTE DENTRO DEL DESIGNIO PASÚ PORQUE EN TAL DESIGNIO SUBYACE EL PRINCIPIO DEL MOVIMIENTO ENERGÉTICO, DE CUALQUIER NATURALEZA QUE ESTE SEA. ¿Qué quiere decir esto? Respuesta: que el movimiento de la energía siempre sigue una ley formal cuya descripción corresponde con alguna matriz arquetípica del designio caracol.” “A las matrices arquetípicas del designio caracol que determinan la forma del movimiento energético, psíquico o vital (calorífico, eléctrico, químico, hidráulico, mecánico, etc.) la Sabiduría Hiperbórea las denomina MATRICES FUNCIONALES”; comprobamos, pues, que el esquema hereditario que plasma a la glándula real es una matriz funcional del designio caracol, el cual está contenido en el designio de designio de máxima extensión que existe, esto es, el designio pasú.

Podemos entender ahora la definición ya adelantada: LOS CHAKRAS SON MATRICES FUNCIONALES DEL DESIGNIO PASÚ CUYA ESTRUCTURA CONSISTE EN ESQUEMAS DE SÍ MISMO ANTERIORES.

Pero los chakras son tapasignos FIJAS, es decir, imágenes fijas, que sellan los sectores innatos del Registro Óntico del pasú: ¿qué significan estas imágenes que se destacan nítidamente sobre los sectores innatos y, por consiguiente, sobre la pantalla óntica de los órganos? Respuesta: En primer lugar, las tapasignos son FIJAS porque los órganos son ENTES INTERNOS, es decir, entes plasmados permanentemente por el registro de la matriz funcional. En segundo lugar, hay que considerar a la imagen fija de la tapasigno chakra como una representación sémica del esquema hereditario registrado: la imagen del chakra es un símbolo que prefigura a la estructura del esquema hereditario y, con todo rigor, puede afirmarse que tal imagen expresa simbólicamente la CAPACIDAD del sector innato.

En resumen, en el sector innato de la glándula hipófisis real, se encuentra registrado un “esquema hereditario”, el Plan de una glándula hipófisis, en base al cual aquélla se conforma y adquiere identidad orgánica: el esquema hereditario no solo conforma al órgano sino que determina su función particular; ello ocurre porque el esquema hereditario es, también, una “matriz funcional”, es decir, una matriz arquetípica del designio caracol, el cual rige todas las leyes formales de la energía micro o macrocósmica; SOBRE la glándula hipófisis real, en su pantalla óntica, se distingue una imagen fija o tapasigno del sector innato: es el chakra AJNA, que representa sémicamente al esquema hereditario registrado, a la CAPACIDAD del registro. Basta con extender esta explicación a cualquier órgano microcósmico para comprender la función de otros chakras, pues ninguno difiere demasiado en lo esencial de lo que aquí se ha expuesto: y con esto queda completada la definición estructural del concepto de chakra, a la cual hemos comprendido en un contexto orgánico.

 

 

E – El principio Plasmador radica en el germen microcósmico.

 Como ya disponemos de la definición estructural del concepto de chakra, podemos retomar el tema del “principio plasmador del microcosmos” y profundizar sobre la “misión” del Logos Kundalini. Tal misión consiste, según vimos, “EN CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA DEL MICROCOSMOS”, y la misma es cumplida por el Logos Kundalini durante toda la vida del pasú. Sin embargo, para comprenderla con facilidad, es conveniente comenzar por el origen y referirnos a la actividad del principio plasmador durante la organización misma del organismo microcósmico.

Si partimos del origen biológico del pasú, es decir, del GERMEN microcósmico, podemos entonces completar la definición del principio plasmador y comprender mejor su misión posterior de “controlar la función general orgánica”. Más ¿qué es, metafísicamente, un GERMEN microcósmico? Respuesta: un átomo gravis impulsado a evolucionar por el Arquetipo Manú e individualizado por el designio pasú (ver figura 56). Sin repetir todo lo visto anteriormente, podemos definir la generación de un germen microcósmico como EL INICIO DE UN CICLO VITAL DE LA SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL en que se desarrolla la evolución de la mónada. El despliegue del germen en este “ciclo vital”, vale decir, su crecimiento y maduración, dará por resultado un nuevo “esquema de sí mismo”, es decir, un nuevo miembro de la superserie que será conservado en un sector innato de la complexión del alma. Pero el “alma” del pasú, en el cual está registrada la superserie, es sólo el término material de la mónada evolutiva: en el extremo físico del proceso evolutivo, la mónada se manifiesta como un átomo gravis individualizado y altamente evolucionado, que es el alma del pasú, comienza cada nuevo “ciclo vital” de su evolución como “germen microcósmico”, siendo para ello plasmado por el Aspecto Logos con el designio pasú. Empero, salvo el ente “microcosmos”, todo otro ente exterior plasmado por el Aspecto Logos se mantiene fijo en su conformación, aún cuando evolucione, pues todos sus cambios se ajustan a la capacidad de la matriz esencial subpuesta, es decir, a la capacidad del Registro Óntico que conserva el Plan del designio particular: el ente exterior ha sido plasmado una sola vez con su designio y esta determinación es suficiente para asegurar su existencia individual permanente. Pero la situación cambia esencialmente cuando el Aspecto Logos plasma al átomo gravis con el designio pasú: en tal caso no se produce un simple ente externo, con una determinación evolutiva fijada a priori por el Plan del designio, sino un GERMEN microcósmico dotado de un “principio plasmador activo”.

Vamos a ver ahora qué significa esta diferencia.

Ante todo, hay que imaginar lo que ocurre cuando el Aspecto Logos propone el designio pasú en el átomo gravis: el átomo gravis resulta envuelto en una BURBUJA o GLOBO cuya capacidad es la de la MATRIZ FONÉTICA del designio. La Sabiduría Hiperbórea denomina GLOBO DE AKASA a la envoltura del átomo germinal, aunque también recibe otros nombres más o menos adecuados: HUEVO GERMINAL, CONCHA VALVAR, ARCA DEL LOGOS, etc.

La “matriz fonética” es, desde luego, una matriz funcional del designio caracol y el secreto de su forma y estructura constituye desde antiguo una clave de la Kábala Acústica. En el designio pasú, esta matriz funcional ocupa el “puesto central” del Plan, en el sentido de que es la primera que se manifiesta físicamente: alegóricamente, puede suponerse que la matriz fonética constituye “el centro” de la capacidad de la matriz esencial. Su función, es decir, su ley, es la primera que actúa en el plano material para dar nacimiento al germen humano: LA MATRIZ FONÉTICA ES EL EXTREMO PRINCIPAL DEL PRINCIPIO DE INDIVIDUACIÓN DEL DESIGNIO PASÚ. Sólo a partir de la formación globular que la matriz fonética impone al átomo gravis, comienza realmente el proceso evolutivo del germen microcósmico cuyo crecimiento y maduración darán por resultado el pasú óntico, el individuo humano.

La forma de la matriz fonética, el globo de akasa, es, pues, la primera PLASMACIÓN MATERIAL que el designio pasú determina en el átomo gravis, el cual, desde entonces, se transforma en un ÁTOMO GERMINAL HUMANO, en un germen microcósmico. Y en esta primera plasmación del designio pasú reside, justamente, lo que diferencia al microcosmos de cualquier otro ente externo: porque LA PLASMACIÓN DEL GLOBO DE AKASA ENCIERRA EN SÍ MISMO AL PRINCIPIO PLASMADOR. Es como si el Aspecto Logos, al plasmar el designio pasú, dejase a su VOX contenida por el globo de akasa: DENTRO DEL GLOBO SUBSISTE ENTONCES EL LOGOS KUNDALINI, EL PRINCIPIO PLASMADOR DEL MICROCOSMOS, EL VERBO DEL DEMIURGO.

El átomo germinal consiste, así, en un átomo gravis, con su punto indiscernible donde subyace el ser en sí del Arquetipo Manú, encubierto por un globo de akasa, vale decir, plasmado por la forma de la matriz fonética; pero el contenido del globo, aquello que NO ES el átomo gravis pero que se encuentra comprendido por los límites de la matriz fonética, es el Logos Kundalini, UNA RÉPLICA MICROCÓSMICA DEL VERBO DEL DEMIURGO: por eso la VOX del Logos Kundalini es un principio plasmador de microcosmos, análogo a la VOX del Aspecto Logos cuyo poder plasmador de entes externos ya hemos estudiado. Mas ¿qué plasma el Logos Kundalini? Respuesta: la totalidad del microcosmos; salvo el principio del átomo germinal, el globo de akasa, que ha sido plasmado por el Aspecto Logos, el Logos Kundalini es quien plasma el Plan del designio pasú, quien lo concreta en toda la integridad funcional de sus órganos. El Aspecto Logos, como vimos, sólo plasma “el centro” de la matriz fonética, es decir, el centro de la capacidad de sólo una entre miles de millones de matrices arquetípicas de las que consta el designio pasú: pero desde ese centro, en el cual ha quedado contenido un Verbo, un principio plasmador activo, continúa la plasmación del Plan del designio pasú, plasmación que se efectúa SOBRE el globo de akasa, es decir, exteriormente, porque su potencia conformadora opera DESDE ADENTRO HACIA AFUERA del globo de akasa. Para comprender esta acción del Logos Kundalini hay que imaginar al principio plasmador como una FUERZA VIBRATORIA cuyas ONDAS se transmiten a través del globo transportando la información del Plan. Con otros términos, y sin desdeñar las figuras alegóricas: EL SONIDO DEL LOGOS ATRAVIESA LA DELGADA MEMBRANA DEL HUEVO GERMINAL; CADA “PALABRA”, PRONUNCIADA RÍTMICAMENTE, TIENE EL PODER DE PLASMAR UNA FORMA FUERA DEL HUEVO; EN VERDAD, CADA “PALABRA” ES UNA MATRIZ FUNCIONAL DEL DESIGNIO PASÚ; POR ESO, PALABRA TRAS PALABRA, EL LOGOS KUNDALINI VA “LEYENDO” EL PLAN DEL DESIGNIO Y LO VA PLASMANDO AFUERA, CONCRETÁNDOLO EN SU INTEGRIDAD ORGÁNICA; ESTA “LECTURA” LA REALIZA DIRECTAMENTE DE LA COMPLEXIÓN ANÍMICA DONDE ESTÁ REGISTRADO EL PLAN DEL DESIGNIO, ES DECIR, DEL ÁTOMO GRAVIS INTERIOR AL HUEVO: TAL ÁTOMO NO ES MÁS QUE LA EXPRESIÓN FÍSICA DE LA MÓNADA EVOLUTIVA DEL PASÚ Y, EN SU COMPLEXIÓN, SE HALLA GRABADA LA SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL DE ESQUEMAS ANTERIORES. ASÍ, POR EL PODER CREADOR DEL VERBO, SE ESTRUCTURA EL MICROCOSMOS EN TORNO AL HUEVO ORIGINAL; EL HUEVO, EL GLOBO DE AKASA, ES LO PRIMERO PLASMADO Y EL PRINCIPIO PLASMADOR DEL MICROCOSMOS; EL “GLOBO DE AKASA” ES EL FUNDAMENTO METAFÍSICO DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO; Y EL “PRINCIPIO PLASMADOR ACTIVO” ES QUIEN CONFORMA A TODO ÓRGANO, AJUSTÁNDOLO AL PLAN PARTICULAR REGISTRADO EN SU SECTOR INNATO Y POSIBILITANDO SU EXISTENCIA INDIVIDUAL COMO ENTE INTERNO. A MEDIDA QUE LA PLASMACIÓN SE VA HACIENDO CADA VEZ MÁS EXTERIOR AL GLOBO DE AKASA, LOS ENTES INTERNOS QUE SE ORGANIZAN VAN OCUPANDO MÁS ESPACIO Y, CON ELLO, VAN INCORPORANDO MÁS MATERIA GRAVIS EN LA COMPOSICIÓN; EL PODER PLASMADOR DEL LOGOS KUNDALINI HACE CORRESPONDER A CADA “PALABRA”, O SECTOR INNATO, UN ÓRGANO; PERO LOS SECTORES INNATOS ESTÁN REGISTRADOS EN LA COMPLEXIÓN DEL ALMA, EN TANTO QUE LOS ÓRGANOS SE PRODUCEN CON NUEVA MATERIA GRAVIS “SOBRE” AQUELLOS: VALE DECIR, QUE EL PODER DEL LOGOS KUNDALINI VA CONSTRUYENDO UN CUERPO SOBRE OTRO, UN ORGANISMO MATERIAL SOBRE UNA ENTIDAD ANÍMICA; DE AQUÍ QUE LA ENTIDAD ANÍMICA SEA CONSIDERADA COMO UN “CUERPO DOBLE” DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO.

CADA ÓRGANO CORRESPONDE A UN SECTOR INNATO DEL “CUERPO DOBLE” Y, POR ESO, SE AFIRMA QUE EL CUERPO DOBLE “ANIMA” A TODO ÓRGANO MICROCÓSMICO, CONCEDIÉNDOLE SU PARTICULAR VITALIDAD. EN EL CASO DEL ÓRGANO CEREBRAL, TAL ANIMACIÓN ADQUIERE UNA CARACTERÍSTICA ESPECIAL POR CUANTO LA ESTRUCTURA NEUROFISIOLÓGICA PERMITE LA MANIFESTACIÓN DEL ALMA BAJO LA FORMA DE “SUJETO ANÍMICO RACIONAL” O RAZÓN. FINALMENTE, CUANDO EL GERMEN MICROCÓSMICO SE DESARROLLA ORGÁNICAMENTE EN TODA SU INTEGRIDAD, EL SUJETO ANÍMICO OPERA EN LA ESTRUCTURA PSÍQUICA Y CONSTRUYE LA ESTRUCTURA CULTURAL Y EL ESQUEMA DE SÍ MISMO EN LA FORMA YA ESTUDIADA.

Sólo cabe agregar que el globo de akasa, fundamento metafísico del “microcosmos”, PERMANECE COMO TAL DURANTE TODO EL DESARROLLO DEL CICLO VITAL.

A medida que el organismo microcósmico se estructura sobre su base, el globo de akasa va ocupando un lugar cada vez más INTERNO; por eso, en cualquier momento del ciclo vital, el globo puede ser localizado EN EL INTERIOR del microcosmos, en un sitio cercano al sector innato del muladhara chakra, es decir, a la altura del hueso sacro de la columna vertebral. Por ese carácter de permanente interioridad que presenta el globo de akasa es que la Sabiduría Hiperbórea lo califica, también, de “NÚCLEO FONÉTICO DEL GERMEN MICROCÓSMICO”: el núcleo fonético, desde luego, tiene la capacidad de la matriz fonética.

Empleando tal calificación, se arriba a definiciones semejantes: EL GERMEN MICROCÓSMICO POSEE UN NÚCLEO FONÉTICO EN EL CUAL RESIDE EL PRINCIPIO PLASMADOR; SI EL GERMEN SE DESARROLLA, EL NÚCLEO PERMANECE INMUTABLE DURANTE TODO EL PROCESO CÍCLICO, ASEGURANDO INCLUSO, POR CAUSA DE SU “MISIÓN”, QUE EL PROCESO DE ESTE DESARROLLO SE AJUSTE A LA “FUNCIÓN GENERAL” DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO; SIN EMBARGO, EL NÚCLEO PUEDE SER ANORMALMENTE ALTERADO POR LAS PRÁCTICAS DE YOGA. El núcleo fonético, el globo de akasa, no es, pues, INALTERABLE: sólo permanece así durante el ciclo vital del germen microcósmico; empero, es una realidad que EL HUEVO PUEDE SER ROTO y que EL PODER DEL LOGOS KUNDALINI PUEDE SER LIBERADO DENTRO DE LA CAPACIDAD DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO. Esta alteración del núcleo fonético, esta ruptura del nuevo germinal, constituye sin dudas un grave error estratégico para el virya despierto, SALVO QUE LA MISMA SE REALICE SEGÚN LAS TÉCNICAS TÁNTRICAS HIPERBÓREAS, tal como se demuestra en el artículo 'N' y en el inciso “Posibilidades de la vía tántrica”.

No hay que insistir, por último, en que el germen microcósmico, tal cual ha sido descripto aquí, es metafísicamente análogo al macrocosmos: el Plan del germen, contenido en el designio pasú, es una réplica del Plan del macrocosmos.

Particularmente notable, en esta analogía, es la correspondencia entre el huevo germinal del germen microcósmico, donde se halla contenido el Logos Kundalini, y el Huevo Primordial macrocósmico: así como la producción de un microcosmos es obra del Logos Kundalini operando desde el huevo germinal, así también la producción del macrocosmos es obra de la VOX del Uno operando desde el Huevo Primordial.

 

F – La función general orgánica.

Hasta aquí se ha descripto el aspecto “generador” del Logos Kundalini, su actividad primordial como principio plasmador y productor del organismo microcósmico: el siguiente paso que nos proponemos es el de estudiar la “misión” posterior del Logos Kundalini, la cual consiste, según vimos, en “CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA DEL MICROCOSMOS”. Sin embargo, aún no estamos preparados para dar ese paso.

Como sabemos, el Logos Kundalini produce el organismo microcósmico con el poder plasmador de su VOX, plasmando el designio pasú en la región exterior del globo de akasa pero ejerciendo dicho poder desde el interior del globo de akasa. Sobre este globo, que es su soporte esencial, crece y madura el germen humano, desarrollando la estructura orgánica microcósmica SEGÚN SU FUNCIÓN GENERAL.

Antes de explicar de qué manera cuida el Logos Kundalini que el desarrollo del germen no se aparte de la “función general”, debemos asegurarnos de que se ha comprendido con claridad este concepto.

Todo germen microcósmico se desarrolla completamente durante un CICLO VITAL: en el período de tal ciclo, el alma evoluciona de acuerdo a la “función continua del progreso evolutivo” cuya representación gráfica es la curva ELIX de la figura 56. En cada momento del desarrollo, es decir, en cada punto de la curva ELIX, el germen ha alcanzado un grado evolutivo y presenta una FORMA INDIVIDUAL; por eso, en la figura 63, y para el ejemplo particular de un caballo evolutivo, se ha mostrado que a cada punto de la función continua corresponde una “forma individual”, todas las cuales forman una “serie ónticotemporal”. Del mismo modo, podemos imaginar ahora que, sobre la curva ELIX de la figura 56, existe una serie de formas individuales, cada una de las cuales corresponde a un grado de desarrollo del germen microcósmico; esta serie ónticotemporal completa, es decir, desde la plasmación del globo de akasa hasta la desintegración orgánica, tiene la duración de un CICLO VITAL. Aplicando conceptos ya estudiados, ha de ser claro lo siguiente: EL CONJUNTO DE TODAS LAS FORMAS INDIVIDUALES DE LA SERIE ÓNTICOTEMPORAL DEL PASÚ, DURANTE UN CICLO VITAL, SE DENOMINA “ESQUEMA DE SÍ MISMO”.

Ahora bien, el alma no se limita a evolucionar durante un ciclo vital, y a desarrollar un esquema de sí mismo, sino que su experiencia se extiende a incontables ciclos vitales: en esa pluralidad de vidas el alma va ensayando y seleccionando todas las estructuras orgánicas que le permitirán perfeccionar el microcosmos y cumplir el objetivo final de concretar su entelequia. Como el movimiento anímico siempre obedece a la función continua, y como en cada ciclo vital se desarrolla un esquema de sí mismo particular, resulta que la función continua considerada en su máxima extensión revela una SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL, es decir, una superserie de “esquemas de sí mismo”, como expresión concreta del progreso evolutivo. Todos los esquemas de la superserie se incorporan al alma tras cada ciclo vital y se conservan permanentemente en ella codificados por el designio pasú, es decir, contenidos en la capacidad de las matrices arquetípicas. Pero cuando el alma anima el despliegue de un germen microcósmico, cada uno de tales esquemas ocupa un sector innato del Registro Óntico y subsiste como fundamento esencial de las funciones particulares de los órganos; SIN EMBARGO, ESTA DISTRIBUCIÓN NO SIGNIFICA LA DESCOMPOSICIÓN DE LA SUPERSERIE.

Con otras palabras, el hecho de que los esquemas anteriores estén distribuidos ESPACIALMENTE, es decir, cada uno en su sector innato y distanciados entre sí, no implica su desconexión en tanto miembros de la superserie: POR EL CONTRARIO, AÚN CUANDO APAREZCAN DISTRIBUIDOS BAJO TODOS LOS ÓRGANOS DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO, LOS ESQUEMAS REGISTRADOS PERMANECEN SIEMPRE UNIDOS EN LA FUNCIÓN CONTINUA DEL PROGRESO EVOLUTIVO, EN LA CURVA ELIX. En verdad, todos los sectores innatos, cuyos esquemas determinan la función particular de los órganos, están unidos en la función continua del progreso evolutivo del alma, es decir, en la función con que se despliega el germen microcósmico en su totalidad: por este carácter global, es que a la función continua se la denomina, también, FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO.

Empleando el concepto del “significado como camino”, podemos expresar alegóricamente esta importante conclusión: EXISTE EN EL ORGANISMO MICROCÓSMICO UN CAMINO EN ESPIRAL QUE VINCULA ENTRE SÍ A TODOS LOS SECTORES INNATOS DEL REGISTRO ÓNTICO, ES DECIR, A TODOS LOS CHAKRAS. Cuando estudiamos el Registro Óntico, ya habíamos observado que el “hilo de conciencia” permite a la Facultad de registrar del Aspecto Logos inferir los contenidos de cualquier sector; ahora comprendemos al hilo de conciencia, hilo de significado continuo, como si fuese un camino que PASA por todos los sectores innatos;  pero el hilo de conciencia es sólo uno para cada alma y, alegóricamente, en otro inciso ya lo habíamos denominado CAMINO ELIX, aunque consideramos particularmente EL TRAMO QUE PASA POR LA ESTRUCTURA PSÍQUICA. Resulta así que el “camino” que vincula a los sectores innatos, a los chakras, es el CAMINO DE ELIX considerado en su máxima extensión, o sea, “más allá de la estructura psíquica”.

Al tramo del camino de ELIX que pasa por los sectores innatos y conecta los distintos chakras entre sí, la Sabiduría Hiperbórea lo denomina CANAL ELIX. No obstante ser claro a qué nos referimos al hablar de CANAL ELIX, conviene advertir aquí sobre un error muy frecuente en el esoterismo sinárquico: nos referimos a las teorías o “sistemas” que hablan de “CANALES” o “NADIS”, es decir, que afirman la existencia de una pluralidad de vías que conectan a los “centros” o “vórtices” entre sí. Contra tales teorías la Sabiduría Hiperbórea afirma que se hallan fundadas sobre errores gnoseológicos: NO EXISTE UNA PLURALIDAD DE CANALES ASTRALES O ENERGÉTICOS, SINO “UN” SÓLO CANAL ELIX, “UN” SÓLO CAMINO ELIX, “UNA” SOLA FUNCIÓN GENERAL. El error procede de la imposibilidad que los Viryas perdidos tienen para aprehender a la superserie ónticotemporal en toda su extensión evolutiva: lo corriente es que una falta de perspectiva metafísica cause la impresión de que los “centros” o chakras se hallan vinculados a una MARAÑA de canales; se cree entonces estar frente a una especie de “estructura astral”, una estructura en la cual los chakras serían “nudos” y los canales, o nadis, los “enlaces”. Ni qué decir que esta creencia constituye un disparate: una cosa es la estructura orgánica microcósmica y otra muy diferente el alma o cuerpo doble. El alma NO ES UNA ESTRUCTURA sino una mónada manifestada en el plano material, es decir, una materia plástica en la cual está plasmada su historia natural como superserie ónticotemporal de esquemas. Sólo el defecto de observar la historia anímica, o el Registro Óntico, aquejado de daltonismo gnoseológico explica la confusión estructural, la creencia de que el alma pueda consistir en una red de canales de energía, análogamente a un mero organismo material.

 

G – Acción de control del logos Kundalini.

Volviendo a la misión del logos Kundalini, recién ahora es posible explicar de qué modo CONTROLA LA FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA DEL MICROCOSMOS.

En primer lugar, reparemos en que la "función general del organismo microcósmico" es LA FORMA DEL PROCESO EVOLUTIVO DEL GERMEN MICROCÓSMICO. O, con otras palabras: el desarrollo del proceso evolutivo del germen adopta la forma de la función general. Pero la función general, considerada en sí misma ¿de quién toma su forma? Respuesta: de la matriz esencial. Esto es evidente porque la matriz esencial contiene el Plan del microcosmos, Plan que se desarrolla como superserie ónticotemporal en el Registro óntico desde donde conforma el proceso evolutivo del germen microcósmico, tanto en la forma general del organismo como en la forma particular de los órganos. Así, pues, es la "forma" de la matriz esencial o, con más precisión, su CAPACIDAD, quien determina a la función general del organismo microcósmico. De manera semejante, se puede afirmar que la función particular de un órgano adopta la forma de su matriz funcional, es decir, su CAPACIDAD.

En segundo lugar, debemos considerar la posibilidad de que la función general del organismo (o la función particular del órgano) se DESVÍE de la forma de la matriz esencial (o de la matriz funcional): si ello ocurre, el proceso evolutivo del organismo deja de apuntar hacia la finalidad entelequial. Es ENTONCES CUANDO EL LOGOS KUNDALINI INTERVIENE PARA "CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL".

También lo hace en el caso del proceso evolutivo de un órgano: si su función particular se DESVÍA de la forma de la matriz funcional, entonces interviene el logos Kundalini para controlar la función particular.

Hay que aclarar que el logos Kundalini se encuentra dispuesto a intervenir EN TODO MOMENTO DEL CICLO VITAL para controlar la función general o las funciones particulares: SI EN UN MOMENTO DADO DEL PROCESO EVOLUTIVO DE UN GERMEN MICROCÓSMICO, SU FUNCIÓN GENERAL (O PARTICULAR) SE DESVÍA DE LA FORMA DE LA MATRIZ ESENCIAL (O FUNCIONAL), ENTONCES, EN "ESE MOMENTO", INTERVIENE EL LOGOS KUNDALINI PARA RESTABLECER LA FORMA ARQUETÍPICA DE LA FUNCIÓN.

Cabe preguntar ¿cómo ejecuta el logos Kundalini esta ACCIÓN DE CONTROL?

Respuesta: Es necesario distinguir dos casos: que la función general del organismo microcósmico se haya desviado de la forma de la matriz esencial o que la función particular de un órgano se haya desviado de la forma de la matriz funcional; el orden de estos casos será mantenido de aquí en más, y nos referiremos a ellos como "el primer caso" o "el segundo caso". En cualquiera de ambos casos EL MODO como el logos Kundalini interviene es el mismo: EMITE SU VOX, DESDE EL NÚCLEO FONÉTICO, Y SUS "PALABRAS" CIRCULAN POR EL CANAL ESPIRIFORME, DETENIÉNDOSE UN INSTANTE EN CADA CHAKRA PARA REPRODUCIR SU ESQUEMA; Y LA SOLA TRANSMISIÓN DE SU VOX POR EL CANAL ELIX BASTA PARA CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL Y LAS FUNCIONES PARTICULARES.

En el primer caso, por tratarse de una desviación muy grande, la VOX transita el canal ELIX de un extremo al otro, deteniéndose en cada sector innato y reproduciendo el esquema allí registrado; pero como la VOX es un principio plasmador activo, su reproducción equivale a una recreación efectiva del órgano esquematizado. Al completar el recorrido, lo que acontece es que el microcosmos íntegro ha sido recreado y, por lo tanto, reorientado en la función general: el proceso evolutivo obedece entonces a la función continua y el germen prosigue su desarrollo que apunta sin inconvenientes hacia la finalidad entelequial. Naturalmente, si por algún motivo la función general no consigue ser restablecida, la VOX dispone del poder suficiente como para causar la desintegración orgánica del germen, es decir, el fin del ciclo vital.

En el segundo caso, cuando la desviación afecta a la función particular de un órgano, la VOX solo necesita llegar hasta el sector innato correspondiente y reproducir el esquema hereditario allí contenido, para determinar funcionalmente al órgano y reintegrarlo en la función general del organismo.

De este modo, la misión del logos Kundalini asegura que la función general, del proceso evolutivo del germen microcósmico, se AJUSTE a la forma de la matriz esencial. Por su acción reguladora el organismo microcósmico tenderá indefectiblemente hacia la finalidad entelequial, o sea, hacia el límite de la función general: esa finalidad, ese límite, es el “objetivo microcósmico de la finalidad del pasú", vale decir, la autonomía óntica.

 

Entendemos mejor, ahora, en qué consiste la misión del logos Kundalini: en CONTROLAR que la función general del organismo microcósmico no se desvíe de la forma de la matriz esencial. Y hemos visto, también de qué modo ejecuta ese CONTROL: con solo circular con su VOZ PLASMADORA por el canal ELIX consigue corregir la desviación de la función general. Sin embargo, para alcanzar una comprensión total de la misión del logos Kundalini, aún nos falta establecer cómo advierte dicha desviación. Pero la respuesta es muy simple, aunque los conceptos implicados signifiquen extrema complejidad: el logos Kundalini advierte que existe una DESVIACIÓN cuando el proceso evolutivo del germen microcósmico se torna INESTABLE. Lo contrario también es cierto: existe CONTROL cuando el proceso evolutivo demuestra ESTABILIDAD. De aquí que una definición más rigurosa de la misión del logos Kundalini afirme que ésta consiste en MANTENER LA ESTABILIDAD DEL PROCESO EVOLUTIVO DEL GERMEN MICROCÓSMICO: LA "ESTABILIDAD" (DEL PROCESO EVOLUTIVO DEL GERMEN MICROCÓSMICO) ES OPUESTA A LA "DESVIACIÓN" (DE LA FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO); A MAYOR ESTABILIDAD DEL PROCESO EVOLUTIVO MENOR DESVIACIÓN DE LA FUNCIÓN GENERAL y VICEVERSA.

Indudablemente, todo el peso de la definición reposa sobre el concepto de ESTABILIDAD: ello nos indica que es necesario una previa explicación de este concepto para comprender con rigor la misión del logos Kundalini. Ahora bien, la "estabilidad" a que se refiere la definición tiene el significado específico de "ESTABILIDAD ORGÁNICA", lo que exige una explicación ESTRUCTURAL del concepto. Pero una explicación tal no puede ser más compleja, por lo que nos aproximaremos sistemáticamente al significado propuesto, comenzando en el siguiente artículo con una definición general de la estabilidad. Luego, en el artículo 'I', se describirá un "concepto previo" (a la noción de "estabilidad orgánica") que será empleado en el artículo 'J' como fundamento de la definición estructural de estabilidad.

 

H – Concepto general de estabilidad.

Del modo más general, la palabra “ESTABILIDAD” significa la PERMANENCIA o DURACIÓN de una cosa; por ejemplo, un cuerpo en EQUILIBRIO será “ESTABLE” mientras permanezca o dure en ese estado. Pero la misión del logos Kundalini consiste en “mantener la estabilidad del proceso evolutivo del germen microcósmico”: lo que nos interesa conocer es la “estabilidad de un proceso”, es decir, de algo en MOVIMIENTO, de un fenómeno solo descriptible en función de sus magnitudes variables. Ello no será difícil pues la estabilidad no solo alcanza a lo que permanece inmutable: EL MOVIMIENTO TAMBIÉN PUEDE SER “ESTABLE”. Referido exclusivamente al movimiento de un proceso evolutivo, el “concepto general de estabilidad” afirma que: UN MOVIMIENTO SERÁ ESTABLE SI SE MANTIENE EN TODO MOMENTO LA RAZÓN DE SU CAMBIO.

Para explicar el concepto general hay que comenzar por estudiar en qué consiste el movimiento del proceso evolutivo. Por medio de unos ejemplos, el primero de los cuales considera al movimiento como un simple desplazamiento de un cuerpo, vamos a poner de relieve que todo proceso se caracteriza por dos funciones a las que hay que saber distinguir con claridad.

Apliquemos, por ejemplo, el concepto general a un cuerpo que cae libremente hacia la Tierra: sin ninguna duda su movimiento es “estable” pues en todo momento se mantiene la razón de su cambio; a esta razón se la conoce como LEY DE LA GRAVITACIÓN UNIVERSAL. En particular, el movimiento de un Arquetipo, es decir, el PROCESO EVOLUTIVO, es estable cuando se mantiene la razón de su cambio: a esta razón la hemos definido como “ley de evolución” o “función continúa del progreso evolutivo”. Las estructuras vivas, tales como los entes vegetales o animales, crecen y se desarrollan según un proceso evolutivo y por eso es habitual hablar, por ejemplo, de la “estabilidad” en el crecimiento de una planta cuando su desenvolvimiento responde a la ley de evolución. En el caso del germen microcósmico, y aquí es donde se ve la propiedad del término, es evidente que su proceso evolutivo será ESTABLE en tanto y en cuanto se mantenga fiel a la función general, que es LA RAZÓN DE SU CAMBIO.

Con estos ejemplos se evidencia la validez del concepto general: LA ESTABILIDAD DE UN PROCESO EVOLUTIVO EXIGE LA PERMANENCIA DE LA RAZÓN DE SU CAMBIO. Pero ahora sabemos mucho más sobre el movimiento pues, tal exigencia, IMPLICA QUE EL MOVIMIENTO HA DE OBEDECER FIELMENTE A UNA LEY O FUNCIÓN: bien que se mire, hemos efectuado, en el proceso, la distinción entre el MOVIMIENTO y la LEY UNIVERSAL que lo rige. Tal distinción es, desde luego, puramente analítica, pero no por ello carente de fundamentos reales: sin olvidar que en el fenómeno real TODAS las variables del proceso evolutivo están ligadas estructuralmente, no hay inconvenientes para estudiar cada una de ellas en función de sus relaciones mutuas. Solo así podremos comprender la esencia de la estabilidad pues “la permanencia de la razón de su cambio”, exigida al proceso, SÓLO puede ser explicada como una RELACIÓN DE EXACTITUD entre el movimiento y su ley.

A fin de que la explicación sea clara conviene generalizar las definiciones para “todo proceso evolutivo”.

Todo proceso evolutivo se caracteriza por dos cosas: el MOVIMIENTO, real y complejo, con el que se desarrolla, y la LEY UNIVERSAL que rige al movimiento y a la cual éste tiende a obedecer.

El “MOVIMIENTO REAL” del proceso es un movimiento resultante de la acción combinada de todas las variables “internas” del fenómeno, es decir, es el movimiento total y exterior del fenómeno: toda interacción entre externos se concreta entre los MOVIMIENTOS REALES de sus respectivos procesos evolutivos. Desde el punto de vista analítico, el MOVIMIENTO real de todo proceso recibe, también, el nombre de “FUNCIÓN REAL”; la función real es una variable dependiente de la ley universal.

Por otra parte, la LEY universal que rige al movimiento real recibe distintas calificaciones según contexto de la definición: FUNCIÓN IDEAL, FUNCIÓN ARQUETÍPICA, FUNCIÓN PATRÓN y FUNCIÓN PREESTABLECIDA. Aquí vamos a explicar brevemente el por qué de tales calificaciones y luego las emplearemos indistintamente, es decir, sinónimamente, para referirnos a la ley universal de todo proceso evolutivo.

En oposición a la función real del proceso, se denomina FUNCIÓN IDEAL a la ley universal que rige el movimiento, distinta del movimiento mismo, porque tal ley no puede ser directamente aprehendida de la realidad del fenómeno sino que debe ser inferida idealmente a partir de la observación empírica. El “movimiento real” es, desde luego, sumamente complejo pues lo integran la totalidad de las variables físicas en que se manifiesta el impulso evolutivo del Arquetipo universal: toda especie energética o función orgánica, por ejemplo, son variables internas que integran el movimiento real del proceso evolutivo de un ente. Para justificar la calificación de FUNCIÓN IDEAL que se da a la ley universal que rige al movimiento real vamos a recurrir a un ejemplo simple en el que el movimiento se reduce a “traslación de cuerpos”: las conclusiones obtenidas podrán luego, por inducción analógica, ser extendidas a otras formas de movimiento pues una “ley universal” puede regir a cualquier tipo de movimiento, tanto energético como funcional u orgánico.

Si con las mismas condiciones iniciales, coincidencia de tiempo e inmediación de espacio, se permite que un conjunto de cuerpos semejantes se dirijan hacia la tierra en “caída libre”, se comprobará que el movimiento ESPECÍFICO de cada ejemplar es ligeramente diferente al del otro; sin embargo se afirma que a todos los movimientos los alcanza las GENERALES de la ley gravitatoria universal; vale decir que, a pesar de sus diferencias específicas, los movimientos TIENDEN A AJUSTARSE a una ley universal; pero esta ley, que por estar rigiendo a todos los movimientos reales específicos ha de estar “más allá de todos ellos”, debe ser inferida por observación y COMPARACIÓN, es decir, por APLICACIÓN de una función real sobre otra para comprobar las analogías específicas y determinar el GÉNERO de la ley universal; y una APLICACIÓN tal, desde luego, solo puede ser realizada por un sujeto sistemático, es decir, por el sujeto cultural en la estructura cultural. Es evidente que una ley GENERAL así inferida, por aplicación sistemática de las funciones reales específicas, es solo un CONCEPTO TAJADA de la estructura cultural, una función de función, una IDEA: de aquí la calificación de FUNCIÓN IDEAL que se atribuye a la ley universal que rige el movimiento real de todo proceso evolutivo. En general, la función ideal es un concepto cuya extensión abarca a todos los movimientos reales específicos que su descripción comprende. Ahora bien, la conclusión de que la ley universal que rige al movimiento real es una función IDEAL no implica de ningún modo su INEXISTENCIA: que una función sea IDEAL solo significa que EXISTE EN OTRO PLANO, que PERTENECE A OTRO ORDEN DE EXISTENCIA. Pero tampoco debe creerse que, por estar situada en un PLANO IDEAL, la ley universal, aunque existente, sea un ente meramente imaginario: por el contrario, todo lo imaginario o ideal recibe su fundamentación sémica de la memoria arquetípica, la cual es copia invertida o reflejo del plano arquetípico macrocósmico. Así, todo lo que es IDEAL es también ARQUETÍPICO y es por eso que a la FUNCIÓN IDEAL se la califique, también, de FUNCIÓN ARQUETÍPICA.

Pero la frontera entre la especie y el género “señala el límite de la certidumbre racional” para el virya despierto ¿cómo es, pues, que ACEPTAMOS LA EXISTENCIA de las leyes universales si las mismas son solo conceptos genéricos? Respuesta: porque las leyes universales poseen un fundamento óntico del que carecen otros conceptos universales o genéricos; tal fundamento radica en las matrices funcionales del designio de los entes y, por lo tanto, ello indica que la revelación de las leyes está prevista para el hombre. Para verlo con claridad hay que afirmar la ENTIDAD de todo proceso evolutivo: de ese modo la existencia individual de un proceso, en tanto que ente, depende de la concurrencia de dos términos, uno universal y otro particular; el término universal es el IMPULSO EVOLUTIVO que, en sí mismo, es análogo al de todos los Arquetipos universales; vale decir: EL IMPULSO EVOLUTIVO ES UN SER UNIVERSAL; pero el impulso evolutivo es la causa eficaz del MOVIMIENTO REAL del proceso y, por eso, a este movimiento lo vamos a denominar NATURALEZA LEGAL del proceso. Por otra parte, sabemos que en todo ente específico el designio particular es quien determina la naturaleza universal que le concede el Arquetipo; más el designio es, en realidad, un Plan compuesto por una serie de matrices arquetípicas: la matriz esencial de esta serie es quien determina a la naturaleza universal óntica y determina “ese” ente específico; en la matriz esencial, como parte de su Plan, está integrado el “designio caracol”, el cual consta de una serie de matrices funcionales: tales matrices determinan las LEYES UNIVERSALES que rigen el movimiento de la energía en cualquiera de sus manifestaciones típicas; pues bien: SON LAS MATRICES FUNCIONALES QUIENES PONEN TÉRMINO LA “NATURALEZA LEGAL” DEL PROCESO, ES DECIR, AL MOVIMIENTO REAL DEL PROCESO EVOLUTIVO; solo por la acción determinante de las matrices funcionales el movimiento real adquiere existencia individual específica, se ajusta a una ley, mantiene la razón de su cambio y se torna estable. Es así que el movimiento real, o cualquiera de sus variables internas componentes, aparece regido por leyes especiales, leyes que luego el sujeto sintetiza y generaliza como “leyes universales”.

Es claro ahora que la forma de las leyes universales, es decir, de las FUNCIONES IDEALES está determinada por las matrices funcionales del designio; más precisamente: TODA “LEY UNIVERSAL” ES LA DESCRIPCIÓN EN UN LENGUAJE HABITUAL DE LA CAPACIDAD DE UNA MATRIZ FUNCIONAL.

Resumiendo lo que hemos visto sobre el proceso evolutivo, distinguimos en el mismo dos cosas: el movimiento real, al que hemos denominado “naturaleza legal del proceso”, y la ley universal o función ideal, es decir, la capacidad de la matriz funcional que conforma al movimiento real. Con tal distinción: A LA NATURALEZA LEGAL, EN QUE CONSISTE EL MOVIMIENTO REAL DEL PROCESO, PONE TÉRMINO INDIVIDUAL LA MATRIZ FUNCIONAL; EL MOVIMIENTO REAL TIENDE ENTONCES A “AJUSTARSE” A LA FORMA DE LA MATRIZ FUNCIONAL Y, POR ESO , SE DICE QUE “OBEDECE” A UNA LEY UNIVERSAL Y, TAMBIÉN, QUE ES “ESTABLE”.

La ley universal, según se ve, ejerce un poder conformador o MATRICIAL sobre el movimiento real y de aquí que, además, se la califique de FUNCIÓN PATRÓN.

Las matrices funcionales, como sabemos, son capacidades fijas, registradas en los entes para conformar los movimientos energéticos o las funciones orgánicas; por lo que acabamos de ver, tales capacidades son la “matriz” de las leyes universales, o FUNCIONES IDEALES Y ARQUETÍPICAS, que determinan al movimiento real, o FUNCIÓN REAL, del proceso evolutivo. Más, por estar registradas en el ente, las leyes universales permanecen siempre fijas aún cuando conformen a las variables por ellas determinadas: de modo PREESTABLECIDO la ley universal o función ideal viene a causar la forma del movimiento real o función real del proceso evolutivo y por eso, también recibe la calificación de FUNCIÓN PREESTABLECIDA.

 

Ahora que sabemos distinguir con claridad entre la función real y la función ideal, que interviene en el proceso evolutivo de todo ente, podremos comprender el concepto general de “estabilidad”. Este concepto afirma que “un proceso evolutivo es estable si se MANTIENE en todo momento la razón de su cambio”; pero el análisis del proceso nos mostró que “la razón de su cambio” es la ley universal o matriz funcional que conforma al movimiento real: la conclusión de esto es que LA ESTABILIDAD DEPENDE DE CUAN FIELMENTE SE AJUSTE LA FUNCIÓN REAL A LA FORMA DE LA FUNCIÓN IDEAL PREESTABLECIDA.

Para comprender la estabilidad de un proceso evolutivo, entonces, hay que observar el modo como la función real tiende a ajustarse a la función ideal, es decir, el modo como el movimiento real obedece a la ley universal. Y una observación tal, para ser efectiva, debe realizarse INSTANTE POR INSTANTE, simultáneamente, en ambas funciones. Con otras palabras, es posible considerar analógicamente a las funciones real e ideal como variables analíticas, ligadas funcionalmente entre sí, y observar los pares ordenados de valores: LA RELACIÓN ENTRE UN PAR ORDENADO DE VALORES DE LAS FUNCIONES REAL E IDEAL NOS DARÁ UNA INDICACIÓN “INSTANTÁNEA” DE LA ESTABILIDAD. El valor instantáneo de la estabilidad se define, así, como una RELACIÓN PUNTUAL entre las funciones real e ideal.

Es evidente que la sucesiva observación del valor instantáneo de la estabilidad en un proceso evolutivo permite tratar a ésta como si fuese una función dependiente, a la vez, de las funciones real e ideal: A LA ESTABILIDAD, COMO FUNCIÓN ANALÍTICA, SE LA DENOMINA “FUNCIÓN DE AJUSTE” DEL PROCESO EVOLUTIVO, Y A CADA VALOR INSTANTÁNEO “RELACIÓN DE EXACTITUD”. Cuando entre una función real y una función ideal preestablecida se verifica una “función de ajuste” se afirma que la función real está REGULADA por la función ideal, o bien que el movimiento real está REGULADO por una ley universal. El estudio de la estabilidad bajo la forma de “función de ajuste” de los procesos evolutivos, y de sus valores instantáneos como “relaciones de exactitud”, es el objeto de la “Teoría de Control de los procesos evolutivos” que se desarrolla en la Estrategia psicosocial de la Sabiduría Hiperbórea.

¿Cómo se determina la “relación de exactitud”, es decir, el valor instantáneo de la estabilidad? Respuesta: por la DIFERENCIA (Dif.) puntual entre los valores correspondientes de las funciones real e ideal: LA Dif. ES LA MEDIDA DE LA EXACTITUD; si entre dos valores correspondientes de las funciones real e ideal existe una Dif. apreciable, ello indica una “falta de exactitud” o inestabilidad; cuanto mayor es la Dif. tanto mayor es la inestabilidad y cuanto menor es la Dif. tanto mayor es la estabilidad instantánea del proceso evolutivo; la Dif., y la estabilidad instantánea son, pues, INVERSAMENTE PROPORCIONALES; así, la máxima estabilidad se alcanza cuando la Dif. es mínima, es decir, cuando la Dif. es igual a cero, momento en el que el punto de la función real se ha identificado con el punto correspondiente de la función ideal.

Esta respuesta implica, como veremos, la ejecución de una OPERACIÓN DE COMPARACIÓN entre ambas funciones tal que permita establecer la Dif. en cada uno de los pares ordenados que las relacionan. Semejante operación solo puede consistir en la APLICACIÓN PUNTUAL de una función sobre otra para exaltar sus diferencias; con otros términos: se cotejan ambas funciones y se realiza una especie de contrastación matemática que destaca las diferencias (Dif.) puntuales como valores instantáneos de la estabilidad. Si, como resultado de la aplicación puntual, se comprueba que la función real coincide EXACTAMENTE con la función ideal, ello significa que la estabilidad es máxima. La condición para que la estabilidad de un proceso evolutivo sea máxima es, pues, que la función real se ajuste exactamente a la función ideal preestablecida; tal EXACTITUD implica que la función real ha de obedecer PUNTUAL Y FIELMENTE a la función ideal en todo su recorrido. Es evidente que en el caso de estabilidad máxima, cuando la función real coincide exactamente con la función ideal, NO EXISTE DIFERENCIA (Dif.) APRECIABLE ENTRE AMBAS FUNCIONES. De aquí la extraña consecuencia de que la “función de ajuste”, para el caso de estabilidad máxima, ES NULA EN TODOS SUS PUNTOS. Esto se entenderá mejor si nos referirnos a la estabilidad instantánea: LA MÁXIMA ESTABILIDAD INSTANTÁNEA SE ALCANZA EN EL MOMENTO EN QUE UN PUNTO DE LA FUNCIÓN REAL SE IDENTIFICA

CON UN PUNTO CORRESPONDIENTE DE LA FUNCIÓN IDEAL; EN ESE MOMENTO, LOS VALORES DE AMBAS FUNCIONES SON IDÉNTICOS Y, POR LO TANTO, NO EXISTE DIFERENCIA (Dif.) ENTRE ELLOS, VALE DECIR, LA DIFERENCIA ES IGUAL A CERO. En el caso considerado, de máxima estabilidad durante todo el desarrollo del proceso evolutivo, no podrá detectarse la Dif. puntual en ningún momento pues la función real está permanentemente identificada con la función ideal: por eso la “función de ajuste” es continuamente nula.

Pero el caso de “estabilidad máxima” expresa un límite que rara vez se alcanza en la realidad: lo “normal” es que la función real TIENDA a ajustarse a la función ideal, APROXIMÁNDOSE progresivamente a su ley universal. El modo como esa aproximación tiene lugar determina la forma de la función de ajuste: por eso, el estudio de la forma de la función de ajuste permite comprender y evaluar el grado de estabilidad de un proceso evolutivo. De las incontables formas que puede adoptar la función de ajuste aquí solo vamos a examinar las dos más significativas, esto es, aquéllas que representan los casos de “alta estabilidad” y de “inestabilidad”.

En el cuadrante analógico de la figura 64, se ha destinado el eje de abscisas para representar valores de la función ideal y el eje de ordenadas para valores de la función real; de ese modo a cada punto del cuadrante (Fn, Fi) corresponde un par ordenado y, cada punto del cuadrante, representa una RELACIÓN de las funciones real e ideal. Si denominamos RELACIÓN DE EXACTITUD a tales puntos, debemos admitir que toda curva trazada sobre el cuadrante representa un caso típico de “función de ajuste” y que la forma de la curva expresa simbólicamente a la variación de la estabilidad.

 

 

La curva senoidal de la figura 64 nos muestra el caso de INESTABILIDAD MÁXIMA: ello ocurre cuando la función de ajuste OSCILA en torno de la función ideal. La máxima estabilidad, desde luego, está SOBRE EL EJE (Fi), es decir, sobre la ley universal: hacia el eje debería tender la función de ajuste para estabilizar el proceso, cosa que jamás podrá hacer si reviste forma senoidal. De este modo el proceso evolutivo es inestable pues su función real nunca coincidirá exactamente con la función ideal preestablecida.

En la figura 65 vemos el caso en que la función de ajuste tiene forma de onda senoidal AMORTIGUADA: en este caso la estabilidad es alta porque la amplitud de la función de ajuste DECRECE continuamente tendiendo a cero. Ello ocasiona que el proceso se torne cada vez más estable, alcanzando la estabilidad máxima cuando la función de ajuste sea nula. El modo de aproximación a la estabilidad máxima puede visualizarse mejor observando la CURVA ENVOLVENTE SUPERIOR, la cual muestra claramente cómo la función real TIENDE hacia la función ideal. Esta curva envolvente es, particularmente, una función logarítmica; en consecuencia la función real tiende logarítmicamente a ajustarse a la función ideal.

 

 

El problema de estabilizar un proceso inestable consiste, según se ve, en AMORTIGUAR la oscilación de la función de ajuste: el efecto de la amortiguación consiste en disminuir continuamente, en relación a una función logarítmica, la AMPLITUD de la función de ajuste (ver figura 65). Esto demuestra que la estabilidad está en relación con la AMPLITUD; más ¿qué significa tal relación? Respuesta: la AMPLITUD de la onda senoidal, que representa a la función de ajuste, es la medida de la DESVIACIÓN que existe entre la función real y la función ideal. Para comprobarlo hagamos el siguiente razonamiento: Primero - si hay amplitud hay desviación; Segundo - si la amplitud es constante el proceso es inestable pues la función de ajuste oscila constantemente sobre el eje de la función ideal: en este caso (ver figura 64) la DESVIACIÓN, es decir, la medida de la AMPLITUD, es también constante; TODO VALOR CONSTANTE DE LA DESVIACIÓN ASEGURA LA INESTABILIDAD DEL PROCESO; Tercero - si la amplitud decrece continuamente, como en la figura 65, LA DESVIACIÓN TIENDE A CERO; ello indica que en un límite la función real se igualará con la función ideal, lo que constituye un caso típico de estabilidad; Cuarto - si la amplitud de la función de ajuste fuese continuamente igual a cero NO EXISTIRÍA DESVIACIÓN: la función real estaría ajustada exactamente a la función ideal, estaría “bajo el control” de ésta: éste es el caso de estabilidad máxima. Quinto - cada valor de amplitud de la función de ajuste es una RELACIÓN DE EXACTITUD puntual entre las funciones real e ideal, cuya medida está dada por la DIFERENCIA (Dif.); pero cada valor de la amplitud representa igualmente a la DESVIACIÓN INSTANTÁNEA entre las funciones real e ideal; en consecuencia: LA DESVIACIÓN INSTANTÁNEA ES IGUAL A LA DIFERENCIA (Dif.).

Por otra parte, a la izquierda de ambas figuras se ha representado en un círculo unitario al rotor generador de la función de ajuste. En las figura 64, se trata de un radio vector de módulo FIJO y unitario, cuyo giro circular produce la función senoidal. En la figura 65, el radio vector tiene un módulo que disminuye constantemente mientras gira; es decir: la longitud del radio vector se acorta a cada paso; al cabo de cierto número de vueltas el módulo se anula y el radio vector desaparece en el centro del círculo unitario; sin embargo, en ese recorrido, su movimiento ha tomado la forma de una espiral; la proyección de dicha espiral sobre el cuadrante analógico es la función de ajuste en forma de sinusoide amortiguada. Todas estas formas relativas a la función de ajuste, tanto la sinusoide como la sinusoide amortiguada, la espiral o la envolvente logarítmica, son descripciones analíticas de algunas matrices funcionales del designio caracol.

 

Con esto ha quedado en claro que la estabilidad de un proceso evolutivo implica la permanencia de la razón de su cambio, es decir, la obediencia fiel de su movimiento a una ley universal o función ideal: un proceso es estable si su movimiento se ajusta exactamente, o tiende a una función preestablecida. La estabilidad se obtiene ejerciendo CONTROL sobre la función real para que ésta se identifique con la función ideal preestablecida: el efecto del control se verifica sobre la función de ajuste, es decir, sobre la relación analítica entre las funciones real e ideal. El objetivo del control consiste en neutralizar la DESVIACIÓN, o sea, en llevar a cero la DIFERENCIA INSTANTÁNEA (Dif.) entre ambas funciones. Para conseguir este resultado HAY QUE DOTAR A LA FUNCIÓN REAL, A CADA INSTANTE, DE UN VALOR INVERSO AL QUE INDICA LA DIFERENCIA (Dif.): DE ESE MODO SE NEUTRALIZA LA DESVIACIÓN Y LA FUNCIÓN REAL SE IDENTIFICA CON LA FUNCIÓN IDEAL, ASEGURÁNDOSE LA ESTABILIDAD DEL PROCESO.

El valor negativo de la diferencia (-Dif.) se denomina FACTOR DE AJUSTE. La adición instantánea del factor de ajuste (-Dif.) a la función real permite CORREGIR SU DESVIACIÓN y por eso se dice que el movimiento está “REGULADO”: esta “OPERACIÓN DE ADICIÓN INSTANTÁNEA DEL FACTOR DE AJUSTE” (-Dif.) recibe el nombre de RETROALIMENTACIÓN o RETROACCIÓN (FEEDBACK).

Con más precisión, el CONTROL es una operación que consiste en detectar la DIFERENCIA INSTANTÁNEA (Dif.), entre la función real y la función ideal, y RETROALIMENTAR a la función real con el FACTOR DE AJUSTE (-Dif.), es decir, con el valor inverso de la diferencia (Dif.): la función real, así regulada, tiende a ajustarse exactamente a la función ideal, manteniéndose permanente “la razón de su cambio”, vale decir, asegurándose la estabilidad del proceso evolutivo.

 

Es posible afirmar estas conclusiones en el contexto orgánico y definir estructuralmente al concepto de estabilidad para comprender la misión del logos Kundalini. Empero, antes de encarar tal definición, habrá que explicar el concepto complementario imprescindible que describe la idea de “DOS COSAS PERTENECIENTES A ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS, RELACIONADAS ENTRE SÍ POR UN PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNIVOCA”.

A este concepto lo vamos a denominar, en adelante, “CONCEPTO PREVIO” y lo vamos a explicar en el siguiente artículo.

 

I – Concepto previo.

La idea que hay que captar es la de DOS COSAS PERTENECIENTES A ORDENES DIFERENTES, ANALOGOS Y CORRELATIVOS, RELACIONADAS ENTRE SI POR UN PROCESO DE IDENTIFICACION UNIVOCA. Antes de mostrar con ejemplos qué pueden ser estas cosas, hay que aclara los términos de lo enunciado para evitar confusiones. En primer lugar, los “ORDENES” son los PLANOS DE EXISTENCIAS de las cosas; tales “ORDENES” son “DIFERENTES” si están opuestos, como, por ejemplo, lo están lo EXTERIOR a lo INTERIOR, lo REAL a lo IDEAL, etc., cuando decimos “ente externo” y lo oponemos a “ente interno”, se entiende que nos referimos a dos cosas que existen en diferentes planos, en dos órdenes distintos del mundo. El hecho de emplear la palabra “ORDEN” en lugar de “PLANO” implica la presencia de un VALOR asignado a cada miembro ordenado; puede variar el criterio para asignar un valor mayor o menor a lo exterior y a lo interior pero es difícil suponer que tienen EL MISMO valor: para algunos lo exterior está en un orden superior con respecto a lo interior o viceversa; para otros lo ideal es eminentemente superior a lo real o viceversa; etc. En segundo lugar los planos de existencias de las cosas son ANALOGOS si es posible establecer entre ambos una “correspondencia biunívoca”, es decir, una relación tal qué, a cada punto de un plano, corresponde un punto equivalente en el plano análogo, y viceversa; entre dos planos tales siempre será posible proyectar una cosa de un plano al otro, de tal modo que el proyecto conserve invariantes las propiedades topológicas de la cosa; aquí vamos a exigir, también que el proyecto conserve invariante su función orgánica, es decir, que exista INVARIANCIA ESTRUCTURAL: con estas condiciones, la COSA y su PROYECTO, son ANALOGOS. Por otra parte, dos planos análogos son CORRELATIVOS cuando se establece entre ambos un paralelismo temporal, es decir, cuando entre dos cosas análogas, una en cada plano, sucede una proyección continua.

Finalmente, entre dos cosas ocurre un PROCESO DE IDENTIFICACIÓN cuando AMBAS tienden a fusionarse en una UNIDAD INDIVISIBLE; en cambio, el PROCESO DE IDENTIFICACIÓN es UNÍVOCO cuando UNA de las dos cosas es la que tiende a identificarse con la otra: es el caso, por ejemplo, de dos cosas A y B, situadas en planos análogos y correlativos, entre las cuales se establece una PROYECCIÓN UNÍVOCA con el fin de verificar su analogía, es decir, una proyección en un solo sentido, por ejemplo, A sobre B; si son análogas, B será la proyección de A; en ese caso, al proyectar continua y unívocamente A sobre B ocurre un PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA DE B con A, vale decir, la PROYECCIÓN tiende a identificarse con el PROYECTO, la COPIA tiende a identificarse con el ORIGINAL.

Hasta aquí la aclaración de los términos; ahora vamos a ejemplificar el concepto previo para tornar evidente su significado.

Hay muchos ejemplos que podrían ilustrar el concepto previo, algunos de gran rigor metodológico, pero aquí vamos a remitirnos a un lugar común, a un ejemplo de extrema sencillez y vulgaridad, cuya trivialidad tiene la ventaja de tornar obvio su significado. Podremos, luego de comprender un ejemplo tal, evidente por sí mismo, extender el concepto a los casos más generales; vamos a considerar, pues, el caso del hombre que PROYECTA ejecutar una obra, un OPUS; en principio, analizaremos el caso del escultor, cuya “obra” es la “estatua de piedra”.

El escultor, pongamos por caso a Miguel Ángel y a su OPUS “David”, en un primer momento solo dispone de la IDEA del OPUS y de la piedra bruta sobre la que PROYECTA concretar tal idea. Miguel Ángel contempla a la piedra bruta y en ella “ve”, proyectada, su representación de David; entonces toma el martillo y el cincel y, por medio de golpes adecuados, intenta REALIZAR el proyecto: trata de quitar la “piedra sobrante” y conseguir, así, que la piedra bruta se conforme al proyecto, se AJUSTE a la idea del Opus. Y momento a momento, a medida que el PROCESO escultórico progresa, la piedra va tomando la forma del proyecto, es decir, la piedra REALMENTE se transforma en David; la idea se hace realidad, se concreta en el Opus lítico; la forma de David, ANÁLOGA a la idea de David imaginada y proyectada por Miguel Ángel, cual si emergiera de ella, se va corporizando en la piedra bruta. Al final vendrá el pulido, el AJUSTE FINO del OPUS al PROYECTO: mediante un control cuidadoso del proceso de esculpido, Miguel Ángel procurará que el Opus se parezca lo más posible al proyecto.

En verdad, la intención de Miguel Ángel es que, finalmente, la obra se IDENTIFIQUE con el proyecto, que el Opus David se confunda con la idea David, en una entidad inseparable.

Aunque trivial, este ejemplo es perfectamente claro para patentizar el significado del concepto previo. Ante todo, notemos que hemos tratado en él de DOS COSAS: el PROYECTO y el OPUS. Pues bien, estas DOS COSAS pertenecen a DOS ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS: el PROYECTO es propio del ORDEN IDEAL, en tanto que el OPUS se concreta en el ORDEN REAL. Pero también es evidente que, entre ambas cosas, existe un PROCESO DE IDENTIFICACIÓN: el movimiento transformador del proceso escultórico tiende a identificar finalmente al Opus con el proyecto.

La actividad del escultor nos muestra, de modo ejemplar, el significado de DOS COSAS PERTENECIENTES A ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS, RELACIONADAS ENTRE SÍ POR UN PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA. Sin embargo, aún no vamos a aplicar el concepto previo para definir a la estabilidad estructural pues conviene hacer aquí una importante aclaración: NO SIEMPRE EL ORDEN DE LAS COSAS, SU “PLANO DE EXISTENCIA”, ES EXTREMO COMO EN EL CASO DE “LO IDEAL OPUESTO A LO REAL” QUE HEMOS VISTO EN EL EJEMPLO. Por el contrario, el mismo concepto encuentra aplicación en multitud de ejemplos en los cuales la DIFERENCIA DE ORDEN es de grado menor al expuesto en el ejemplo del escultor: para demostrarlo, vamos a referirnos a solo uno de todos los ejemplos posibles, tanto o más trivial que el del escultor, el cual evidenciará que entre DOS COSAS REALES puede existir una diferencia de orden que haga aplicable el concepto previo. Supongamos, ahora, que deseamos realizar COPIAS DE PLOMO del David de Miguel Ángel. Con ese fin, sacamos un MOLDE de la estatua de David cubriéndola con escayola y luego separando a ésta en dos partes hábilmente seccionadas: al unir nuevamente ambas partes del molde vacío es obvio que su CAPACIDAD interior conformará EXACTAMENTE el volumen del David moldeado. La capacidad del molde puede servir, ahora, como matriz para REALIZAR reproducciones en plomo del David de Miguel Ángel: para conseguirlo solo tendremos que ajustar las mitades del molde y verter el plomo, en estado líquido, por un orificio que comunique al exterior con la capacidad interior, es decir, por un CANAL; cuando el plomo haya cambiado al estado sólido, obtendremos una copia del David con solo separar las mitades del molde y extraer el cuerpo que ha ocupado completamente el volumen de la capacidad, que se ha conformado en su matriz. Repitiendo este procedimiento, desde luego, lograremos reproducir una pluralidad de MODELOS de David, cada uno de ellos con diferente grado de perfección respecto a la forma matricial: algunos reproducirán más fielmente esta forma, por haberse ajustado mejor a la matriz, en tanto que otros presentarán distintas imperfecciones y su calidad será inferior.

Supongamos también, para extraer de este ejemplo el máximo de sus posibilidades, que luego de elaborar el molde de escayola ocurren dos hechos: que cae un rayo y reduce a polvo la estatua original del David de Miguel Ángel y que, por motivos que no vienen al caso, padecemos desde entonces una amnesia selectiva que nos impide recordar de dónde sacamos el molde. No obstante estos hechos, nosotros continuamos reproduciendo estatuas de plomo de David sin plantearnos jamás el interrogante sobre el origen del molde.

Con tales condiciones, en este ejemplo se hace evidente que trata sobre DOS COSAS REALES: la MATRIZ y el MODELO reproducido con ella, COPIA de la forma ORIGINAL.

Sin embargo, siendo REALES, ambas cosas pertenecen a distinto orden de existencia por cuanto, una, la MATRIZ, es la CAUSA FORMAL de la otra: el MODELO; LA MATRIZ CAUSA LA EXISTENCIA DEL MODELO Y, POR LO TANTO, SU PROPIA EXISTENCIA ES ANTERIOR A LA DEL MODELO QUE LO IMITA; LA MATRIZ ES A PRIORI DEL MODELO PUES EL MODELO TIENE NECESIDAD ESENCIAL DEL MOLDE PARA EXISTIR. Así pues estas DOS COSAS, la MATRIZ y su MODELO efectivo, pertenecen a DOS ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS: la ANALOGÍA, Y CORRELATIVIDAD, se comprueba con solo establecer una correspondencia biunívoca entre todos los puntos de la superficie de la matriz y todos los puntos de contacto que con aquéllos presenta la superficie del modelo cuando se halla ajustada a la matriz. Pero además, es evidente que, durante la reproducción del modelo, ambas cosas están RELACIONADAS ENTRE SÍ POR UN PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA: a medida que el plomo líquido, la cosa efectiva, va ocupando la capacidad matricial, la cosa causal, se desarrolla un proceso de identificación formal, es decir, un proceso durante el cual, el plomo amorfo, va adquiriendo la forma de la matriz. También es evidente que la identificación completa, el momento en que la forma del modelo es idéntica a la matriz, solo puede ocurrir el final de un proceso, como su culminación perfecta; con otras palabras, la máxima perfección del modelo solo puede concebirse como FINALIDAD, como límite superior de un proceso de identificación entre su ser formal efectivo y el ser matricial causal que lo determina.

Comprobamos que en este ejemplo, referido a DOS COSAS REALES, tiene cabal aplicación el concepto previo. se trata aquí de DOS COSAS PERTENECIENTES A ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS, RELACIONADAS ENTRE SÍ POR UN PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA. Pero, esa aplicación similar de un mismo concepto a los dos ejemplos, al del escultor de piedras y al del escultor de plomo, implica la importancia consecuencia de que ambos ejemplos son ANÁLOGOS, es decir, que los elementos de uno deben corresponder con los del otro: aquí lo que nos interesa destacar es que las DOS COSAS del primer ejemplo guardan relación analógica con las respectivas DOS COSAS del segundo; en el caso de la estatua de piedra, el Opus, y la estatua de plomo, el modelo, esta relación es por demás evidente; donde hemos de detenernos un momento, es en la analogía que debe necesariamente existir entre la IDEA DEL OPUS, el PROYECTO del primer ejemplo, y la CAPACIDAD DEL MOLDE, la MATRIZ del segundo ejemplo.

En síntesis, lo importante es admitir que en el segundo ejemplo, puesto que a él nos estamos refiriendo, LA MATRIZ REAL ES ANÁLOGA A UN PROYECTO; por lo tanto: LA MATRIZ ES ANÁLOGA A UN PROYECTO REAL. En general, puede afirmarse sin inconveniente que TODA MATRIZ REAL, A CUYA FORMA SE AJUSTA UN MODELO REAL, “ES UN PROYECTO REAL”.

Como el concepto previo se aplica al segundo ejemplo, esta conclusión permite extender la aplicación de tal concepto a todo ejemplo en el cual UN MODELO REAL SURJA DE UN PROYECTO REAL: la condición suficiente y necesaria para justificar la aplicación es simplemente que EL PROYECTO REAL CUMPLA LA FUNCIÓN DE UNA MATRIZ REAL, ES DECIR, QUE EL PROYECTO REAL CONFORME AL MODELO. Considerando la incontable variedad de “proyectos” que puede concebir y realizar el hombre, proyectos matemáticos, literarios, económicos, arquitectónicos, musicales, etc., es claro que ha de existir, como decíamos más atrás, una “multitud de ejemplos” a los cuales cabe aplicarles el concepto previo. Se comprende, entonces, por qué el concepto previo constituye uno de los “principios” de la Estrategia Psicosocial: su significado revela una de las variables culturales de las sociedades pasú. Pero aquí no nos vamos a referir a esa aplicación cultural del concepto previo sino que emplearemos el mismo para definir con claridad el concepto complejo de “estabilidad orgánica”, el cual es imprescindible conocer para comprender la misión del logos Kundalini.

Para mostrar solo otro ejemplo, y demostrar con ello la validez analógica del concepto previo, destacaremos el caso del PROYECTO ARQUITECTÓNICO.

Supongamos, por ejemplo, que un hombre dispone de DOS COSAS: un CONJUNTO DE PLANOS con instrucciones para construir una CASA y los MATERIALES necesarios para concretar tal construcción; ambas cosas son obviamente reales. Es evidente que los PLANOS consisten en el PROYECTO REAL de la casa, la cosa causal, mientras que los MATERIALES con los que se conforma la CASA representan la cosa efectiva; al FINAL, luego de un proceso de construcción durante el cual los materiales fueron adquiriendo la forma descripta en el proyecto, se realiza un MODELO de casa: la casa real. Tenemos así, el PROYECTO REAL de la casa, equivalente a la matriz por su función conformadora, y el MODELO REAL de la casa, es decir, las DOS COSAS “pertenecientes a órdenes diferentes, analógicos y correlativos”. Que entre ambas cosas existe la relación de un “proceso de identificación queda evidenciado en el hecho de que la casa real, que se levantará concretamente luego de que los materiales se distribuyan en el espacio conforme al conjunto de planos, será efectivamente la realidad del proyecto real, su ejecución finalizada. Vemos aquí también, y podremos comprobarlo en múltiples ejemplos semejantes, la validez del concepto previo: el proyecto real de la casa y la casa real son “DOS COSAS PERTENECIENTES A ÓRDENES DIFERENTES, ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS, RELACIONADAS ENTRE SÍ POR UN PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA”.

 

J – Concepto estructural de estabilidad.

Si se ha captado la idea que describe el concepto previo no será difícil comprender otros ejemplos. Aquí, particularmente, nos vamos a referir a dos casos concretos: Primero: cuando una cosa es un organismo y la otra es una matriz esencial; Segundo: cuando una cosa es un órgano y la otra es una matriz funcional. La elección de estos casos no es causal: son los mismos dos casos que, en el artículo 'G', se citaron como ejemplo de la ACCIÓN DE CONTROL del Logos Kundalini. Como tales casos son análogos, las conclusiones a que arribemos les corresponderán a ambos a la vez, por lo cual aludiremos en primer término al caso del organismo y mantendremos entre paréntesis el caso del órgano.

Ante todo, examinemos si cabe aplicar el concepto previo a tales casos.

El organismo (o el órgano) y la matriz esencial (o la matriz funcional) son DOS COSAS.

El organismo (o el órgano) pertenece al plano físico; la matriz esencial (o la matriz funcional) pertenece al mundo astral; AMBAS COSAS PERTENECEN A ÓRDENES DIFERENTES, A DISTINTOS PLANOS DE EXISTENCIA. Estos órdenes, el plano físico y el mundo astral, son ANÁLOGOS Y CORRELATIVOS.

El organismo (o el órgano) está conformado funcionalmente por la matriz esencial (o la matriz funcional): esto significa que el organismo (o el órgano) desarrolla un PROCESO DE IDENTIFICACIÓN UNÍVOCA.

Comprobaremos, pues, que el concepto previo se aplica con propiedad a los casos del organismo y del órgano. Siendo así, podemos aceptar, sin inconvenientes que estos casos son ANÁLOGOS a los ejemplos expuestos en 'I'. Vale decir, el organismo (o el órgano) es análogo al MODELO y la matriz esencial (o la matriz funcional) es análoga a la MATRIZ, o sea, a la capacidad del molde.

Ahora bien, el concepto previo se aplica a todos los casos en los que “UN MODELO REAL SURJA DE UN PROYECTO REAL” puesto que “TODA MATRIZ REAL, A CUYA FORMA SE AJUSTA UN MODELO REAL, ES UN PROYECTO REAL”. En los casos considerados aquí, del organismo y del órgano ¿qué es análogo al “proyecto real”? Respuesta: EL “PLAN DEL DESIGNIO”, CONTENIDO EN EL REGISTRO ÓNTICO DE UN ORGANISMO, Y QUE ES IDÉNTICO A LA CAPACIDAD DE LA MATRIZ ESENCIAL, ES UN “PROYECTO REAL”; y, en particular, EL “ESQUEMA ANTERIOR”, CONTENIDO EN EL SECTOR INNATO DE UN ÓRGANO, Y QUE ES IDÉNTICO A LA CAPACIDAD DE LA MATRIZ FUNCIONAL, ES UN “PROYECTO REAL”.

 

Verificada la validez de los casos propuestos, notemos ahora que el “proceso de identificación unívoca” que relaciona al organismo (o al órgano) con la matriz esencial (o la matriz funcional) es un PROCESO EVOLUTIVO, es decir, un proceso al que cabe aplicar el “concepto general de estabilidad” LA ESTABILIDAD DE UN PROCESO EVOLUTIVO EXIGE LA PERMANENCIA DE LA RAZÓN DE SU CAMBIO, ES DECIR, LA OBEDIENCIA FIEL DE SU MOVIMIENTO O FUNCIÓN REAL A UNA LEY UNIVERSAL O FUNCIÓN IDEAL. Justamente, la aplicación del concepto general de estabilidad a los casos del organismo y del órgano es lo que permite definir el “concepto estructural de estabilidad”: para ello sólo hace falta asimilar los conceptos de “función real” y de “función ideal” en el contexto orgánico. Es lo que haremos a continuación.

Todo organismo (u órgano) cumple una función general (o particular): el proceso evolutivo con que se desarrolla su CRECIMIENTO, en tanto que estructura viva, tiende en todo momento a perfeccionar esa función propia; la finalidad del proceso evolutivo, la perfección propiamente dicha, es un Plan, o proyecto real, de la función general (o particular) que se encuentra PREESTABLECIDO en el Registro óntico (o en el sector innato correspondiente): ese Plan, ese proyecto real, es la capacidad de la matriz esencial (o de la matriz funcional). DURANTE EL PROCESO EVOLUTIVO, LA FUNCIÓN GENERAL (O PARTICULAR) TIENDE A IDENTIFICARSE CON LA MATRIZ ESENCIAL (O FUNCIONAL); desde el punto de vista estructural, entonces, es evidente que: LA FUNCIÓN GENERAL (O PARTICULAR) ES ANÁLOGA A UNA “FUNCIÓN REAL”, ES DECIR, AL MOVIMIENTO REAL DEL PROCESO, A SU “NATURALEZA LEGAL”; y también que: LA MATRIZ ESENCIAL (O FUNCIONAL) ES ANÁLOGA A UNA “FUNCIÓN IDEAL PREESTABLECIDA”, ES DECIR, A UNA “LEY UNIVERSAL” QUE DETERMINA Y CONFORMA A LA “NATURALEZA LEGAL” DE UN PROCESO EVOLUTIVO.

Estas analogías nos permiten, finalmente, definir al CONCEPTO ESTRUCTURAL DE ESTABILIDAD: EL PROCESO EVOLUTIVO DE UN ORGANISMO ES “ESTABLE” CUANDO SU FUNCIÓN GENERAL SE AJUSTA EXACTAMENTE A LA FORMA DE LA MATRIZ ESENCIAL. (EL PROCESO EVOLUTIVO DE UN ÓRGANO ES “ESTABLE” CUANDO SU FUNCIÓN PARTICULAR SE AJUSTA EXACTAMENTE A LA FORMA DE LA MATRIZ FUNCIONAL).

 

K – Estabilidad del proceso evolutivo del germen microcósmico.

Llegó el momento de estudiar en forma completa la “acción de control” que el Logos Kundalini ejerce sobre la función general, o sobre las funciones particulares, en el cumplimiento de su misión: el concepto estructural de estabilidad nos permite ahora comprender con profundidad el proceso evolutivo orgánico y su regulación. Como la acción de control se concreta por efecto de la VOX circulante en el canal ELIX, hemos de comenzar por describir este primer acto: trataremos, sobre todo, de comprender el modo en que la PALABRA DE CONTROL llega justamente al órgano cuyo proceso es inestable. El problema no es simple, ya que UNA palabra determinada, que circula por el canal ELIX y, por lo tanto, tiene la oportunidad de pasar por TODOS los sectores innatos, consigue infaliblemente SELECCIONAR entre todos ellos aquel sector innato donde tiene lugar el proceso inestable.

Empecemos, pues, por recordar el modo como el Logos Kundalini ejerce la acción de control: “EMITE SU VOX, DESDE EL NÚCLEO FONÉTICO, Y ESTA CIRCULA POR EL CANAL ESPIRIFORME, DETENIÉNDOSE UN INSTANTE EN CADA CHAKRA PARA REPRODUCIR SU ESQUEMA; Y LA SOLA TRANSMISIÓN DE LA VOX POR EL CANAL ELIX BASTA PARA CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL Y LAS FUNCIONES PARTICULARES” (Artículo 'G').Para comprender con detalle esta acción de control hay que advertir dos cosas y sacar una conclusión.

En primer lugar, notemos que la superserie ónticotemporal de esquemas anteriores está desplegada a lo largo del canal ELIX, en una sucesión de sectores innatos cuya totalidad constituye el Registro Óntico microcósmico: esto quiere decir que los sectores innatos o chakras se extienden en una superserie DESDE EL NÚCLEO FONÉTICO, que es el fundamento del primer chakra, hasta el BRAHMACHAKRA, que es el último chakra del organismo microcósmico. La superserie ónticotemporal de esquemas anteriores es la CAPACIDAD DE LA MATRIZ ESENCIAL, la forma que determina individualmente a “ESE” microcosmos; cada esquema anterior de la superserie es un “proyecto real”, hereditario, de un órgano o función particular; y la superserie completa, contenida en el Registro Óntico, representa el “proyecto real” de la función general del organismo microcósmico: por eso la denominaremos “SUPERSERIE REAL”.

En segundo lugar, debemos advertir que, en el núcleo fonético, el Logos Kundalini dispone de la posibilidad de LEER la totalidad de la superserie ónticotemporal: según vimos en 'E', “esta “LECTURA” la realiza directamente de la complexión anímica, donde está registrado el Plan del designio, es decir, el átomo gravis interior al huevo: tal átomo no es más que la expresión física de la mónada evolutiva del pasú y, en su complexión, se halla grabada la superserie ónticotemporal de esquemas anteriores”.

Justamente, de la PRIMERA LECTURA realizada por el Logos Kundalini procede la plasmación orgánica que da existencia individual al germen microcósmico. Pero, luego de esa primera plasmación que PRODUCE al microcosmos, el Logos Kundalini repite el Plan, lo “RELEE”, tantas veces como sea necesario para asegurar el control de la función general del organismo microcósmico: tal el carácter de su “misión”. Con ese fin, instante tras instante, la VOX del Logos Kundalini circula por el canal ELIX reiterando las Palabras originales del Plan de la matriz esencial, es decir, repitiendo la superserie ónticotemporal. Sin embargo, hay que aclarar que, luego de la primera plasmación productora del germen microcósmico, en las siguientes repeticiones del Plan, EL LOGOS KUNDALINI NO ESTÁ OBLIGADO A RESPETAR EL ORDEN DE SUCESIÓN MATRICIAL DE LA SUPERSERIE: puede, y de hecho es lo que efectivamente hace, LEER Y REPETIR SOLO AQUELLOS SECTORES DEL PLAN QUE CONVENGAN, EN UN MOMENTO DADO, A SU MISIÓN DE CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL. Así, la repetición de la superserie podría consistir de sus mismos términos esquemáticos, pero ORDENADOS DE MANERA DIFERENTE. A esta reproducción posterior de la superserie, cuyo fin es el control de la función general, la denominaremos “SUPERSERIE FONÉTICA”.

Hasta aquí las dos advertencias anticipadas; ahora debemos extraer una conclusión. Lo que hemos observado es suficiente para imaginar qué ocurre cuando el Logos Kundalini, en un organismo microcósmico ya plasmado, emite con su VOX la superserie fonética: LA VOX, MODULADA CON LA INFORMACIÓN DEL PLAN, CONSISTE EN UNA SUCESIÓN DE “PALABRAS” O “VOCES PLASMADORAS”, CADA UNA DE LAS CUALES ES EL PROYECTO REAL DE UN ÓRGANO O MATRIZ FUNCIONAL: CADA PALABRA EXPRESA UN ESQUEMA ANTERIOR DE LA SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL; ESTA SUCESIÓN DE VOCES, LA “SUPERSERIE FONÉTICA”, CIRCULA POR EL CANAL ELIX A LO LARGO DEL CUAL ESTÁ DESPLEGADA DE LA SUPERSERIE REAL; VALE DECIR, QUE LA SUPERSERIE FONÉTICA ES “MÓVIL” CON RESPECTO A LA SUPERSERIE REAL, PUES ÉSTA ES “FIJA” YA QUE PERMANECE GRABADA EN EL REGISTRO ÓNTICO; HE AQUÍ LA CONCLUSIÓN BUSCADA: COMO EFECTO DE LA CIRCULACIÓN DE LA SUPERSERIE FONÉTICA POR EL CANAL ELIX, RESULTA “APLICADA” UNA SUPERSERIE SOBRE OTRA; ESTO ES: LA SUPERSERIE FONÉTICA CIRCULA COMO PROCESIÓN VERBAL POR EL CANAL ELIX, PASANDO SUCESIVAMENTE SOBRE TODOS LOS SECTORES INNATOS QUE CONTIENEN REGISTRADA A LA SUPERSERIE REAL; RESULTA ASÍ EFECTIVAMENTE “APLICADA” UNA SUPERSERIE SOBRE OTRA.

La importancia de comprender esta conclusión radica en que TODA LA ACCIÓN DE CONTROL DEL LOGOS KUNDALINI SE BASA EN LA “APLICACIÓN” DE LA SUPERSERIE FONÉTICA SOBRE LA SUPERSERIE REAL; la APLICACIÓN, como veremos, es interpretada por el Logos Kundalini como COMPARACIÓN: una OPERACIÓN que permite determinar la Dif. entre una función particular, y la matriz funcional, corregir la desviación, y mantener la estabilidad del proceso evolutivo. Sin embargo, antes de estudiar esta operación, es necesario conocer el principio fundamental que permite a cada “Palabra” o “voz plasmadora” dirigirse exactamente al esquema correspondiente, uno entre millones, y allí operar: tal principio es el de SELECCIÓN FONÉTICA.

El problema es el siguiente: si la superserie real es FIJA, es decir, sus esquemas están registrados en los sectores innatos a lo largo del canal ELIX, y la superserie fonética es MÓVIL, pues circula sobre aquélla al desplazarse como procesión verbal por el canal ELIX ¿en virtud de qué principio UNA Palabra determinada SELECCIONA justamente al sector innato correspondiente? o, con otros términos: si, por ejemplo, en el interior de la superserie fonética, como uno de los BIJAS de la procesión verbal, vibra la Palabra AJNA ¿en virtud de qué principio la Palabra AJNA, que RECORRE TODA LA LONGITUD DEL CANAL ELIX, se detiene justamente en el AJNA CHAKRA para controlar su función particular? Respuesta: por el PRINCIPIO DE SELECCIÓN FONÉTICA.

Antes de explicar la respuesta debemos asegurarnos de haber comprendido las preguntas anteriores, especialmente la naturaleza del problema que resuelve el principio de selección fonética. Más todo se hará claro si planteamos el problema analógicamente, en el contexto de una ALEGORÍA FERROVIARIA.

En primer lugar, imaginemos que el canal ELIX es análogo a una VÍA FERROVIARIA que atraviesa, en toda su longitud, un total de 28 TÚNELES: estos túneles están señalados, desde el primero hasta el último, cada uno con una letra del alfabeto castellano; pero, al estar distribuidos en SERIE sobre la VÍA ELIX, es decir, un a continuación del otro, los túneles así señalados, CONSERVAN EL ORDEN ALFABÉTICO: primero está el 'A', luego el 'B', etc.; en síntesis, los túneles guardan el orden (A, B, C, ..., X, Y, Z); la SERIE DE TÚNELES así descripta es evidentemente análoga a la SUPERSERIE REAL: cada TÚNEL es análogo a un CHAKRA, es decir, a la CAPACIDAD DE UN SECTOR INNATO; ello implica, desde luego, que cada túnel es diferente a todos los demás: la capacidad del túnel 'A' es distinta a la del túnel 'B', 'C', o cualquier otro de la serie, mientras que lo mismo puede afirmarse de la capacidad de cualquiera de ellos.

De pronto, por el TÚNEL DE ENTRADA DE LA VÍA ELIX, comienza a circular un TREN de 28 vagones: estos vagones están señalados, desde el primero hasta el último, con una letra del alfabeto castellano; pero, PESE A ESTAR ENGANCHADOS EN SERIE, es decir, uno a continuación del otro, los vagones así señalados NO CONSERVAN EL ORDEN ALFABÉTICO: ello es comprensible pues, al ser los vagones cuerpo MÓVILES, es posible engancharlos en el tren según las necesidades del transporte y no según el orden de sus señales; por ejemplo, en un viaje irá primero el vagón de carga, luego el de combustible y por último el de pasajeros, y en otro viaje este orden puede estar PERMUTADO; por eso en el TREN que avanza por la VÍA ELIX la SERIE DE VAGONES presenta una PERMUTACIÓN en el orden alfabético de las señales: primero está el vagón 'Z', luego el 'B', etc.; en síntesis los vagones guardan el orden (Z, B, X, ..., A, C, Y); la SERIE DE VAGONES así descripta es evidentemente análoga a la SUPERSERIE FONÉTICA: cada VAGÓN es análogo a una PALABRA o VOZ PLASMADORA, a la EXPRESIÓN DE UN ESQUEMA ANTERIOR; ello implica, desde luego, que cada vagón es diferente a todos los demás: la estructura de un vagón de carga es claramente distinta a la estructura de un vagón de pasajeros, el vagón 'A' no es igual al vagón 'B' o 'C' o cualquier otro de la serie; y lo mismo puede afirmarse de cualquiera de ellos.

Es en este momento cuando hay que prestar suma atención a la trama alegórica.

Porque ahora vamos a situarnos en la posición conveniente para observar lo que ocurre cuando el tren (Z, B, X,..., A, C, Y) se desplace por la vía ELIX y atraviese la serie de túneles (A, B, C,..., X, Y, Z).

Supongamos, pues, que nos hemos ubicado en el lugar adecuado y que, desde allí, observamos el desplazamiento del tren. Si nuestro criterio es lógico, seguramente PREVEEMOS lo que DEBERÍA ocurrir: el tren debería arrastrar a sus 28 vagones por toda la longitud de la vía ELIX y se tendría que detener al final, luego de haber pasado bajo los 28 túneles. Si tal es nuestra previsión, sin dudas quedaríamos profundamente sorprendidos al comprobar lo que realmente ocurre: A MEDIDA QUE EL TREN CIRCULA LOS VAGONES “ELIJEN”, CADA UNO, EL TÚNEL QUE OSTENTA SU MISMA SEÑAL Y, LUEGO DE DESENGANCHARSE, SE DETIENEN Y PERMANECEN EN SU INTERIOR. Para visualizar tan curioso comportamiento, prestemos atención a las señales alfabéticas de los túneles y vagones. El primer túnel es el 'A' y el último el 'Z', estando los 28 intermedios ordenados alfabéticamente; bajo ese primer túnel pasa el primer vagón, es decir, el 'Z': nada ocurre; luego pasa el segundo, el tercero, el cuarto, etc.: y nada ocurre; recién cuando han pasado 25 vagones bajo el túnel A, aparece el vagón 'A', cuya señal coincide con la del túnel A: el vagón 'A', como se deduce de la serie (Z, B, X, ..., A, C, Y), ocupa el puesto número 26 en la serie de vagones; pues bien, al coincidir el vagón 'A' con el túnel A, aquél se desengancha automáticamente del tren y se detiene exactamente bajo el túnel A, permaneciendo allí mientras el tren se aleja por la vía ELIX. El segundo túnel es el B y bajo el mismo pasa ahora el primer vagón 'Z': nada ocurre; pasa luego el segundo vagón cuya señal es 'B': como el vagón y el túnel tienen la misma señal el segundo vagón se desengancha y permanece bajo el túnel B. El primer vagón 'Z' llega ahora al tercer túnel 'C': nada ocurre; pasa luego el tercer vagón 'X': nada ocurre; y así, pasan bajo el túnel C todos los siguientes vagones sin que ocurra nada, hasta que llega el vagón número 27, es decir, el vagón 'C': entonces este se desengancha y permanece bajo el tunel C. Del mismo modo ocurre en los siguientes túneles, hasta que al final el primer vagón 'Z' se estaciona bajo el último túnel Z y concluye el desplazamiento del tren.

El interrogante que nos ha despertado el extraño comportamiento del tren es obvio: ¿qué principio ha permitido a un vagón determinado SELECCIONAR justamente el túnel correspondiente? Esta pregunta es análoga a la que planteamos anteriormente; ello se comprueba con sólo sustituir el vocablo “vagón determinado” por “Palabra determinada” y “túnel” por “sector innato”: “¿en virtud de qué principio una palabra determinada SELECCIONA justamente el sector innato correspondiente? Respuesta: por el principio de selección fonética”. Evidentemente, la alegoría ferroviaria nos ha permitido comprender con mayor profundidad la naturaleza de aquella pregunta y del problema que planteaba: análogamente a los vagones, que seleccionaban los túneles correspondientes a sus señales particulares, las Palabras, las voces plasmadoras, son capaces de seleccionar los sectores innatos correspondientes al esquema que expresan; y, así como BAJO un mismo túnel podían pasar numerosos vagones pero sólo se desenganchaba aquél cuya señal era idéntica, así también SOBRE un mismo sector innato o chakra pueden pasar numerosas Palabras que circulan por el canal ELIX pero sólo se “detendrá” aquélla que expresa el mismo esquema: la causa de esto es el “principio de selección fonética”.

En la alegoría ferroviaria, cada vagón termina bajo su túnel correspondiente, siendo evidente que al final ocurre una APLICACIÓN de la serie de vagones bajo la serie de túneles; análogamente, la superserie fonética resulta APLICADA sobre la superserie real, operación que implica, por causa del principio de selección fonética, que cada Palabra ha de situarse sobre el chakra correspondiente.

 

Es hora, pues, que indaguemos ¿en qué consiste el “principio de selección fonética”? Respuesta: en una propiedad de la CAPACIDAD de todo sector innato denominada: RESONANCIA FUNCIONAL. La resonancia funcional modifica la RESISTENCIA que el canal ELIX ofrece al paso de la VOX, por lo que la explicación ha de comenzar por tal concepto.

La VOX, según vimos, circula por el canal ELIX en forma de PROCESIÓN VERBAL, es decir, en serie de PALABRAS o VOCES PLASMADORAS: cada “Palabra” es la expresión de un esquema de la superserie ónticotemporal manifestada por el Logos Kundalini; el conjunto de “Palabras” emitidas por vez es la “superserie fonética”. El canal ELIX, que es una VÍA FÍSICA, presenta un RESISTENCIA PROPIA (RE) al paso de la VOX. Sin embargo, normalmente, la VOX dispone de la energía suficiente como para vencer la RESISTENCIA y realizar su desplazamiento POR EL CANAL. Aclaramos “POR EL CANAL” porque las cosas cambian cuando la VOX circulante PASA por un chakra o sector innato: allí puede ocurrir el fenómeno de la RESONANCIA FUNCIONAL cuyo efecto concreto es la modificación de la RESISTENCIA ELIX (RE); POR “RESONANCIA FUNCIONAL”, EL CHAKRA PUEDE LLEGAR A AUMENTAR DE TAL MODO LA RESISTENCIA DEL CANAL ELIX QUE A CIERTA “PALABRA” DE LA SUPERSERIE FONÉTICA LE RESULTA IMPOSIBLE CONTINUAR LA MARCHA; TAL “PALABRA DE RESONANCIA” ES AQUELLA QUE EXPRESA EL MISMO ESQUEMA CONTENIDO EN EL SECTOR INNATO DEL CHAKRA, EN SU “CAPACIDAD”. Entonces, como el vagón que se detenía bajo el túnel de su mismo signo alfabético, la Palabra se detiene en el chakra cuya capacidad es idéntica al esquema que expresa. Con más precisión, la CAPACIDAD de un sector innato presenta la propiedad de “resonar” SOLAMENTE cuando coincide en el canal ELIX con una Palabra que expresa su esquema: cualquier otra Palabra no causa efecto alguno en la capacidad.

Pero, si la Palabra expresa el esquema correspondiente, la capacidad RESUENA y modifica la resistencia del canal ELIX, impidiendo el paso de la PALABRA DE RESONANCIA.

El aumento de la resistencia del canal ELIX, durante la resonancia de la capacidad, NO CONSISTE EN EL AUMENTO DE LA RESISTENCIA ELIX (RE) SINO EN EL APORTE LOCAL DE UNA ESPECIE DE “RESISTENCIA RESONANTE” DENOMINADA “REACSON” (RS): lo correcto es considerar que, durante la resonancia, se SUMA a la (RE) una resistencia (RS) producto de la REACCIÓN DE LA CAPACIDAD FRENTE A LA PALABRA DE RESONANCIA. La REACSON, sumada a la (RE) constituye un obstáculo imposible de superar para la palabra de resonancia, por lo que se detiene instantáneamente su desplazamiento: DE ESTE MODO, TODA PALABRA DE LA SUPERSERIE FONÉTICA “SELECCIONA” EL CHAKRA EN EL QUE SE DETENDRÁ SU DESPLAZAMIENTO, ES DECIR, EL CHAKRA CUYA CAPACIDAD ES IDÉNTICA AL ESQUEMA QUE EXPRESA LA PALABRA.

La RESONANCIA de la capacidad de un sector innato se denomina “FUNCIONAL” porque, cuando ocurre, HAY COINCIDENCIA EN LA “FUNCIÓN PARTICULAR” DEL ÓRGANO, TANTO POR PARTE DEL ESQUEMA HEREDITARIO, CONTENIDO EN EL SECTOR INNATO, COMO POR PARTE DE LA PALABRA DE RESONANCIA.

En resumen, el PRINCIPIO DE SELECCIÓN FONÉTICA dice lo siguiente: TODA CAPACIDAD DE UN SECTOR INNATO POSEE LA PROPIEDAD DE RESONAR FRENTE A UNA PALABRA QUE EXPRESE SU MISMO ESQUEMA, GENERANDO EN EL CANAL ELIX UNA REACSON QUE IMPIDE A LA PALABRA DE RESONANCIA CONTINUAR CON SU DESPLAZAMIENTO. CADA CAPACIDAD DEL REGISTRO ÓNTICO ESTÁ, ASÍ, SINTONIZADA PARA RESONAR CON UNA Y SÓLO UNA PALABRA DE LA SUPERSERIE FONÉTICA: AQUELLA QUE EXPRESA SU MISMO ESQUEMA.

 

El Logos Kundalini emite la superserie fonética para cumplir con su misión de controlar la función general y las funciones particulares; con este propósito su VOX circula por el canal ELIX, pasando por todos los sectores innatos o chakras del Registro Óntico; mientras realiza ese tránsito, cada una de las Palabras de la superserie fonética RESUENA en un chakra cuya capacidad es idéntica al esquema que expresa y se detiene en él por causa de la REACSON particular; este efecto se debe al “principio de selección fonética”; puesto que TODAS las Palabras de la superserie fonética se sitúan frente a las correspondientes capacidades de la superserie real, resulta APLICADA una superserie sobre otra; en particular, cuando una Palabra selecciona una capacidad, es decir, durante la RESONANCIA FUNCIONAL, resulta APLICADA la Palabra SOBRE la capacidad: ES EN ESTE MOMENTO CUANDO SE CONCRETA LA “ACCIÓN DE CONTROL” DEL LOGOS KUNDALINI. Vamos a observar, pues, qué ocurre entonces. Ante todo, hay que advertir que, en la aplicación de una Palabra sobre un sector innato o chakra, lo que en realidad se enfrenta es un ESQUEMA PLASMADOR a un ESQUEMA PLASMADO: la Palabra expresa un “esquema plasmador” porque es una VOZ PLASMADORA, dotada de potencia suficiente para reproducir en cualquier momento su esquema; el sector innato, por el contrario, contiene inmutablemente registrado al esquema desde el momento de su plasmación, es decir, desde que se iniciara el desarrollo evolutivo del germen microcósmico. Sin embargo, EL PODER PLASMADOR DE LA PALABRA ESTÁ DIRIGIDO HACIA EL ÓRGANO Y NO HACIA EL SECTOR INNATO.

La matriz funcional, registrada en el sector innato, pone término individual a la naturaleza legal del proceso evolutivo del órgano: en ese proceso la función particular tiende unívocamente a identificarse con la capacidad de la matriz funcional. SI EL PROCESO ES ESTABLE, según el “concepto estructural”, la función particular se “ajustará exactamente” a la forma de la matriz funcional. Pero la matriz funcional representa la finalidad del proceso evolutivo, el punto en que éste alcanza su perfección final: es la “ley universal” cuya forma o “capacidad” rigen la función particular del órgano. ¿Qué ocurre cuando sobre la capacidad de la matriz funcional, es decir, sobre el sector innato, se APLICA una Palabra de resonancia? Respuesta: ello equivale a una ACTUALIZACIÓN de la ley universal, a una PRECIPITACIÓN orgánica de la capacidad, a un VOLCARSE del esquema sobre el órgano. SI EL PROCESO ES ESTABLE ello redunda en un mayor AJUSTE de la función particular a la matriz funcional, es decir, del órgano a la capacidad del sector innato: es como si la Palabra PROBARA EL AJUSTE ENTRE LA MATRIZ Y EL MODELO, como si COLOCARA EL MOLDE SOBRE LA ESTATUA DE PLOMO PARA COMPROBAR LA EXACTITUD DE SU AJUSTE; por eso decíamos que el poder de la Palabra está DIRIGIDO hacia el órgano. La Palabra de resonancia ACTUALIZA, entonces, la función ideal y la aplica sobre la función real, vale decir, actualiza la matriz funcional y la aplica sobre el órgano.

Más, SI EL PROCESO ES ESTABLE, solo se verifica el ajuste existente sin ninguna otra consecuencia.

Es fundamental comprender que LA OPERACIÓN DE APLICAR LA MATRIZ SOBRE EL ÓRGANO PUEDE REVELAR ALGUNA DIFERENCIA: ello ocurre cuando el proceso es “inestable” y el órgano no se ajusta exactamente a la matriz. Entonces, de la aplicación, ha de surgir necesariamente alguna diferencia, por adición o defección de elementos estructurales. Pues bien: CUANDO EXISTE “DIFERENCIA” ENTRE EL ÓRGANO Y LA MATRIZ FUNCIONAL, LA PALABRA “RESPONDE” INMEDIATAMENTE. Vale decir, LA PALABRA RESPONDE A LA DIFERENCIA (Dif.)

Este comportamiento demuestra que LA PALABRA DE RESONANCIA INTERPRETA LA APLICACIÓN COMO “COMPARACIÓN”: la aplicación equivale, así, a que la Palabra tomara la matriz funcional y el órgano y los COMPARA entre sí para establecer la diferencia. Y si, efectivamente, verifica la existencia de una DIFERENCIA, entonces manifiesta su RESPUESTA. ¿Qué contiene tal respuesta? Respuesta: una RÉPLICA INVERSA de la diferencia (Dif.), denominada (-Dif.). La RÉPLICA -Dif. está dirigida hacia el órgano y, como ha sido emitida con el poder plasmador de la Palabra, es eficaz para modificar de modo permanente la estructura orgánica y regular el proceso evolutivo. Pero todo esto lo veremos mejor, referido a un ejemplo.

 

Si el proceso es estable, la comparación que realiza la Palabra no detecta ninguna diferencia pues el órgano se ajusta exactamente a la matriz funcional. Más, la situación es muy diferente cuando EL PROCESO ES INESTABLE. ¿Qué ocurre entonces? Respuesta: se concreta la misión del Logos Kundalini: TIENE LUGAR UNA “ACCIÓN DE CONTROL” DESTINADA A CORREGIR LA DESVIACIÓN DE LA FUNCIÓN PARTICULAR PARA AJUSTARLA NUEVAMENTE A LA MATRIZ ESENCIAL; TAL ACCIÓN DE CONTROL ES EFECTUADA DIRECTAMENTE POR LA PALABRA DE RESONANCIA.

Para explicar esta respuesta debemos plantear el problema en el contexto del concepto estructural de estabilidad.

En principio, hemos visto que la misión del Logos Kundalini consiste en “CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA DEL MICROCOSMOS” (O LA FUNCIÓN PARTICULAR DE UN ÓRGANO). Pero luego se aclaró que la ACCIÓN DE CONTROL procura “MANTENER LA ESTABILIDAD DEL PROCESO EVOLUTIVO DEL GERMEN MICROCÓSMICO” evitando la “DESVIACIÓN”. Esta desviación es, desde luego, la DIFERENCIA INSTANTÁNEA entre la función general y la matriz esencial (o entre la función particular y la matriz funcional); si la Dif. existe, es decir, si la función orgánica se ha desviado y no se ajusta a la matriz arquetípica del designio, entonces, concretamente, LA OPERACIÓN DE CONTROL SÓLO PUEDE CONSISTIR EN LA ADICIÓN DEL “FACTOR DE AJUSTE” (-Dif.) A LA FUNCIÓN ORGÁNICA DESVIADA: EL LOGOS KUNDALINI CORRIGE ASÍ LA DIFERENCIA (Dif.) Y ASEGURA QUE LA FUNCIÓN GENERAL (O PARTICULAR) SE AJUSTE EXACTAMENTE A LA FORMA DE LA MATRIZ ESENCIAL (O FUNCIONAL).

Explicaremos paso a paso la “acción de control” del Logos Kundalini mediante un ejemplo del segundo caso, es decir, del caso en que la función particular de un órgano se ha desviado de su matriz funcional. Supondremos, por ejemplo, que la función particular de la glándula hipófisis real se ha desviado de la matriz funcional del ajna chakra. El problema es el siguiente: la función hipofisiaria total NO SE AJUSTA EXACTAMENTE a la forma de la matriz funcional del ajna chakra, es decir, EN ESE INSTANTE, NO SE AJUSTA A SU CAPACIDAD: el proceso evolutivo del órgano hipofisiario se torna, EN ESE INSTANTE, “INESTABLE”.

Vamos a suponer que, EN ESE INSTANTE, se presenta frente al sector innato de la glándula hipófisis la Palabra “AJNA”. Como el esquema que expresa la Palabra ajna es idéntico al que registra el sector innato, se produce la RESONANCIA FUNCIONAL de su capacidad; en consecuencia, la REACSON impide a la Palabra continuar por el canal ELIX: quedan, EN ESE INSTANTE, aplicados la Palabra ajna sobre el chakra ajna. El contenido del sector innato del ajna chakra es el esquema hereditario que conforma a la glándula real: tal esquema, de capacidad igual a la matriz funcional, es el proyecto hereditario de la glándula hipófisis que hace las veces de función ideal PREESTABLECIDA o ley universal; vale decir, el esquema hereditario, cuya capacidad es la matriz esencial, constituye la FINALIDAD de la glándula real, SU LLEGAR A SER.

Pero, según dijimos, EN ESE INSTANTE se ha aplicado la Palabra ajna sobre el chakra ajna: como la Palabra ajna expresa el mismo esquema que el sector innato, pero lo expresa EN ESE INSTANTE, ello equivale A UNA ACTUALIZACIÓN DEL ESQUEMA DEL SECTOR INNATO; LA FINALIDAD SE HACE PRESENTE, SE ACTUALIZA DURANTE UN INSTANTE. SOBRE EL ÓRGANO, SOBRE LA GLÁNDULA REAL: LA MATRIZ SE AJUSTA AL MODELO, EL PROYECTO SE VUELCA SOBRE LA OBRA, LA FUNCIÓN IDEAL SE SUPERPONE A LA FUNCIÓN REAL, ETC. Sin embargo el ajuste no puede ser exacto porque el proceso evolutivo de la glándula real ES INESTABLE: HAY UNA DIFERENCIA ENTRE LO QUE LA GLÁNDULA REAL ES Y LO QUE DEBERÍA SER PARA AJUSTARSE EXACTAMENTE A LA MATRIZ FUNCIONAL.

Cuando la capacidad de la matriz funcional se actualiza sobre la glándula real esta DIFERENCIA (Dif.) se pone de manifiesto: la Dif. puede ser por exceso o por defecto, pero siempre queda en evidencia para la Palabra ajna, para la VOZ PLASMADORA cuya capacidad está COMPARANDO la forma de la glándula real. Y he aquí cómo se concreta la acción de control: SI LA COMPARACIÓN ENTRE LA MATRIZ FUNCIONAL Y LA GLÁNDULA REAL ARROJA ALGUNA DIFERENCIA (Dif.), LA PALABRA AJNA “REPLICA” CON UNA DIFERENCIA INVERSA (-Dif.) SOBRE LA GLÁNDULA REAL; LA -Dif. ES EL “FACTOR DE AJUSTE” QUE TIENE LA MISIÓN DE NEUTRALIZAR LA Dif. Y AJUSTAR LA FUNCIÓN PARTICULAR A LA MATRIZ FUNCIONAL. ES IMPORTANTE ADVERTIR QUE LA RÉPLICA -Dif. DE LA PALABRA AJNA TIENE PODER PLASMADOR Y, POR LO TANTO, SU VALOR SE ADICIONA PERMANENTEMENTE A LA FUNCIÓN PARTICULAR DE LA GLÁNDULA REAL. Con otras palabras: como fruto de la comparación que la Palabra ajna efectúa con la glándula real, surge una diferencia (Dif.); frente a la Dif. la Palabra replica con una -Dif. sobre la glándula real; sea lo que fuere lo que ésta -Dif. representa, lo efectivo es que la Palabra RECREA en la glándula el valor -Dif. hasta hacerla coincidir con la capacidad de la matriz funcional; queda así regulada la función particular con la forma de la matriz funcional. El órgano, en este caso la glándula real, corregido de esa manera por la Palabra, acaba ajustándose exactamente a la matriz funcional, a la capacidad del sector innato: tal regulación significa concretamente que el poder plasmador de la Palabra ha agregado o quitado EN EL ÓRGANO aquello que constituía la Dif. entre éste y la matriz funcional, es decir, ello significa que la Palabra ha plasmado en el órgano el factor de ajuste, -Dif., que ha RECREADO estructuralmente al órgano hasta neutralizar la Dif. y asegurar un ajuste exacto. Finalmente, el órgano, la glándula real, termina AJUSTÁNDOSE EXACTAMENTE a la matriz funcional, al chakra ajna, y el proceso evolutivo se torna ESTABLE.

 

Con esto ha quedado suficientemente aclarado el modo como el Logos Kundalini, en cumplimiento de su misión, ejerce la “acción de control” sobre la función particular de un órgano para ajustarlo a una ley universal o función ideal preestablecida por la matriz funcional. Las conclusiones extraídas del ejemplo pueden extenderse a otros casos orgánicos o aún al mismo organismo microcósmico.

En resumen, se ha demostrado que LA MISIÓN DEL LOGOS KUNDALINI CONSISTE EN CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO O LAS FUNCIONES PARTICULARES DE LOS ÓRGANOS PARA EVITAR QUE SE DESVÍEN DE LOS PLANES DEL DESIGNIO, PLANES QUE ESTÁN CONTENIDOS EN LA CAPACIDAD DE LA MATRIZ ESENCIAL O EN LAS CAPACIDADES DE LAS MATRICES FUNCIONALES.

 

L – Significado de la misión del logos Kundalini.

Al estudiar el artículo anterior podría cometerse un grueso error de interpretación sobre la misión del Logos Kundalini: para evitarlo vamos a aclarar el significado de la misión con referencia al acto concreto de controlar la función particular de un órgano, aunque el argumento es válido para el caso del organismo microcósmico completo.

La confusión puede surgir cuando se entiende que la Palabra, para controlar la función particular, replica con poder plasmador sobre el órgano el factor de ajuste -Dif. que lo conformará exactamente a la matriz funcional. Puede creerse entonces, erróneamente, que este acto transformador ASEGURA LA PERFECCIÓN FUNCIONAL DEL ÓRGANO, que la misión del Logos Kundalini consiste en PROCURAR EN TODO MOMENTO LA PERFECCIÓN MICROCÓSMICA. Como esto no es así en absoluto, lo vamos a aclarar de inmediato.

Ante todo, hay que advertir que la misión del Logos Kundalini consiste en "controlar la función general del organismo microcósmico" para mantener un ajuste exacto con la capacidad de la "matriz esencial": cualquier corrección que efectúe la Palabra con su poder plasmador solo tiene por fin adaptar el organismo a la capacidad de la matriz esencial. Más ¿qué contiene la matriz esencial? Respuesta: EL PLAN DE UN INDIVIDUO PASÚ. Quiere decir que la matriz esencial pone término a la naturaleza humana de UN ente; naturaleza que es aportada por el Arquetipo Manú EL CUAL SI ES PERFECTO. En cambio la matriz esencial procede del designio pasú y es SOLO UNA de sus incontables matrices arquetípicas: en el designio pasú, TAMBIÉN ESTA EL ARQUETIPO MANÚ, PERO ESTÁ EN EL EXTREMO DE LA SERIE FORMATIVA, COMO ENTELEQUIA; LA MATRIZ ESENCIAL NO ES UNA PERFECTA MATRIZ HUMANA COMO LO ES LA MATRIZ MANÚ SINO SOLO UNA FORMA INTERMEDIA, UNA FORMA CON CIERTAS CUALIDADES Y DETERMINADO GRADO EVOLUTIVO. CUANDO LA MATRIZ ESENCIAL CAUSA LA INDIVIDUACIÓN DE UN PASÚ, LAS RESTANTES MATRICES DETERMINAN ABSOLUTAMENTE SUS PROPIEDADES ACCIDENTALES Y CONSTITUYEN PARA EL UN DESTINO ÚNICO. POR ESO, EN LA MATRIZ ESENCIAL SUBYACE UN PLAN ÚNICO QUE, AL SER CONCRETADO EN EL GERMEN MICROCÓSMICO, VA A PERMITIR A UN ALMA TRANSMIGRANTE DISPONER DE UN REGISTRO ÓNTICO DE CAPACIDAD ADECUADA PARA ALMACENAR LA SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL QUE ESTA TRAE GRABADA EN SU COMPLEXIÓN.

El contenido de la matriz esencial, lejos de ser un Plan perfecto, es un Plan real, para dar existencia individual a un hombre real, es decir, imperfecto, a un hombre que debe evolucionar en esa y en otras vidas hasta alcanzar la perfección. El Plan de la matriz esencial es, con rigor, el "esquema hereditario" del pasú, una superserie ónticotemporal de esquemas anteriores QUE APUNTA DINÁMICAMENTE HACIA LA ENTELEQUIA MANÚ, ES DECIR, UNA SUPERSERIE QUE IRA INCORPORANDO NUEVOS ESQUEMAS DE SI MISMO HASTA AGOTAR EL PROCESO EVOLUTIVO. Es evidente ahora que la Palabra, al conformar al organismo con la forma de la matriz esencial NO LO PERFECCIONA en absoluto sino que asegura su correcta evolución EN EL GRADO EN QUE ESTA SE ENCUENTRE: la capacidad de la matriz esencial contiene solo un esquema hereditario del pasú, pero un esquema que tiende dinámicamente hacia la entelequia.

La misma advertencia se puede extender al caso de los órganos que integran el organismo microcósmico: LA PALABRA NO PERFECCIONA EN MODO ALGUNO AL ÓRGANO CUYA FUNCIÓN PARTICULAR CONTROLA; SOLO LO AJUSTA A LA FORMA DE SU MATRIZ FUNCIONAL. Naturalmente, siendo que la CAPACIDAD de la matriz funcional contiene al esquema anterior, el ajuste entre la función particular y la matriz funcional implica la correspondencia estructural entre el órgano y el esquema.

Tal esquema anterior está registrado en el sector innato del órgano y su forma, su capacidad, no es otra más que la matriz funcional. Con respecto al ejemplo, en el sector innato de la glándula hipófisis está grabado el esquema anterior que rige su proceso evolutivo: a la capacidad del sector innato, a la matriz funcional, se ajusta la función particular de la glándula real. El esquema anterior es, según vimos más atrás, un "esquema hereditario", es decir, un proyecto real de glándula hipófisis desarrollado por especialización orgánica durante la evolución filogenética. Cuando la Palabra ajna, resonando en el chakra ajna, compara la función particular de la glándula con la capacidad de la matriz funcional, en realidad lo que hace es comparar estructuralmente a la glándula con el esquema hereditario registrado en el sector innato. Si existe alguna diferencia, la Palabra replica sobre la glándula su poder plasmador y modifica la función particular, ajustándola a la capacidad de la matriz funcional: la glándula real responde, entonces, al esquema hereditario, el cual no es, desde luego, perfecto.

Aclarado, pues, el hecho de que la misión del logos Kundalini no consiste en absoluto en "perfeccionar" al organismo o tan siquiera a alguno de sus órganos cabe agregar que, por el contrario, el logos Kundalini puede producir, o insistir tenazmente para que se produzcan, MÚLTIPLES IMPERFECCIONES O ENFERMEDADES ORGÁNICAS. El logos Kundalini, en efecto, es responsable de asegurar que la función particular se ajuste al esquema hereditario contenido en la matriz funcional; pero si tal esquema, por motivos que hay que buscar en su historia filogenética, presenta ciertas IMPERFECCIONES, éstas se transferirán normalmente al órgano bajo la forma de PREDISPOSICIONES PATOGÉNICAS: el órgano, conformado por un esquema imperfecto, exhibirá, por ejemplo, una predisposición especial hacia determinada enfermedad; entonces, el proceso evolutivo del órgano será "estable" si se ajusta al esquema hereditario, o sea, será estable si se enferma en algún momento de su ciclo vital: así está dispuesto en el esquema porque ello "conviene" a la evolución general microcósmica como "accidente del destino"; y tenemos aquí planteado el curioso hecho de un proceso que es estable aunque en ese desarrollo el órgano esté enfermando sin remedio; ¿que ocurre si, por medio de una medicina, es decir, externamente, se intenta DESVIAR el proceso evolutivo del órgano para intentar su curación? Respuesta: que el intento de "curar" al órgano torna INESTABLE su proceso pues lo aparta del esquema hereditario, donde ESTA PREVISTO QUE EL ÓRGANO PUEDE ENFERMAR. Y si el proceso se torna inestable no caben dudas que ha de intervenir la Palabra para restablecer el ajuste de la función particular a la capacidad de la matriz funcional: ES DECIR QUE, EN ESTE CASO, EL PODER PLASMADOR DE LA PALABRA SE EMPLEA EN MANTENER LA ENFERMEDAD PUES DE ESE MODO SE MANTIENE LA ESTABILIDAD DEL PROCESO EVOLUTIVO. En estos casos, no hay manera efectiva de curar al órgano, como no sea modificar el esquema hereditario; pero esta posibilidad está vedada a la medicina oficial del Kaly Yuga: solo los viryas despiertos y los Siddhas, al dominar los Registros ónticos, están en condiciones de resignar los esquemas hereditarios y "curar" toda clase de enfermedades.

 

M – Correspondencia analógica entre el Aspecto Logos del Demiurgo y el Logos Kundalini.

En principio, recordemos que el logos Kundalini se encuentra en el interior del globo de akasa como la expresión microcósmica del Aspecto Logos del Demiurgo: el logos Kundalini y el Aspecto Logos son, pues, ANÁLOGOS. Pero, de acuerdo con las analogías micro y macrocósmicas estudiadas en el artículo 'D' y expuestas sinópticamente en la figura 38, no surge con claridad dónde radicaría esta nueva correspondencia analógica. Y ello es natural puesto que ni en tal artículo ni en tal figura se ha mencionado al "Aspecto Logos" del Demiurgo: en verdad, lo que en la figura 38 se ha representado son los "Aspectos" que adquiere la "Manifestación (12) anímica" del Demiurgo en la estructura orgánica del macrocosmos: Aspecto Belleza (14), Aspecto Amor (16) y Aspecto Conciencia del Sentido del Mundo (18); dichos Aspectos son análogos respectivamente a los "sujetos" con que se manifiesta el sujeto anímico (4) del microcosmos: sujeto racional (6), sujeto cultural (8) y sujeto consciente (10).

Es justo preguntar ¿qué papel representa el Aspecto Logos en el macrocosmos si el mismo no constituye parte de la Manifestación anímica? Respuesta: el papel de PRINCIPIO PLASMADOR CÓSMICO: UN PAPEL CUYA ESENCIA IMPLICA LA TRASCENDENCIA MACROCÓSMICA. Más claramente: la Manifestación anímica (12) es, con rigor, la INMANENCIA ABSOLUTA DEL DEMIURGO EN EL MACROCOSMOS, de modo análogo a como el sujeto anímico ES LA INMANENCIA ABSOLUTA DEL ALMA EN EL MICROCOSMOS; pero la plasmación del macrocosmos, del organismo que va a recibir esa inmanencia  anímica,  solo  puede ser una TRASCENDENCIA,  un acto TRASCENDENTE al

 

macrocosmos mismo; se entiende así que el Logos que plasma y otorga existencia real al macrocosmos sea un Aspecto del Demiurgo que se mantiene desde el Principio en la trascendencia absoluta; el Aspecto Logos es la causa trascendente de todo ente macrocósmico: su VOX es quien designa a los entes y les otorga existencia individual, terminando la naturaleza universal que procede de los Arquetipos inmanentes al plano arquetípico; una TRASCENDENCIA análoga guarda en el microcosmos el logos Kundalini, quien, por ser el principio plasmador del germen microcósmico, está más allá de la inmanencia del microcosmos.

La respuesta anterior ha quedado aclarada: el Aspecto Logos desempeña "un papel cuya esencia implica la trascendencia macrocósmica". En la figura 38, y en el artículo mencionado, solo se ha tratado de los Aspectos "inmanentes" del Demiurgo y de los correspondientes aspectos inmanentes del sujeto anímico microcósmico.

Si quisiéramos completar la figura 38 con el Aspecto Logos del Demiurgo, deberíamos incluir un sector análogo al Huevo Primordial, recipiente original y absolutamente trascendente de Su Verbo. En la figura 66 se ha agregado el sector (22) que representa al Huevo Primordial, en cuyo interior subsiste el Aspecto Logos, el cual es evidentemente externo tanto al macrocosmos (13) como a la Manifestación inmanente (12): tal exterioridad equivale a su trascendencia. El Huevo Primordial, según se ve en la misma figura, es análogo al globo de akasa (20), en cuyo interior subsiste el logos Kundalini, y es también "externo", es decir, trascendente, tanto al microcosmos (5) como al sujeto anímico (4). No hay que insistir en que la máxima información de la figura 66 se obtendrá luego de una atenta comparación con la figura 38.

 

N – El Yoga: iniciación en la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá.

Salvo el Tantra Yoga, del cual hablaremos más adelante, los restantes yogas proceden de la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá, de la Sabiduría de los Siddhas Traidores. En particular nos referiremos aquí al KUNDALINI YOGA pues, el OBJETIVO que propone su praxis, consiste en LIBERAR AL LOGOS KUNDALINI DE SU ENVOLTURA EN EL GLOBO DE AKASA PARA QUE CIRCULE, PERSONALMENTE, POR EL CANAL ELIX. Como se ve, este objetivo se encuentra directamente vinculado a los temas que hemos desarrollado en incisos anteriores.

Ahora bien, el Kundalini yoga, y todo yoga semejante, se deriva de una antigua ciencia de los Siddhas Traidores conocida como KALACHAKRA o RUEDA DEL TIEMPO: los Siddhas Traidores son los Señores del Karma y la Kalachakra es la ciencia que permite encadenar o desencadenar al Espíritu y al alma a la rueda de las vidas, es decir, a las reencarnaciones evolutivas. Los yogas son, pues, sistemas de conocimientos iniciáticos que hacen posible, de distintos modos, la liberación de la rueda del Karma y la autonomía óntica. A la iniciación por el yoga, como a las del ritual masónico, teosófico, rosacruz, etc., la englobamos en la denominación genérica de INICIACIÓN SINÁRQUICA en oposición a la INICIACIÓN HIPERBÓREA: la iniciación sinárquica encadena al iniciado en la Jerarquía Blanca mientras que la Iniciación Hiperbórea aísla al Yo del iniciado de todo tipo de logos jerárquicos, abriéndole el camino hacia la libertad absoluta del Espíritu eterno.

Hemos mencionado el objetivo del Kundalini yoga; liberar al logos Kundalini en el canal ELIX. ¿Con qué FIN se persigue tal objetivo? Respuesta: con EL FIN DE QUE EL SUJETO ANÍMICO SE IDENTIFIQUE CON EL UNO CÓSMICO. Esto no es difícil de comprender si recordamos la identidad esencial que guardan entre sí el logos Kundalini y el Aspecto Logos, tal como se observa en la figura 66: el logos Kundalini ES el Aspecto Logos del Demiurgo y, como tal, ES EL VERBO DE EL UNO MANIFESTADO EN EL MICROCOSMOS. La circulación del propio logos Kundalini por el canal ELIX, en lugar de su Palabra, causa dos cosas: una ALTERACIÓN definitiva del microcosmos, y la IDENTIFICACIÓN del sujeto anímico con El Uno. Veamos, por separado, cada uno de esos efectos.

 

Sobre la ALTERACIÓN DEFINITIVA DEL MICROCOSMOS causada por la iniciación yoguística hay que afirmar que se trata de una INVERSIÓN EVOLUTIVA ESPECIAL, efectuada por el logos Kundalini con el propósito de que el sujeto anímico protagonice el GRAN SALTO: una experiencia metafísica que permite al sujeto LA IDENTIFICACIÓN CON EL UNO y que será descripta más adelante. Ahora; hay que enfatizar que la mencionada INVERSIÓN EVOLUTIVA nada tiene que ver con la experiencia del RETORNO AL ORIGEN que propician las vías secretas de liberación de la Sabiduría Hiperbórea. Esto se verá con claridad luego de exponer en qué consiste la INVERSIÓN EVOLUTIVA.

La base de donde debe partir el razonamiento es la siguiente: el sujeto anímico, librado a su proceso evolutivo natural, progresa hacia la entelequia Manú de acuerdo con los grados de la escala de la figura 44; en la figura 56, se observa con mayor detalle que EL SENTIDO DE LA EVOLUCIÓN APUNTA HACIA LA ENTELEQUIA; pero ¿qué es la entelequia sino el Principio puesto como finalidad, es decir, el Arquetipo universal propuesto como perfección final?; el Principio y el final de un proceso evolutivo son IDÉNTICOS: el ente evolutivo, que progresa entre esos dos extremos, participa del Principio en su ser en sí y apunta hacia la finalidad entelequial que lo reclama desde el futuro de su ser en sí, manifestada permanentemente como entelequia potencial. Con esta base, se puede comprender la diferencia entre la EVOLUCIÓN NATURAL del pasú hacia la finalidad y la INVERSIÓN EVOLUTIVA hacia el Principio causada por la iniciación yoguística: la EVOLUCIÓN NATURAL, en efecto, conduce al pasú hacia la finalidad entelequial, hacia la autonomía óntica, hacia la concreción del objetivo microcósmico de la finalidad; la iniciación yoguística, por el contrario, procura TRASMUTAR al microcosmos en un plazo muy breve y conseguir, de ese modo, la IDENTIFICACIÓN DEL SUJETO CON EL PRINCIPIO, es decir, con el Arquetipo universal y, a través de éste, con El Uno: la TRASMUTACIÓN del microcosmos implica, según se ve, una INVERSIÓN EVOLUTIVA.

Pero la "inversión evolutiva" NO ES UNA MERA "INVOLUCIÓN" pues el fin de la iniciación yoguística, esto es, la IDENTIFICACIÓN CON EL PRINCIPIO, debe ser alcanzado mediante un GRAN SALTO, mediante el cruce inmediato de un puente metafísico entre dos mundos: LA INVERSIÓN EVOLUTIVA debe entenderse como INVERSIÓN DEL SENTIDO EVOLUTIVO, marcha hacia el Principio en lugar de hacia el final, y no como INVOLUCIÓN pues, en el SENTIDO INVERSO, no existe nada parecido a un PROCESO EVOLUTIVO.

En resumen, por lentísima evolución natural, el pasú consigue alcanzar la finalidad entelequial o, por acelerada trasmutación orgánica e inversión del sentido evolutivo, consigue alcanzar el Principio universal de su ser: ¿cómo consigue esto último? Respuesta: cumpliendo el objetivo del Kundalini yoga: liberando al logos Kundalini en el canal ELIX: ¿para qué? Respuesta: para que haga efectiva la TRASMUTACIÓN, la ALTERACIÓN DEFINITIVA DEL ORGANISMO MICROCOSMICO. Esta respuesta nos permite completar el concepto del logos Kundalini: MIENTRAS PERMANECE EN EL GLOBO DE AKASA, LA MISIÓN DEL LOGOS KUNDALINI CONSISTE EN CONTROLAR LA FUNCIÓN GENERAL ORGÁNICA MEDIANTE LA SUPERSERIE FONÉTICA DE SUS PALABRAS PLASMADORAS; MAS, SI EL GLOBO DE AKASA RESULTA ABIERTO POR LA PRACTICA DEL YOGA O POR CUALQUIER OTRO MOTIVO, EL LOGOS KUNDALINI ACTÚA DE MANERA EN EXTREMO DIFERENTE: NO AJUSTA LA FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO A LA FORMA DE LA MATRIZ ESENCIAL, ES DECIR, A LA SUPERSERIE ÓNTICOTEMPORAL, TAL COMO LO HACEN HABITUALMENTE SUS PALABRAS DE LA SUPERSERIE FONÉTICA; EN CAMBIO, AJUSTA LA FUNCIÓN GENERAL DIRECTAMENTE A LA FORMA DEL ARQUETIPO MANÚ; FORMA QUE EL LOGOS KUNDALINI COPIA DE LA SERIE FORMATIVA DEL DESIGNIO PUES SE ENCUENTRA EN SU LIMITE; PERO, HE AQUÍ UNA IMPORTANTE DIFERENCIA: LA FORMA DEL ARQUETIPO MANÚ, A LA QUE IMITA EL LOGOS KUNDALINI, ES LA DEL PRINCIPIO Y NO LA QUE CORRESPONDE A LA FINALIDAD ENTELEQUIAL; SE PRODUCE ASÍ, AL TIEMPO DE LA RECREACIÓN DEL ORGANISMO POR EL PODER PLASMADOR DE SU VOX, UNA INVERSIÓN DEL SENTIDO EVOLUTIVO: EL SIGUIENTE PASO ES EL "GRAN SALTO" Y LA IDENTIFICACIÓN DEL SUJETO ANÍMICO CON EL UNO, ES DECIR, LA TRASMUTACIÓN DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO, SU ALTERACIÓN DEFINITIVA; LA CONSECUENCIA DE ESTO NO ES MENOR: EL SUJETO, IDENTIFICADO CON EL UNO, O CON UNO DE SUS ASPECTOS ARQUETÍPICOS, QUEDA INCORPORADO DE INMEDIATO A LA JERARQUÍA BLANCA; Y EL YO, LA EXPRESIÓN DEL ESPÍRITU EN EL VIRYA PERDIDO, SE ECLIPSA PARA SIEMPRE, TAL COMO SE EXPLICARA MAS ADELANTE.

El logos Kundalini ajusta la función general del organismo microcósmico a la forma del Arquetipo Manú que existe en el extremo del Principio de la serie formativa del designio; el organismo resulta así recreado y trasmutado definitivamente. Nos falta ver, aún, cómo realiza el logos Kundalini esta operación de trasmutar el microcosmos.

Para explicarlo de manera simple, destaquemos que en el acto de trasmutación concurren DOS PRINCIPIOS FUNDAMENTALES: EL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ Y EL PRINCIPIO DEL DESIGNIO SERPIENTE. Tomando en cuenta estos dos Principios, observemos la figura 56.

La utilización del Principio del Arquetipo Manú equivaldría a que el logos Kundalini se situase en dirección paralela al eje (Tt) y observase hacia el plano arquetípico POR EL CANAL ELIX: SE COMPRUEBA DE ENTRADA, REPARANDO EN LA ESCALA GRADUAL DE MOMENTOS PROGRESIVOS, QUE TAL DISPOSICIÓN IMPLICA UNA INVERSIÓN EVOLUTIVA. El logos Kundalini se propone ajustar la función general a la forma del Principio del Arquetipo Manú: ELLO EQUIVALE A SUPRIMIR, EN LA FIGURA 56, LA DISTANCIA QUE SEPARA AL "PASÚ, MICROCOSMOS POTENCIAL" DEL "ARQUETIPO MANÚ", ES DECIR, ENTRE LA ESFERA INFERIOR y LA ESFERA SUPERIOR (eje Tt). Tal supresión significa, analógicamente, el "GRAN SALTO": un salto que, según se ve, evita el camino de ELIX. Es evidente, pues, que el ajuste entre el microcosmos y el Principio del Arquetipo Manú elimina la serie ónticotemporal que existe sobre la función continua ELIX porque la misma función continua ha sido salteada durante el "gran salto".

El Principio del designio serpiente es utilizado por el logos Kundalini para AJUSTAR el microcosmos al Principio del Arquetipo Manú ¿qué significa esto? Respuesta: que el logos Kundalini SE REVISTE CON LA MATRIZ ESENCIAL DEL DESIGNIO SERPIENTE CUANDO LAS VALVAS DE LA CONCHA SE ABREN Y SU PODER PLASMADOR QUEDA LIBERADO EN EL CANAL ELIX. Si el objetivo del yoga tiene éxito, y el globo de akasa se abre, el logos Kundalini, CUAL UNA SERPIENTE SÚBITAMENTE ACTIVA, se desarrolla y se desliza como un fuego por el canal ELIX: la matriz esencial del designio serpiente contiene TODAS LAS MATRICES FUNCIONALES QUE RIGEN LAS LEYES DE LA ENERGÍA y ello le permite ir ajustando todas las funciones particulares de los órganos a las formas originales del Principio del Arquetipo Manú. CUANDO LA SERPIENTE KUNDALINI ARRIBA AL ÚLTIMO CHAKRA DEL CANAL ELIX, ESTO ES, AL BRAHMACHAKRA, SE CONSUMA EL "GRAN SALTO": EL ORGANISMO MICROCÓSMICO QUEDA ENTONCES AJUSTADO A LA FORMA DEL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ Y EL SUJETO ANÍMICO IDENTIFICADO CON EL UNO.

Este último efecto es el FIN declarado en el objetivo del yoga y puede ocurrir en cualquier estructura en la que se encuentre manifestado el sujeto anímico. En el virya perdido, el sujeto anímico puede estar EN EL NIVEL DE LOS CUATRO CHAKRAS GLANDULARES SUPERIORES, es decir, sobre el ANAHATA, a la altura del corazón; sobre el VISHUDA, en las tiroides; sobre el AJNA, en la hipófisis, o sobre el BRAHMARANDRA o BRAHMACHAKRA, en la coronilla: en cualquiera de estos niveles, el logos Kundalini FAGOCITA al sujeto anímico y lo refunde en su esencia cósmica: el sujeto anímico, entonces, generalmente el sujeto consciente, tiene la impresión de que su campo sensible se expande hacia todas las direcciones del universo; se logran así los "estados superiores de conciencia" del SAMADHI o del NIRVANA: TALES ESTADOS SON LOS MAS SUPERIORES EN EL NIVEL ANÍMICO DEL PASÚ Y LOS MAS INFERIORES EN EL NIVEL ESPIRITUAL DEL VIRYA. EL SAMADHI, O LOS ESTADOS NIRVÁNICOS, INDICAN QUE EL SUJETO ANÍMICO, EL ALMA, SE HA IDENTIFICADO CON EL UNO: EL SUJETO, IMPULSADO POR EL LOGOS KUNDALINI, HA DADO EL "GRAN SALTO" DESDE EL BRAHMACHAKRA Y SE HA SITUADO EN UN "NIVEL DE CONCIENCIA MACROCÓSMICO"; EL "GRAN SALTO" SIGNIFICA QUE EL SUJETO HA CRUZADO EL PUENTE METAFÍSICO QUE CONDUCE AL PLANO ARQUETÍPICO Y ALLÍ SE HA EXPANDIDO SOBRE LOS PLANOS CÓSMICOS POR DIFUSIÓN EN EL ASPECTO "BELLEZA" O "INTELIGENCIA ACTIVA" DEL DEMIURGO. CUANDO ESTO OCURRE, NO PUEDE YA EXISTIR NINGUNA INTERVENCIÓN ESPIRITUAL EN EL VIRYA, ES DECIR, NINGUNA INFLUENCIA DEL ESPÍRITU HIPERBÓREO ENCADENADO: ELLO ES LÓGICO PUESTO QUE AL CONSEGUIRSE EL "GRAN SALTO", LA MISIÓN DEL ENCADENAMIENTO YA HA SIDO CUMPLIDA; EL PASÚ ES AHORA UN INICIADO SINARCA, INTEGRADO EN LA JERARQUÍA BLANCA DE CHANG SHAMBALA; Y SU HERENCIA HIPERBÓREA, EL SÍMBOLO DEL ORIGEN, HA QUEDADO DESDE ENTONCES DEFINITIVAMENTE NEUTRALIZADA.

En el próximo artículo se explicará analógicamente en qué consiste el “gran salto” practicado por el sujeto anímico como fin de la iniciación yoguística. A continuación vamos a anticipar el efecto que el gran salto, y la previa trasmutación orgánica, causan en el Yo perdido del virya y que la Sabiduría Hiperbórea denomina: “ESCURRIMIENTO DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN”.

DURANTE LA TRASMUTACIÓN, EL LOGOS KUNDALINI, CON SU PODER PLASMADOR, ESTABILIZA TODOS LOS PROCESOS EVOLUTIVOS DE LA MEMORIA ARQUETÍPICA; RESULTAN ASÍ AJUSTADOS LOS ARQUETIPOS INVERTIDOS A SUS MATRICES ARQUETÍPICAS, CON TAL EXACTITUD QUE EL GRADO DE PARTICIPACIÓN QUE ESTOS MANTIENEN CON LOS ARQUETIPOS UNIVERSALES ALCANZA SU MÁXIMA PERFECCIÓN; EL NEXO METAFÍSICO ENTRE LA MEMORIA ARQUETÍPICA Y EL PLANO ARQUETÍPICO ADQUIERE ENTONCES EL CARÁCTER DE LA IDENTIDAD INDISCERNIBLE; TAL IDENTIDAD CAUSA QUE EL SUJETO ANÍMICO ANIME SIMULTÁNEAMENTE AMBOS PLANOS, EL MICROCÓSMICO DE LA MEMORIA ARQUETÍPICA Y EL MACROCÓSMICO DEL PLANO ARQUETÍPICO; ELLO EQUIVALE A UN “GRAN SALTO”, AL PASO CONSCIENTE DE UN MUNDO A OTRO; PERO ELLO SIGNIFICA, TAMBIÉN, QUE EL SUJETO ANÍMICO SE HA IDENTIFICADO CON UN ASPECTO DE EL UNO.

AHORA BIEN: EL ESPÍRITU ENCADENADO, DE ACUERDO A LO ESTUDIADO EN LA PRIMERA PARTE, SE MANIFIESTA COMO "YO PERDIDO" EN EL SENO DEL SUJETO ANÍMICO CONSCIENTE, POR REFLEJO DEL YO INFINITO EN EL SÍMBOLO DEL ORIGEN; ¿QUE OCURRE CON EL YO PERDIDO, CON LA EXPRESIÓN DEL ESPÍRITU ETERNO, CUANDO EL SUJETO CONSCIENTE REALIZA EL "GRAN SALTO" Y SE EXPANDE EN EL PLANO ARQUETÍPICO? RESPUESTA: EL ECLIPSE DEFINITIVO DEL YO: A PARTIR DEL "GRAN SALTO" YA NO EXISTIRÁ NINGUNA MANIFESTACIÓN DEL ESPÍRITU EN EL MICROCOSMOS POR CAUSA DEL "ESCURRIMIENTO" IRREVERSIBLE DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN DE LA MEMORIA DE LA SANGRE DEL VIRYA; EL "ESCURRIMIENTO" ES LA CULMINACIÓN ESTRATÉGICA DE LA CLAVE GENÉTICA DE LOS SIDDHAS TRAIDORES: SU CONCRECIÓN SEÑALA EL FIN DEL ENCADENAMIENTO PORQUE IMPLICA QUE SE HA CUMPLIDO EL OBJETIVO MICROCÓSMICO DE LA FINALIDAD DEL PASÚ; SIN EMBARGO, SEMEJANTE "DESENCADENAMIENTO" NO BENEFICIA EN NADA AL ESPÍRITU HIPERBÓREO PUES, SI NO HA CONSEGUIDO REORIENTARSE DURANTE EL ENCADENAMIENTO PERMANECERÁ LUEGO EN LA CONFUSIÓN ESTRATÉGICA DE SU ESTADO REVERTIDO: Y EN ESE ESTADO CONTINUARA HASTA EL MAHAPRALAYA. EMPERO, LO MAS PROBABLE ES QUE LOS SIDDHAS TRAIDORES INTERVENGAN ANTES QUE LLEGUE TAL MOMENTO, Y QUE EL ESPÍRITU SEA ENTONCES ENCADENADO NUEVAMENTE A OTRO VIRYA PARA "APROVECHAR SU FUERZA VOLITIVA ORIENTADORA".

 

La respuesta anterior se entenderá mejor si explicamos analógicamente en qué consiste el gran salto, el fin declarado de la iniciación sinárquica por el yoga.

Conjuntamente, será también explicado el concepto de la Sabiduría Hiperbórea sobre el ESCURRIMIENTO DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN.

 

O – Estudio analógico del “gran salto” y del “escurrimiento” del Símbolo del Origen.

El fin del yoga, el "gran salto", causa el "escurrimiento" del Símbolo del origen, es decir, "la culminación estratégica de la clave genética de los Siddhas Traidores". El escurrimiento, entonces, significa la pérdida de la herencia hiperbórea. Mediante un simple modelo analógico, basado en conceptos ya definidos, vamos a evidenciar el "gran salto" y su efecto "escurrimiento".

Ya vimos que el logos Kundalini, revestido con la forma del designio serpiente, ajusta el organismo microcósmico al Principio del Arquetipo Manú: se trata, en última instancia, de un ajuste entre micro y macrocosmos, puesto que el Principio del Arquetipo Manú es una forma derivada de El Uno macrocósmico. Con el propósito de evidenciar lo más claramente posible el acto del “gran salto" vamos a referirnos solo a un aspecto saliente de la analogía micro-macrocósmica, cual es la correspondencia entre la memoria arquetípica, o estructura neurofisiológica del cerebro, y el plano arquetípico del macrocosmos.

Según la figura 38, la memoria arquetípica del microcosmos (flecha 6) guarda correspondencia analógica con el plano arquetípico del macrocosmos (flecha 14); análogamente, también, mientras la memoria arquetípica está animada por el SUJETO RACIONAL, el plano arquetípico lo está por el Aspecto Belleza, o "Inteligencia activa", del Demiurgo El Uno. Este Aspecto, POR ANIMAR ÍNTEGRAMENTE AL PLANO ARQUETÍPICO, SE MANIFIESTA EN TODOS Y CADA UNO DE LOS ARQUETIPOS UNIVERSALES, Y, DESDE LUEGO, TAMBIÉN EN EL ARQUETIPO MANÚ.

De acuerdo con la figura 9, en la figura 56 se ha equiparado a un “plano límite” la separación entre el plano arquetípico y el plano material; asimismo, en esta figura y en las 44 y 45, se ha representado una “escala gradual de momentos progresivos” que permite medir el proceso evolutivo desde su iniciación en el plano material. Tenemos así analógicamente una LINEA O EJE que separa al plano arquetípico del plano material; ¿a qué es análoga dicha línea, en el microcosmos? Respuesta: a una línea que separa la memoria arquetípica de la estructura psíquica: una frontera semejante está representada en la figura 39 como LA LÍNEA DE PUNTOS QUE SEPARA LA REGIÓN (a) DE LAS REGIONES (b), (c) y (d), es decir la memoria arquetípica (a) de la estructura psíquica (b, c y d).

Comenzaremos la explicación estableciendo una relación ENTRE EL NIVEL EVOLUTIVO MICROCOSMICO DE UN VIRYA PERDIDO TIPICO Y UN NIVEL MACROCOSMICO DE REFERENCIA: para ello nos valdremos de la analogía entre las líneas, o fronteras, apuntadas.

 

 

A la izquierda de la figura 67, observamos un EJE CERO-OMEGA (0Ω), en adelante “EJE OMEGA”, que separa al plano arquetípico del plano material y, en el plano material una, “escala gradual de momentos progresivos”: el eje (0Ω) representa el “nivel de referencia” frente al que se medirá, INVERSAMENTE, el nivel evolutivo del microcosmo. Por eso a la derecha el EJE CERO-ALFA (0A), en adelante “EJE ALFA”,señala la frontera entre la memoria arquetípica y la estructura psíquica y a la ves, marca un determinado nivel evolutivo (A) en la escala gradual; en el ejemplo adoptado este nivel corresponde al 5º grado del progreso evolutivo.

Con esta disposición analógica interpretamos el objetivo y el fin del Kundalini yoga. El logos Kundalini, al quedar libre en el canal ELIX, se propone ajustar la función general del organismo microcósmico al Principio del Arquetipo Manú: ello equivale, en la figura 67, a SUPRIMIR LA DIFERENCIA (Dif.) DE NIVEL ENTRE EL EJE ALFA Y EL EJE OMEGA. Analógicamente, pues, EL “GRAN SALTO” CONSISTE EN ELIMINAR LA DIFERENCIA (Dif.) ENTRE EL NIVEL ALFA Y EL NIVEL OMEGA, EN CONSEGUIR QUE EL EJE (0A) “SALTE”, INVERSAMENTE AL SENTIDO EVOLUTIVO (1º, 2º, 3º …), Y SE IGUALE CON EL EJE (0Ω): EN ESE MOMENTO, TAMBIEN, SE HABRA IDENTIFICADO EL SUJETO ANÍMICO, QUE SE ENCUENTRA “SOBRE” EL EJE (0A) CON EL ASPECTO BELLEZA, QUE SE ENCUENTRA “SOBRE” EL EJE (0Ω); ES LA CONCRECIÓN DEL FIN DEL KUNDALINI YOGA.

Es evidente que el gran salto es una ACCIÓN DE CONTROL efectuada directamente por el logos Kundalini bajo su forma serpentina: EL GRAN SALTO, EN EFECTO, SOLO PUEDE OCURRIR SI SE SUPRIME LA DIFERENCIA (Dif.) ENTRE EL ORGANISMO MICROCÓSMICO Y EL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ; EL LOGOS KUNDALINI, PARA IGUALAR EL EJE ALFA CON EL EJE OMEGA, DEBE ADICIONAR AL ORGANISMO UN FACTOR DE AJUSTE -Dif., ES DECIR, UN VALOR INVERSO A LA DIFERENCIA Dif. Volviendo a la figura 56, podemos describir la "acción de control" del siguiente modo: LA SERPIENTE KUNDALINI, DESDE UN CHAKRA SUPERIOR, PRONUNCIA LA PALABRA DEL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ; SE PRODUCE ENTONCES LA RESONANCIA DE LA CAPACIDAD ARQUETÍPICA DEL ARQUETIPO MANÚ Y SU FORMA RESULTA ACTUALIZADA Y APLICADA SOBRE EL ORGANISMO MICROCÓSMICO; LA SERPIENTE KUNDALINI EFECTÚA LA COMPARACIÓN ENTRE LA FORMA DEL ARQUETIPO MANÚ Y EL ORGANISMO MICROCÓSMICO Y DETECTA LA DIFERENCIA (Dif); REPLICA, ENTONCES, CON SU PODER PLASMADOR, EL FACTOR DE AJUSTE -Dif. SOBRE EL ORGANISMO, ALTERANDO DEFINITIVAMENTE SU ESTRUCTURA; EL ORGANISMO QUEDA AJUSTADO EXACTAMENTE AL ARQUETIPO MANÚ, NO EXISTIENDO YA NINGUNA DIFERENCIA (Dif.) ENTRE AMBOS: EL "GRAN SALTO" SE HA PRODUCIDO, EL EJE ALFA COINCIDE CON EL EJE OMEGA, EL SUJETO ANÍMICO SE HA IDENTIFICADO CON EL UNO.

 

El "gran salto” implica la TRASMUTACIÓN casi instantánea del organismo microcósmico y su incorporación a la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá. Esta situación es, desde luego, incompatible con la herencia hiperbórea y es por eso que en la clave genética de los Siddhas Traidores está previsto, desde el comienzo del encadenamiento espiritual, EL EFECTO ESCURRIMIENTO: el ESCURRIMIENTO asegura que el Símbolo del Origen se tornará inoperante desde el momento mismo en que se produzca el gran salto; EL ESCURRIMIENTO DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN ES LA CULMINACIÓN ESTRATÉGICA DE LA CLAVE GENÉTICA.

Nos remontaremos a la figura 29, con el fin de explicar analógicamente el efecto escurrimiento, “vemos allí que la esfera de luz se ha señalado con un trazo más grueso y que en su interior, sobre una LINEA CONCAVA , se reflejanalgunas miradas del Espíritu-esfera. Analógicamente, la lina  corresponde AL PERFIL DEL SIMBOLO DEL ORIGEN: es CONCAVA porque “LA ORIENTACION DE LA GNOSIS ESPIRITUALESTA SIGNADA POR LO CÓNCAVO”, según se explicó en el insiso “El Espíritu-esfera normal”. Pues bien, sobre la línea  se manifiesta el Espíritu como el Yo del virya, un Yo que tiende espontáneamente a confundirse con el sujeto consciente debido a que el Símbolo del Origen  se sitúa siempre en la esfera de luz por determinación de la clave genética” (página 128). Si observamos atentamente la figura 29, comprovaremos que el perfil del Símbolo del Orígen  intersecta a la estructura psíquica en los puntos A y B: EN CONSECUENCIA, EL EJE ALFA (OA) DE LA FIGURA 67, QUE REPRESENTA EL LIMITE DE LA ESTRUCTURA PSIQUICA, TAMBIEN A DE ESTAR INTERSECTADO POR EL SIMBOLO DEL ORIGEN . Para mayor claridad, en la figura 68 se ha agregado la línea curva  que corresponde al perfil del Símbolo del Origen.Como la línea  de la figura 68 NO ES CONCAVA SINO CONVEXA, cave formular aquí una justificación que evite todo posible maentendido: en la figura 68, y en las siguentes 69 y 70, se debe entender a la línea  como la REPRESENTACIÓN de la línea cóncava  de las figuras 29, 30, 31, y 32; las exigencias de la analógia obligan a REPRESENTAR a la línea cóncava  en la forma que muestra la figura; en todo caso, si se desea visualisar el encadenamiento por clave genética, hay que recoprdar que las “miradas” del Espíritu revertido siempre se reflejan sobre EL ASPECTO CONCAVO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN y suponer que las mismas proceden de la parte inferior de la figura 68, tal como indícan los vectores “miradas”, en dirección a la parte cóncava de la línea .

 

 

En los siguientes comentarios, se sintetizaran las principales conclusiones analógicas que se deben extraer, tanto de las figuras 67 y 68, como de las 69 y 70 que se describiran más adelante.

Primero – NOTEMOS QUE EL SIMBOLO DEL ORIGEN SE ENCUENTRA ENTRE EN EJA ALFA Y EL EJE OMEGA, ES DECIR, EN EL ESPACIO ANALOGICO DE LA DIFERENCIA (Dif.).

Segundo – AGREGUEMOS, AHORA, QUE LA TECNICA DE LA CLAVE GENÉTICA MANTIENE EL SIMBOLO DEL ORIGEN EN UN “NIVEL FIJO” DURANTE TODO EL PROCESO EBOLUTIVO. Analógicamente, esto quiere decir ue, cualquiera sea el grado de nivel en que se encuentre el eje alfa, el Símbolo del Orígen siempre se mantendrá en el lugar que muestra la figura.

Tercero - ¿Porqué se mantiene constantemente en un NIVEL PREESTABLECIDO el Símbolo del Orígen? Respuesta: PORQUE SU ASIENTO Y RESIDENCIA ESTA EN LA SANGRE HIPERBOREA. EL NIVEL ABSOLUTO DEL SIMBOLO DEL ORIGENEN LA SANGRE PUEDE VARIAR DE UN VIRYA A OTRO, PERO EN CADA UNO CONSERVA UN NIVEL SIEMPRE FIJO, QUE SOLO DEPENDE, EN PRINCIPIO, DE LA HERENCIA HIPERBOREA; DADO UN NIVEL HEREDITARIO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN, ESTE SE MANTIENE FIJO DURANTE TODO EL CICLO VITAL. Analógicamente, la figura 68 nos revela que una mayor intersección  es proporcional a una mayor PUREZA DE SANGRE.

Cuarto – Por estos motivos, la Sabiduría Hiperbórea denomina al eje alfa “NIVEL SEMICO DE LA SANGRE PURA”. En la figura 69 comprobamos que estando el Símbolo del Origen FIJADO en un NIVEL PREESTABLECIDO por la clave genética, una mayor diferencia (Dif.) entre el eje alfa y el eje omega implica una MENOR PUREZA DE SANGRE. Esto es: A MAYOR AJUSTE ENTRE EL ORGANISMO Y EL ARQUETIPO MANÚ, MENOR PUREZA DE SANGRE. El “nivel sémico de la sangre pura”, el eje alfa, señala el segundo grado de progreso evolutivo: es evidente que en la figura 69, el perfil  e menor que el interceptado en la figura 68, donde el eje alfa seña el quinto grado del progreso evolutivo; A MENOR DIFERENCIA (Dif.) MAYOR AJUSTE Y, TAMBIEN, MENOR PUREZA DE SANGRE PORQUEES MENOR EL PERFIL DELSIMBOLO DEL ORIGEN INTERCECTADO EN EL LIMITE DE LA ESTRUCTURA PSIQUICA.

Quinto – El espacio analógico de la diferencia (Dif.) es decir, el espacio entre el eje alfa y el eje omega, la Sabiduría Hiperborea lo denomina “AREA EFECTIVA DE MAYA” para un virya determinado, o “GRAN ENGAÑO” EL “AREA EFECTIVA DE MAYA” ES EL CAMPO DE EXISTENCIA DEL SIMBOLO DEL ORIGEN COMO PRODUCTO DE LA CLAVE GENETICA. VALE DECIR, EL SIMBOLO DEL ORIGEN SOLO PUEDE EXISTIR EN LA SANGRE DEL VIRYA MIENTRAS EXISTA, TAMBIEN, LA DIFERENCIA (Dif.) ENTRE EL ORGANISMO MICROCOSMICO Y EL ARQUETIPO MANU, MIENTRAS EL ORGANISMO MICROCOSMICO SOSTENGA UN PROCESO EVOLUTIVO. ASI, EL SIMBOLO DEL ORIGEN EN LA SANGRE, Y EL ENCADENAMIENTO ESPIRITUAL CONSECUENTE, SON REALIDADES PROPIAS DEL GRAN ENGAÑO, HECHOS QUE SOLO PUEDEN OCURRIR EN EL AREA EFECTIVA DE MAYA, LA ILUCION DE LO REAL.

En verdad la percepción de la realidad como “gran engaño”, en una experiencia subjetiva propia de los viryas perdidos: ES EL YO PERDIDO QUIEN, TRAS INTUIR FUGAZMENTE SU ESTADO DE CONFUSIÓN, AFIRMA EL CARÁCTER ILUSORIO DE LA REALIDAD. Para el pasú, por el contrario, no hay “area efectiva de maya” pues todo el mundo exterior constituye su ESPACIO CULTURAL, el campo donde se concreta el objetivo macrocósmico de la fialidad.

 

 

Sexto – La transmutación que la serpiente Kundalini causa en el organismo lo ajusta al Arquetipo Manú: queda entonces suprimida la diferencia (Dif.) entre el eje alfa y el eje omega, y el sujeto animico se identifica con El Uno. LA SUPRESION DE LA DIFERENCIA (Dif.) SIGNIFICA, ANALOGICAMENTE, LA ELIMINACION DEL “AREA EFECTIVA DE MAYA”. Pero, de acuerdo con los comentarios Primero y Quinto, tal supresión a de causar la pérdida del Símbolo del Orígen pues éste solo piuede existir en el “área efectiva de Maya”. Y la pérdida el Símbolo del Origen ha de causar, en consecuencia, la definitiva extinción del Yo perdido, el reflejo del Espíritu eterno que se manifiesta sobre el mismo.

Recordemos que el Yo perdido se desplaza extraviado por un camio LABRELIX, paralelo y correlativo de ELIX, que sigue el sujeto consciente; los puntos tetrarque del camino LBRELIX están determinados por el Símbolo del Orígen, de manera tal que la pérdida de este acarreara la desaparición del camino LABRELIX y con ello la extinción del Yo perdido en el seno del sujeto consciente.

Septimo – Tomando como base las explicaciones y comentarios anteriores, bamos a definir aquí el concepto de ESCURRIMIENTO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN: SI EL SUJETO ANIMICO PROTAGONIZA EL GRAN SALTO, EL EJE ALFA ADQUIERE EL VALOR DEL EJE OEGA: EN ESE MOMENTO, EL ORGANISMO ESTÁ AJUSTADO AL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANU Y EL SUJETO ANIICO SE HA IDENTIFICADO CON EL UNO. PERO EL EJE ALFA INDICA EL”NIVEL SEMICO DE LA SANGRE PURA”: EN ESTE SENTIDO, EL “VALOR OMEGA” EXPRESA EL “VALOR CERO”. ES DECIR, QUE LA COINCIDENCIA DEL EJE ALFA CON EL EJE OMEGA IMPLICA “CERO CONTENIDO SEMICO EN MEMORIA DE LA SANGRE”. LA SABIDURIA HIPERBOREA AFIRMA QUE, CUANDO EL NIVEL SEMICO DE LA SANGRE PURA ALCANZA EL VALOR OEGA YA SE HA PRODUCIDO EL “ESCURRIMIENTO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN”. ¿POR QUE? RESPUESTA: PORQUE EL SIMBOLO DEL ORIGEN SE MANTIENE EN UN NIVEL FIJO, CUYO PUNTO MAS BAJO JAMAS ALCAMZA EL VALOR OMEGA; POR LO TANTO, SI EL EJE ALFA COINCIDE CON EL EJE OMEGA, SERIA IMPOSIBLE QUE SIMULTANEAMENTE INTERSECTARA A LA LINEA CONCAVA . ESTO PUEDE COMPROBARSE EN LA FIGURA 70 DONDE SE VE QUE, CON UN VALOR OMEGA, EL EJE ALFA ESTÁ LEJOS DE INTERSECTAR A LINEA CURBA: EN ESE MOMENTO YA SE HA PRODUCIDO EL “ESCURRIMIENTO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN”, Y POR ESO, A LA LINEA CURBA QUE REPRESENTA SU PERFIL, SE LA HA DIBUJADO CON LINEAS DE TRAZO.

LA FIGURA 70 NOS MUESTRA CLARAMENTE QUE LA SUPRESION DE “AREA EFECTIVA DE MAYA” CAUSA EL ESCURRIMIENTO DEL SIMBOLO DEL ORIGEN: EN EL ORGANISMO NO EXISTE YA “MEMORIA DE LA SANGRE”; EL SIMBOLO DEL ORIGEN DE LA HERENCIA HIPERBOREA SE HA PERDIDO DEFINITIVAMENTE, JUNTO CON LA PRESENCIA VOLITIVA DEL YO: ES LA CULMINACION ESTRATEGICA DE LA CLAVE GENETICA.

 

P – Significado analógico de la abertura del globo de akasa.

El OBJETIVO del Kundalini yoga propone: "LIBERAR AL LOGOS KUNDALINI DE SU ENVOLTURA EN EL GLOBO DE AKASA PARA QUE CIRCULE PERSONALMENTE POR EL CANAL ELIX". Ya vimos que si el logos Kundalini se reviste con la forma del designio serpiente dispone de las matrices funcionales necesarias y suficientes para trasmutar al organismo y ajustarlo con el Principio del Arquetipo Manú; la transmutación, va acompañada de un "gran salto", el fin del Kundalini yoga, que permite al sujeto consciente identificarse con El Uno. Surge de esto una pregunta natural a la que no se ha respondido aun: ¿es la forma serpentina LA ÚNICA que puede adoptar el logos Kundalini al abandonar el globo de akasa? y, de no ser así ¿quién determina la forma con que se revestirá el principio plasmador? Respuesta: Ante todo, hay que afirmar que el logos Kundalini ES CAPAZ DE REVESTIRSE CON UNA PLURALIDAD DE FORMAS DIFERENTES. En segundo lugar, hay que advertir que la forma particularmente elegida, cuando el logos Kundalini se libera por la práctica del yoga, DEPENDE DE LA TÉCNICA APLICADA PARA CONSEGUIR EL OBJETIVO; más claramente: es el sujeto anímico, al concentrarse sobre el globo de akasa para abrirlo y liberar al principio plasmador, quien PROYECTA y RECLAMA la forma que aquél adoptará en su tránsito por el canal ELIX. En el caso en que tal proyección provenga exclusivamente del sujeto anímico, SIN INTERVENCIÓN DEL YO, el logos Kundalini puede o no aceptar revestirse con la forma requerida y se necesita no poca destreza para persuadirlo a su aceptación.

 

 

TAMBIÉN, PUEDE OCURRIR QUE, LLEVADO POR INSONDABLES DESIGNIOS, EL LOGOS KUNDALINI DECIDA SALIR POR SU CUENTA DEL GLOBO DE AKASA Y, REVESTIDO CON LA FORMA DE UN MITO, FAGOCITE AL SUJETO CONSCIENTE Y SE APODERE DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO. Esta última posibilidad puede ser interpretada a la luz de las explicaciones anteriores sobre el mito y el símbolo sagrado.

En relación con el objetivo del Kundalini yoga, y su fin, lo que interesa aquí es destacar que SOLO LA FORMA SERPENTINA DEL PRINCIPIO PLASMADOR, ES DECIR, EL DESIGNIO SERPIENTE CON TODAS SUS MATRICES FUNCIONALES, GARANTIZA LA TRASMUTACIÓN COMPLETA DEL ORGANISMO MACROCÓSMICO y EL GRAN SALTO. CUALQUIER OTRA FORMA QUE ADOPTE EL LOGOS KUNDALINI, POR MAS EXCELSA O "DIVINA" QUE APARENTE SER, POR EJEMPLO, LA GRAN MADRE, BRAHMA, VISHNU, JEHOVÁ, O UN ANIMAL SAGRADO COMO EL ELEFANTE, EL CARNERO, EL CIERVO, ETC., CAUSARA UN MUY DIFERENTE RESULTADO AL PERSEGUIDO POR EL OBJETIVO INICIÁTICO DEL YOGA: EL LOGOS KUNDALINI BAJO TALES FORMAS SE COMPORTARA EN EL ORGANISMO COMO UN "MITO AUTÓNOMO", COMO LA MANIFESTACIÓN LOCAL DE UN ARQUETIPO DOMINANTE; VALE DECIR: INTENTARA SITUARSE FRENTE AL SUJETO ANÍMICO PARA FAGOCITARLO Y ASUMIR EL CONTROL DEL MICROCOSMOS; MAS NO LO HARÁ PARA ELEVAR AL SUJETO EN EL "GRAN SALTO" SINO PORQUE DESEA PERMANECER EN EL MICROCOSMOS TRANSFORMADO EN "MITO VIVIENTE", EN UN ANTIGUO DIOS RESUCITADO, EN AVATAR O MESÍAS, ETC. EN ESTOS CASOS, EN LUGAR DE LA TRASMUTACIÓN ORGÁNICA CONFORME AL ARQUETIPO MANÚ, EL LOGOS KUNDALINI FACULTA LA CAPTURA DEL ORGANISMO POR UN ARQUETIPO PSICOIDEO, EL CUAL LO INTEGRARA EN LA SUPERESTRUCTURA DE UNA CULTURA EXTERNA Y LO EMPLEARA PARA FAVORECER EL OBJETIVO MACROCÓSMICO DE LA FINALIDAD DEL PASÚ. TODO ESTO ES CONOCIDO POR LOS GURUES DEL KUNDALINI YOGA, SABIOS DE LA KALACHAKRA, QUIENES PROYECTAN MUCHAS FORMAS SOBRE EL GLOBO DE AKASA PARA LOGRAR DISTINTOS OBJETIVOS PERO QUE SABEN MUY BIEN QUE "EL "GRAN SALTO" SOLO SE LOGRA CUANDO EL PRINCIPIO PLASMADOR ADQUIERE LA FORMA SERPENTINA, LA CAPACIDAD DEL DESIGNIO SERPIENTE.

 

Todo cuanto hemos visto hasta ahora sobre el logos Kundalini y el Kundalini yoga nos está demostrando que la abertura, forzada o natural, del globo de akasa es un acontecimiento de la máxima importancia en el ciclo vital de un organismo microcósmico, toda vez que su ocurrencia tanto puede trasmutar como destruir al germen microcósmico. Conviene, pues, conocer con más profundidad el carácter de este hecho. Ello podrá conseguirse si se comprende la correspondencia analógica que la abertura del globo de akasa microcósmico guarda con un acontecimiento semejante del macrocosmos; podemos formular así este interrogante: la abertura del globo de akasa ¿a qué suceso macrocósmico representa? Respuesta: AL MAHAPRALAYA.

El mahapralaya es el fin, igual al Principio, del ciclo de Manifestación macrocósmica; la respuesta nos permite inferir por qué la trasmutación inmediata del organismo debe ir seguida de un "gran salto" que suprime todo proceso evolutivo: en el mahapralaya solo están presentes el Principio y el fin, SIN MOVIMIENTO. Por otra parte, es evidente que el mahapralaya macrocósmico señala la MUERTE ORGÁNICA del macrocosmos: análogamente, la abertura del globo de akasa señala una "muerte orgánica" del microcosmos, previa a la trasmutación; es la "muerte iniciática por el yoga".

Una fundamentación más profunda de la analogía entre la abertura del globo de akasa y el mahapralaya podrá encontrarse en las siguientes sentencias de la Sabiduría Hiperbórea: DURANTE LA MANIFESTACIÓN, EL VERBO DEL DEMIURGO EL UNO DEBE PERMANECER AISLADO DEL MACROCOSMOS: SU VOX HA DADO TERMINO INDIVIDUAL A TODO LO EXISTENTE Y AUN DESIGNA A LOS ENTES ACTUALES; PERO, LUEGO DEL PRINCIPIO, SU VOX CONCURRE A LOS ENTES PROCEDENTE DEL HUEVO PRIMORDIAL: A TRAVÉS DEL HUEVO, COMO UN SUSURRO, SURGEN LAS PALABRAS DEL DESIGNIO, EL LOGOS DEMIÚRGICO. EL VERBO, ENCERRADO EN EL HUEVO PRIMORDIAL, SEMEJA LA VOZ DE UN DURMIENTE SOÑADOR: PERO UNA VOZ QUE, AL TRASCENDER EL MUNDO ONÍRICO y MANIFESTARSE AFUERA, HICIESE REALIDAD EL CONTENIDO DE LOS SUEÑOS, SUS MAS ABSURDAS PESADILLAS. Hasta aquí es clara la analogía entre el Huevo Primordial y el globo de akasa, entre el Aspecto Logos y el logos Kundalini; Así continúan las sentencias de la Sabiduría Hiperbórea:

EL HUEVO PRIMORDIAL HA DE PERMANECER INTACTO HASTA EL PRALAYA; SOLO CUANDO EL MACROCOSMOS ALCANCE SU FINALIDAD ENTELEQUIAL EL HUEVO SE ROMPERÁ Y EL VERBO QUEDARA LIBRE PARA PRONUNCIAR LA ULTIMA PALABRA, LA DE LA DISOLUCIÓN DE TODO LO ÓNTICO EXISTENCIAL; EL ASPECTO LOGOS PERMANECE EN EL HUEVO DESDE EL PRINCIPIO HASTA EL FINAL DEL MACROCOSMOS PORQUE EL ES EL PRINCIPIO Y EL FINAL: TODO ENTE POR EL VINO A LA EXISTENCIA Y TODO ENTE POR EL RETORNARA A LA NADA ORIGINAL; LA RUPTURA DEL HUEVO PRIMORDIAL Y EL MAHAPRALAYA SON UNA Y LA MISMA COSA; DE LA RUPTURA DEL HUEVO PRIMORDIAL SALDRÁ EL FUEGO QUE CONSUMIRÁ AL MACROCOSMOS; UN FUEGO QUE ES LA ESENCIA DEL LOGOS; UN LOGOS QUE ES EL VERBO DE EL UNO. La ruptura del Huevo Primordial es, pues, evidentemente análoga a la acción que hemos descripto como "abertura del globo de akasa": ello nos sugiere que esa "abertura" ha de causar un verdadero PRALAYA MICROCÓSMICO, una MUERTE INICIÁTICA POR EL YOGA. Naturalmente, que tal muerte iniciática es sucedida por una "nueva vida", quizá por la inmortalidad orgánica, del mismo modo que al mahapralaya macrocósmico le sucede la creación de un nuevo macrocosmos, cuyo ciclo vital se extenderá por otro mahamanvantara. Mas esa posibilidad de "nueva vida", puesta a disposición del iniciado sinarca, y que es considerada "milagrosa" por muchos mentecatos, en realidad solo beneficia al Demiurgo puesto que el organismo trasmutado pasa indefectiblemente a ocupar su lugar en la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá o Gran Fraternidad Universal o Sinarquía Internacional, etc. Con respecto a las diferentes formas que puede adoptar el logos Kundalini al manifestarse fuera del globo de akasa, y sobre la inquietante posibilidad de que se manifieste por sí mismo y no por requerimiento del sujeto-yogui, la analogía macrocósmica surge patente de las siguientes sentencias: MUCHAS VECES, DURANTE EL MAHAMANVANTARA, POR MOTIVOS INCOMPRENSIBLES PARA EL PASÚ, EL UNO HA SENTIDO LA TENTACIÓN DE ROMPER EL HUEVO Y SALIR CON SU VERBO PLASMADOR; SU DESEO, EN VERDAD, VA MAS ALLÁ QUE ESO: PORQUE AL SALIR DEL HUEVO, EL VERBO SE ENCONTRARÍA EN UNA SITUACIÓN DE TRASCENDENCIA MACROCÓSMICA.... Y EL DESEO DEL UNO APUNTA A QUE SU VERBO INGRESE AL MACROCOSMOS SIN CAUSAR LA DISOLUCIÓN FINAL. PARA CUMPLIR CON ESTE DESEO, EN INCONTABLES OCASIONES EL UNO HA ABIERTO EL HUEVO COMO SI FUESEN LAS VALVAS DE UNA CONCHA Y HA SALIDO AL EXTERIOR; TAMBIÉN HA INGRESADO AL MACROCOSMOS Y HASTA SE HA HECHO VER Y ADORAR POR LOS ANIMALES HOMBRES. ¿COMO LO HIZO SIN CAUSAR AL MISMO TIEMPO LA DESTRUCCIÓN DEL MACROCOSMOS? REVISTIÉNDOSE, DENTRO MISMO

DEL HUEVO, CON UNA FORMA ADECUADA, PONIÉNDOSE UN ROPAJE, ADQUIRIENDO UN "ASPECTO", DE TAL MANERA QUE, AL SALIR, DICHA FORMA LIMITASE SU PODER ÍGNEO Y PROTEGIESE AL MACROCOSMOS. ASÍ, EL UNO FUE ALGUNA VEZ UN DIOS, UNA DIOSA, UN BAILARÍN, UN PÁJARO, ETC.

 

Q – El yoga sinárquico y el Tantra yoga.

Según se ha demostrado, la práctica del Kundalini yoga, o de cualquier yoga que se proponga el mismo objetivo, puede causar el nefasto efecto de "liberar" al logos Kundalini en el canal ELIX. Ello se logra abriendo el globo de akasa y permitiendo que el principio plasmador TOME EL CONTROL DIRECTO DE LA FUNCIÓN GENERAL DEL ORGANISMO MICROCÓSMICO. Ya no será, entonces, la Palabra, la VOX del logos Kundalini, sino el logos en persona quien recorrerá el canal ELIX y MENCIONARA CON SU NOMBRE ARQUETÍPICO ORIGINAL a cada chakra, a cada sector innato, a cada órgano. Y en ese caso la situación es muy diferente a la descripta en 'L', cuando vimos a la Palabra sostener a toda costa el proceso evolutivo de los órganos acorde al proyecto de los esquemas hereditarios, aunque estos esquemas fuesen imperfectos. El logos Kundalini, bajo su aspecto serpentino, por el contrario, es capaz de trasmutar el organismo microcósmico sin tomar en cuenta su grado evolutivo: para ello recrea toda su estructura hasta ajustarla al Principio del Arquetipo Manú; se consigue así el "gran salto" del sujeto anímico, del alma, hacia el plano arquetípico, al cabo del cual éste se identifica con El Uno. Esta posibilidad nirvánica, vale la pena repetirlo, "que es considerada milagrosa por muchos mentecatos, solo beneficia al Demiurgo puesto que el organismo trasmutado pasa indefectiblemente a ocupar su lugar en la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá".

Con el Tantra yoga sucede lo mismo que con todo lo que, proviniendo originalmente de la Sabiduría Hiperbórea, ha pasado en la parte más oscura del Kaly Yuga a ser de dominio público, es decir, exotérico: a tales conocimientos, imposibles de suprimir en las culturas que los han incorporado y registrado colectivamente, la Sinarquía les aplica las técnicas de "desinformación" y "cambio de significado". Como resultado de ello, con el correr del tiempo, los conocimientos "prohibidos" van desapareciendo de la percepción colectiva y solo sobreviven, como cadáveres embalsamados, las PALABRAS, los NOMBRES, o los SIGNOS, que expresaban aquel saber; pero estos nombres ya no remiten a su significado original, que expresaba conceptos de la Sabiduría Hiperbórea, sino a un SIGNIFICADO CAMBIADO, impuesto por la Sinarquía o, mas bien, a algún significado SUPERPUESTO, porque pueden ser muchos los sentidos equívocos agregados como COSTRA CULTURAL al nombre prohibido. En el inciso "El símbolo sagrado del virya" se estudiará con detalle la degradación de los símbolos sagrados, o de sus nombres, y no conviene anticipar aquí la explicación. Lo importante ahora es comprender que el Tantra yoga ACTUAL se propone el mismo objetivo que el Kundalini yoga, vale decir, es también un yoga sinárquico, PERO QUE ELLO NO FUE SIEMPRE ASÍ: EL TANTRA YOGA, EN EFECTO, ES EL CONOCIMIENTO EXOTÉRICO, DESVIRTUADO POR LA SINARQUÍA, DE UN ANTIGUO "YOGA HIPERBÓREO OCCIDENTAL" ORIGINARIO DE LA ATLÁNTIDA. Por lo tanto, aún cuando sus PALABRAS, NOMBRES Y SIGNOS expresen un significado equívoco y sinárquico a la comprensión actual, esas palabras, esos nombres y esos signos, en un pasado remoto, correspondían a las más puras verdades de la Sabiduría Hiperbórea: ese significado hiperbóreo es el que el virya debe restituir para conocer los antiguos Misterios de la Iniciación Hiperbórea, antes que rechazar de plano, por repugnancia o incomprensión, los sistemas que han resultado víctimas de la acción psicológica enemiga.

Solo agregaremos, para orientar sobre la posición de la Sabiduría Hiperbórea, una breve referencia histórica.

Los yogas son sistemas de conocimientos iniciáticos que hacen posible, de distintos modos, la transmutación del organismo microcósmico, el gran salto y, en consecuencia, LA LIBERACIÓN DE LA RUEDA DEL KARMA: éste es el verdadero fin del yoga; las "prácticas de yoga", las "gimnasias respiratorias", la expresión de mantras y mudras, el control orgánico por la concentración del sujeto anímico, etc., tan popularizados por la Sinarquía en Occidente, no son más que un aspecto exotérico y vulgar del yoga: sin el fundamento del conocimiento iniciático tales prácticas, desde luego, carecen de efectividad trasmutadora; naturalmente, la Sinarquía, y sus Maestros de Sabiduría o Gurúes; reservan tal conocimiento esotérico solo para aquéllos que demuestran ser merecedores de la iniciación sinárquica, es decir, quienes están dispuestos a adorar sin reservas a El Uno, al Demiurgo, a Brahma, a Jehová-Satanás, a Jesús, etc., o a cualquier otro aspecto o apariencia del Gran Engañador. Sin embargo, a pesar de esta amplitud en la filiación de las "divinidades", la custodia de la Sabiduría del Yoga está en manos de una muy celosa sección de la Jerarquía Blanca. En efecto, luego del hundimiento de la Atlántida, la Jerarquía confió a la CASTA DE LOS BRAHMANES la custodia del conocimiento iniciático de los yogas, es decir, reveló a estos la LLAVE KALACHAKRA y los autorizó otorgar la iniciación sinárquica. Desde entonces son ellos, tanto en el plano físico como en el astral, los que detentan y velan por la vigencia de la iniciación yoguística.

Ahora bien, como la casta brahmánica se ha encargado de legislar la aplicación en la raza blanca indoaria del Código de Manú, que exige la separación de la sociedad por COLOR DE LA PIEL y su organización en cuatro castas, muchos viryas perdidos despistados, cegados por un miope racismo biologicista, han acabado creyendo que los Brahmanes no pertenecen a la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá, o, por lo menos, que no contribuyen al Plan de la Sinarquía Internacional. ¡Torpe ilusión en la que han caído estos racistas biologicistas al suponer que una CASTA SACERDOTAL pueda hacer otra cosa más que adorar al Uno! Más adelante veremos que la agrupación de Brahmanes en "CASTA" se remonta a la Atlántida, donde los mismos ESTABAN BAJO EL DOMINIO DE LA CASTA KSHATRIYA: tal subordinación es lógica puesto que el KSHATRIYA, el guerrero hiperbóreo, es un ser eminentemente ESPIRITUAL, un reflejo del Espíritu Hiperbóreo, en tanto que el BRAHMAN, el sacerdote sinarca, es un ser eminentemente ANÍMICO, un reflejo del arquetipo Manú. Luego de la catástrofe atlante, a cuya producción no fue ajena la alianza entre los Brahmanes y los Siddhas Traidores, la situación se revirtio entre los sobrevivientes, pueblos racialmente degradados y extremadamente primitivos, que sucumbieron salvo pocas excepciones a la magia brahmánica. Desde entonces, hemos visto a una humanidad confundida que se deja guiar por ellos, que cree y acepta los Mitos y Arquetipos afirmados por las castas sacerdotales de todas las épocas.

La casta Kshatriya, por otra parte, luego de la catástrofe atlante había conservado como herencia de sus antepasados cromagnón gran parte de la Sabiduría Hiperbórea: en especial, la casta guerrera conocía el Misterio de A-mor, el secreto de la caída original del Espíritu Hiperbóreo; tal secreto permitía la práctica de una iniciación nupcial durante la cual se aprovechaba el poder plasmador del logos Kundalini en beneficio de una vía secreta de liberación de la Sabiduría Hiperbórea: éste era el "Yoga Occidental" del cual se derivaría, luego de una tremenda degradación cultural, el Tantra yoga, del cual conocemos actualmente algunas variantes exotéricas. Como se explicará en el inciso "Posibilidades de la vía tántrica", el OBJETIVO HIPERBÓREO DEL TANTRA YOGA consiste en remontar la MEMORIA DE LA SANGRE hasta el momento del encadenamiento espiritual, hasta dar con EL PRIMER RECUERDO ASENTADO EN EL SÍMBOLO DEL ORIGEN; este recuerdo corresponde, como es natural, al GRAN ANTEPASADO HIPERBÓREO: su contenido es la imagen del Espíritu Hiperbóreo en el momento de consumarse la Traición Blanca y ser encadenado a la evolución de los organismos microcósmicos; SOLO CUANDO SE HA RESCATADO ESTA IMAGEN DE LA PROFUNDIDAD DE LA MEMORIA DE LA SANGRE, RECIÉN SE ATREVERÁ EL INICIADO HIPERBÓREO, O "SADHAKA", A ALTERAR EL GLOBO DE AKASA; MAS NO INTENTARA ABRIR POR SI MISMO EL GLOBO DE AKASA PARA LIBERAR AL LOGOS KUNDALINI TAL COMO PROPONE EL YOGA SINÁRQUICO; NI SIQUIERA PROYECTARA SOBRE EL LA IMAGEN SERPENTINA O ALGUNA OTRA.

EL YOGA OCCIDENTAL SE BASA EN DOS PRINCIPIOS ACTIVOS FUNDAMENTALES: LA PRESENCIA VOLITIVA DEL YO Y LA COLABORACIÓN DE UNA MUJER HIPERBÓREA, ES DECIR, UNA MUJER VIRYA. EL YO SERA, ESTA VEZ, QUIEN SE REVESTIRÁ; Y LO HARÁ CON LA FORMA DEL GRAN ANTEPASADO HIPERBÓREO, ACTO QUE CONSTITUYE LA REORIENTACIÓN DEFINITIVA HACIA EL ORIGEN.... ADEMAS DE UN "REENCUENTRO" CON EL ESPÍRITU, ANHELADO DURANTE MILLONES DE AÑOS. LA MUJER HIPERBÓREA SERA QUIEN, EN EL CURSO DEL ACTO SEXUAL, O MAITHUNA, PROYECTE SOBRE EL GLOBO DE AKASA DEL SADHAKA LA FORMA DE "LILLITH", LA COMPAÑERA GUERRERA DEL ESPÍRITU HIPERBÓREO; LA PROYECCIÓN DE LILLITH ROMPERÁ EL GLOBO Y CONFORMARA AL LOGOS KUNDALINI: LO ROMPERÁ PORQUE LILLITH DANZARA SOBRE EL GLOBO DE AKASA LAS RUNAS DE LA MUERTE; Y CONFORMARA AL LOGOS KUNDALINI PORQUE LO CONTENDRÁ EN SI CUANDO ESTE SE MANIFIESTE FUERA DEL GLOBO. ESTA ACCIÓN "EXTERIOR" DE LA MUJER HIPERBÓREA TIENE LA MISIÓN DE INCORPORAR "ADENTRO" DEL VIRYA LA IMAGEN DEL ESPÍRITU HIPERBÓREO FEMENINO, IMAGEN QUE FUERA OLVIDADA DURANTE MILLONES DE AÑOS DE CONFUSIÓN Y QUE FORMA PARTE INSEPARABLE DEL MISTERIO DE LA CAÍDA. ES ENTONCES, CUANDO LILLITH REVIVE ADENTRO, QUE SE CONSUMA LA BODA MÁGICA, LA CEREMONIA DE REORIENTACIÓN ESPIRITUAL Y TRASMUTACIÓN ORGÁNICA REALIZADA SOBRE EL LECHO NUPCIAL DE LA SANGRE PURA. PERO DE ESA "TRASMUTACIÓN" EL SADHAKA NO RESULTARA CONVERTIDO EN MANÚ SINO EN GUERRERO HIPERBÓREO, EN SIDDHA INMORTAL.

Como se ve, el Yoga Occidental no tiene nada que ver con el yoga sinárquico y, si el Tantra yoga no hubiese sido degradado culturalmente por la Estrategia Psicosocial de la Sinarquía, tampoco tendría puntos de contacto con la ciencia de Chang Shambalá. Esto quedará aún más claro en el inciso "Posibilidades de la vía tántrica", donde se expondrá una versión actualizada del antiguo Ritual de los Cinco Desafíos, es decir, del ritual iniciático y guerrero del Yoga Occidental.

 

R – Estudio analógico del “objetivo hiperbóreo” del Tantra yoga.

No hay que insistir demasiado en que la Sinarquía cambió, hasta donde pudo, el significado del Yoga Occidental: ello está a la vista en el Tantra Yoga y será evidente para quien lo analice basándose en los Fundamentos de la Sabiduría Hiperborea. El mayor peso de la desinformación, como es lógico, se abatió sobre los DOS PRINCIPIOS FUNDAMENTALES DEL TANTRA YOGA: EL “YO” Y LA MUJER HIPERBÓREA. Al Yo se lo redujo a una mera ilusión anímica, a un sujeto egoísta y despreciable al que se debe destruir a toda costa antes de alcanzar el nirvana, la unión con El Uno. A la Mujer Hiperbórea, y al Espíritu Hiperbóreo femenino, se lo equiparó a la SHAKTI terrestre, es decir, al Aspecto femenino del Demiurgo, o a alguna PAREJA ARQUETÍPICA de los Dioses-Arquetipos. Con estos cambios, el Tantra yoga difiere muy poco de los yogas sinárquicos y, de hecho, existen muchas “escuelas” sinárquicas de “Tantra yoga”, dirigidas por miembros de la Jerarquía Blanca.

Hoy en día es casi imposible rescatar al Tantra yoga como sistema o vía de liberación apta para el virya occidental, no obstante lo cual se describirá en el inciso “Posibilidades de la Vía Tántrica” cómo debería ser una iniciación tántrica occidental; no nos detendríamos, pues, en más explicaciones a no ser por una circunstancia particular. Se trata de la CONFUSIÓN que algunos viryas demuestran cuando se refieren al OBJETIVO HIPERBÓREO DEL TANTRA YOGA sin advertir el cambio de significado causado por la Estrategia enemiga: CONCRETAMENTE, ESTOS VIRYAS DALTÓNICOS IDENTIFICAN AL OBJETIVO HIPERBÓREO DEL TANTRA YOGA CON EL FIN DEL KUNDALINI YOGA, ES DECIR, CON EL GRAN SALTO; PERO TAL CONFUSIÓN NO ES CAUSAL, SINO INDUCIDA EN LAS MENTES DÉBILES POR LA PODEROSA VOLUNTAD DE LOS SIDDHAS TRAIDORES Y SUS SECUACES DE LA CASTA BRAHMÁNICA.

Con el antecedente de todo lo visto hasta aquí, nos ha de costar muy poco aclarar la confusión. Lo haremos mediante dos representaciones gráficas analógicas, pero antes vamos a exponer en qué consiste la confusión mencionada.

En el artículo anterior se explicó que “el OBJETIVO HIPERBÓREO DEL TANTRA YOGA consiste en remontar la MEMORIA DE LA SANGRE hasta el momento del encadenamiento espiritual, hasta dar con EL PRIMER RECUERDO ASENTADO EN EL SÍMBOLO DEL ORIGEN”. Este objetivo recibe en la Sabiduría Hiperbórea la denominación sintética de “REGRESO AL ORIGEN”. Pero el “gran salto” propuesto como fin del Kundalini yoga, es un “REGRESO AL PRINCIPIO” del Arquetipo Manú.

Con algunas variantes, puede afirmarse que aquí se encuentra el núcleo de todas las confusiones semejantes entre el objetivo hiperbóreo y el objetivo sinárquico: PORQUE EL “REGRESO AL ORIGEN” ES EL REGRESO AL SÍMBOLO DE ORIGEN, AL MOMENTO EN QUE EL SÍMBOLO DE ORIGEN FUE PLASMADO EN LA SANGRE TRASMUTADA DEL VIRYA; ESE HECHO, LA APLICACIÓN DE LA CLAVE GENÉTICA, OCURRIÓ MILLONES DE AÑOS DESPUÉS QUE EL PASÚ EXISTÍA SOBRE LA TIERRA COMO PRODUCTO DE UNA LARGA EVOLUCIÓN FILOGENÉTICA; ES DECIR, ESE HECHO, LA PLASMACIÓN GENÉTICA DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN, OCURRIÓ MUCHO DESPUÉS DEL “PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ”; ASÍ, PUES, ESTE “PRINCIPIO”, HACIA EL QUE APUNTA EL GRAN SALTO, NO COINCIDE EN ABSOLUTO CON EL ORIGEN DEL YO BUSCADO POR EL TANTRA YOGA.

Lo único idéntico entre ambos objetivos yoguísticos es la palabra “regreso” o, en otros idiomas, la idea de “regresión” o “movimiento inverso al sentido de la ley de evolución”; sin embargo, ello basta para que el significado del objetivo sinárquico se atribuya al objetivo hiperbóreo, y se pretenda que la liberación espiritual proviene de una regresión hasta el Principio del Arquetipo Manú, idea absurda cuya ejecución imprudente representa un suicidio espiritual para el virya perdido.

Como la confusión es muy frecuente entre viryas que pretenden conocer, también, los Fundamentos de la Sabiduría Hiperbórea, conviene profundizar sobre la naturaleza de sus motivaciones y dar por sentado que existe una conspiración sinárquica para causar el error. El problema es: si el virya conoce la existencia de la Sinarquía, su manejo oculto por la Jerarquía Blanca de Chang Shambalá, y el hecho de que ésta responde en todo a los Planes del Uno; y, por otra parte, si el virya ha intuido su Origen Hiperbóreo, ha experimentado la reminiscencia de la MINNE, o la Canción de A-mort de los Siddhas Leales, en fin, si se siente prisionero de este mundo y desea regresar a la libertad infinita del Espíritu Eterno ¿cómo puede creer el virya que ello podrá conseguirlo remontándose hasta el Principio del Arquetipo, hasta El Uno? ¿cómo puede creer que Aquél que lo mantiene en la esclavitud de la materia le concederá alguna vez la libertad? ¿cómo puede creer que la liberación del Espíritu de su encadenamiento material podrá conseguirla sin luchar, sin combatir contra los Siddhas Traidores, la Jerarquía Blanca, El Uno y todos cuantos se habrán de interponer en su camino de regreso al Origen? ¿cómo puede, en fin, creer que obtendrá la libertad infinita con sólo efectuar un gran salto PACÍFICO hacia el Principio? Estas creencias revelan, sin dudas, una gran ingenuidad y una peligrosa confusión estratégica. Y sin embargo no son pocos los viryas daltónicos que se dirigen al Principio en busca de la libertad espiritual: se trata, como se ve, de un peligroso error que causa, en la mayoría de los casos, la muerte espiritual del virya, el eclipse de su Yo, por “escurrimiento del Símbolo del Origen”.

Pero aún falta la Respuesta: Parece ser que lo que impresiona al virya daltónico, y lo que lo ciega, es la preeminencia de la idea de REGRESO por sobre el sitio al que se desea regresar. Por eso no ve con claridad la diferencia entre regreso al Origen y regreso al Principio; hay como una exaltación del regreso por el regreso mismo, que deja sin resolver el problema de la meta apuntada: si al final del camino de regreso se encuentra efectivamente la salida hacia la libertad del espíritu o una mayor y más terrible desorientación. Pero este error no carece de motivación hiperbórea: el virya perdido, que pese a todo se atreve a asumir una actitud gnóstica, considera LUCIFÉRICA la decisión de oponerse a la ley de evolución, de marchar en su contra; mas, al no poder precisar con claridad el objetivo de esa marcha, acaba otorgando preeminencia a la marcha misma, al hecho de TRANSITAR INVERSAMENTE AL SENTIDO DE LA LEY DE EVOLUCIÓN; y es entonces cuando ocurre la confusión con el fin del yoga sinárquico: PORQUE ESE FIN CONSISTE EN “TRANSITAR INVERSAMENTE AL SENTIDO DE LA LEY DE EVOLUCIÓN” EN UN GRAN SALTO HACIA EL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO. El peligro de esta confusión no se hace patente al virya porque él “se siente luciférico por el sólo hecho de marchar en contra de la ley de evolución, de regresar”, aunque ese regreso hacia El Uno le signifique finalmente su completa perdición.

El virya daltónico se siente “luciférico” al decidirse a regresar y toda su fuerza volitiva la concentra en la marcha, ingenuamente, quizá por torpe orgullo, quizá por iracundia, pero sin determinar previamente la situación de la meta final. Desde el punto de vista de la Sabiduría Hiperbórea, tal ceguera es producto de la CONFUSIÓN ESTRATÉGICA pues la confusión apuntada procede, justamente, de un ERROR ESTRATÉGICO. Más claramente: toda “Estrategia” es un medio parta alcanzar un fin claramente postulado; no hay Estrategia posible sin declarar de antemano los fines y objetivos perseguidos pues la Estrategia consiste en la planificación del mejor modo para alcanzar tales metas: si el objetivo es claro, y la Estrategia es el proyecto de un plan operativo adecuado para conseguirlo, el desarrollo, la ejecución, la MARCHA, será seguramente coronada por el éxito; pero si el objetivo es confuso, no claramente definido, no hay manera segura de planear su concreción: la MARCHA será, entonces, errática, desorientada, extraviada, condenada al fracaso; el que marcha sin saber a dónde ir, el virya perdido, gnoseológicamente daltónico, demuestra abiertamente su confusión estratégica, aunque crea que la decisión de marchar en sentido inverso a la ley de evolución lo convierte automáticamente en “luciférico”.

Estas aclaraciones son oportunas pues LA PROPUESTA ESOTÉRICA DEL TANTRA YOGA ES UNA COMPLETA ESTRATEGIA HIPERBÓREA: UNA ESTRATEGIA EN LA QUE EL OBJETIVO DECLARADO SE LLAMA “ORIGEN”, EL SÍMBOLO DE ORIGEN; UN OBJETIVO QUE SE SITÚA EN UN PUNTO EXACTO DEL PASADO DEL VIRYA; UN PASADO AL QUE SE REGRESA TOMANDO POR EL CAMINO INVERSO DE LA SANGRE PURA; UN CAMINO ASENTADO EN LA MEMORIA DE LA SANGRE. LA ESTRATEGIA HIPERBÓREA CONSISTE EN PLASMAR Y ASEGURAR ESE REGRESO AL ORIGEN, EN MOSTRAR AL YO EL CAMINO JUSTO HACIA EL RECUERDO DE LA SANGRE: UNA ESTRATEGIA TAL ES, POR EJEMPLO, EL “RITUAL DE LOS CINCO DESAFÍOS” DEL TANTRA YOGA QUE DESCRIBIREMOS EN OTRO INCISO; OTRA ESTRATEGIA SEMEJANTE ES LA “VÍA DE LA OPOSICIÓN ESTRATÉGICA” QUE DOMINAN LOS CABALLEROS TIRODAL.

En resumen, podemos afirmar que, aunque ambos objetivos exigen un “regreso”, un “marchar en sentido inverso a la ley de evolución”, sólo el objetivo hiperbóreo del Tantra yoga, el “regreso al Origen”, permite formular una Estrategia Hiperbórea, una vía abierta para conseguir la liberación del Espíritu cautivo. Pero, naturalmente, tal vía sólo puede ser transitada “con las armas en la mano e hielo en el corazón”, por aquéllos que no teman avanzar en medio del combate y que no estén dispuestos a retroceder a menos que la táctica así lo requiera: EN LA ESTRATEGIA HIPERBÓREA EL COMBATE ES UN ELEMENTO ESENCIAL PORQUE SU EJECUCIÓN CORRE POR CUENTA DEL KSHATRIYA, DEL GUERRERO HIPERBÓREO, DEL VIRYA ESPIRITUAL. Todo lo contrario del objetivo sinárquico, que en un “gran salto” metafísico faculta la fagocitación del sujeto anímico por parte del Principio del Arquetipo Manú: no hay aquí lucha, y por supuesto tampoco “Estrategia”, porque esta vía de “regreso al Principio” es propia del pasú, del animal hombre hijo del Demiurgo, quien le adora servilmente y sólo desea refundirse en Él. Quien no sepa advertir estas diferencias, así se tenga a sí mismo por “luciférico” porque ha decidido “regresar” marchando en sentido inverso a la ley de evolución, no es más que un virya perdido en grave peligro: SU ÚNICA POSIBILIDAD DE SALVACIÓN, ANTES DE SER

DESTRUIDO POR EL UNO, ES DETENER LA MARCHA A CIEGAS, VALE DECIR, CONCENTRAR EL YO EN UN SITIO FIJO Y FORTALECERLO CON VOLUNTAD GRACIOSA; EXPERIMENTAR, DESDE ALLÍ, EL RECUERDO DEL ORIGEN Y UBICAR, POR SU INTERMEDIO, LA DIRECCIÓN DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN; ASÍ, REORIENTADO, Y FORTALECIDO, EL YO PODRÁ ENTONCES EJECUTAR UNA VERDADERA ESTRATEGIA HIPERBÓREA: UN TRÁNSITO SEGURO DE REGRESO AL ORIGEN TRAS INTERNARSE EN LA MEMORIA DE LA SANGRE Y REMONTAR, INVERSAMENTE, SU PROCESO EVOLUTIVO.

 

Todo esto puede ser sintetizado gráficamente mediante un modelo analógico tal como el de las figuras 71 y 72.

 

 

Para comenzar, observemos la figura 71: en la parte superior, simbolizado por un círculo mayor, se encuentra el Arquetipo Manú, y en la parte inferior, con un círculo más pequeño, su manifestación individual: el pasú actual. La función continua del progreso evolutivo, el camino de ELIX, está representado en forma completa por una línea circular que parte de la izquierda del Arquetipo Manú y regresa a él por la derecha; aunque el trazo lleno de la circunferencia ELIX no permite advertirlo, hay que suponer que se trata de una espiral continua, pero arrollada de tal modo que semeja un anillo compacto: un anillo cuya sección es, justamente, la circunferencia ELIX.

Pero la circunferencia ELIX está ORIENTADA, como lo demuestran las flechas que exhibe al Principio y al final: el sentido de esta orientación es acorde con la “escala gradual de momentos progresivos”, es decir, expresa la dirección del proceso evolutivo, apunta hacia la finalidad entelequial. Es claro, en la figura 70, que le Principio y el final del proceso evolutivo del pasú es el propio Arquetipo Manú. Sin embargo, el sentido de la evolución impulsa al pasú hacia la finalidad entelequial, tal como lo indica la flecha curva de la derecha, titulada “proceso evolutivo orgánico”: esta flecha indica que el pasú, librado a la inercia del proceso evolutivo, se dirige indefectiblemente hacia la finalidad entelequial. Por el contrario, la flecha curva de la izquierda, señala el sentido inverso del “gran salto” propuesto por el Kundalini yoga: es evidente, pues, que el gran salto implica una INVERSIÓN DEL SENTIDO DEL PROCESO EVOLUTIVO o, si se quiere, un REGRESO AL PRINCIPIO.

En la figura 71, resumiendo, se han representado las posibilidades del destino del pasú: o evolucionar hacia la finalidad entelequial y adquirir la autonomía óntica, flecha de la derecha, o “regresar” hacia el Principio mediante un “gran salto”, trasmutar el organismo, e identificarse con El Uno, flecha de la izquierda.

Consideremos ahora el caso del virya, el hombre semidivino que posee en su Memoria de la Sangre el Símbolo del Origen al cual se encadena el Espíritu. En la figura 72 se ha representado al virya actual mediante un círculo menor en la parte inferior de la circunferencia ELIX, donde antes se encontraba el pasú individual: esto indica que el virya es un pasú trasmutado por el Símbolo del Origen y que, por confusión y desorientación espiritual continúa evolucionando hacia la finalidad entelequial propia del pasú; para eso se aprovecha la fuerza volitiva del Yo perdido. El Símbolo del Origen, como en otras figuras, se ha simbolizado por una línea cóncava que representa a su perfil (TAU).

Sobre la circunferencia ELIX, entre el Principio del Arquetipo Manú y el momento actual del virya, es decir, en su pasado, se ha señalado con una línea cóncava el momento en que la clave genética de los Siddhas Traidores introdujo el Símbolo del Origen en la Memoria de la Sangre del pasú y lo trasmutó en virya perdido: HACIA ESE MOMENTO ESPECÍFICO APUNTA LA “REGRESIÓN” DEL TANTRA YOGA, tal como lo indica la flecha curva de la izquierda. Y RESULTA CLARO AHORA QUE, A PESAR DE QUE EL REGRESO AL ORIGEN Y EL REGRESO AL PRINCIPIO REQUIEREN MARCHAR INICIALMENTE EN LA MISMA DIRECCIÓN INVERSA, SE TRATA DE DOS OBJETIVOS ABSOLUTAMENTE DIFERENTES E INCONFUNDIBLES: PARA CONSEGUIR SU LIBERACIÓN ESPIRITUAL EL VIRYA DEBE NECESARIAMENTE EMPRENDER UN CAMINO DE REGRESO; PERO ESTE REGRESO SE DETIENE EN UN PUNTO DEL PASADO MUY DISTANTE DEL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ. QUIEN COMPRENDA ESTA DIFERENCIA SERÁ UN VIRYA VERDADERAMENTE LUCIFÉRICO, PUES ESTARÁ EN CONDICIONES DE PLANTEAR UNA ESTRATEGIA HIPERBÓREA PARA REGRESAR AL ORIGEN Y JAMÁS CAERÁ EN EL ERROR FATAL DE INTENTAR EL GRAN SALTO HACIA EL PRINCIPIO.

 

S – El “PUNTO TAU”.

Hemos visto que en un determinado “momento” del proceso evolutivo del pasú, por efecto de la clave genética, queda incorporado el Símbolo del Origen en la memoria de la sangre: en “ese momento” se produce la transmutación del pasú en virya, del animal hombre en hombre semidivino; a partir de “ese momento” el Espíritu Hiperbóreo permanece encadenado en el seno del sujeto consciente del virya, manifestándose como Yo perdido sobre los puntos tetrarque del camino LABRELIX. Es evidente, pues que en “ese momento” ha de haberse generado EL PRIMER TETRARQUE del camino LABRELIX, el instante en el que el Yo perdido se reflejó por primera vez y se encontró extraviado en la temporalidad inmanente y correlativa del sujeto consciente. Ese momento, donde necesariamente se detiene la regresión del Tantra yoga, ES EL INSTANTE-ORIGEN PROPIAMENTE DICHO, QUE LA SABIDURÍA HIPERBÓREA DENOMINA “PUNTO TAU”.

 

 

Con otras palabras: EL REGRESO AL ORIGEN CONSISTE EN LOCALIZAR EL PUNTO TAU EN LA MEMORIA DE LA SANGRE: EN EL PUNTO TAU SE ENCUENTRA EL PRIMER TETRARQUE Y EL SÍMBOLO DEL ORIGEN. EN CONSECUENCIA, TODA ESTRATEGIA HIPERBÓREA O VÍA DE LIBERACIÓN ESPIRITUAL CULMINA EN EL PUNTO TAU. En la figura 72, a la línea cóncava que representa al perfil del Símbolo del Origen se la ha señalado con la letra griega TAU mayúscula pues, en “ese momento” del proceso evolutivo, se encuentra el “PUNTO TAU”.

 

T – El concepto de “inmortalidad” en el yoga sinárquico y en el Tantra yoga.

Al cumplirse el objetivo del Kundalini yoga la serpiente Kundalini efectúa el tránsito inverso por el canal ELIX y se dirige hacia el Principio: durante ese tránsito, su poder plasmador actúa sobre el organismo microcósmico y ajusta sus funciones conforme al Arquetipo Manú. A esa operación recreadora, producto del principio plasmador, la hemos denominado TRASMUTACIÓN ORGÁNICA. Lo que vamos a destacar aquí es que, para todo yoga sinárquico, la trasmutación orgánica implica la INMORTALIDAD.

Mas esta "inmortalidad" no es un concepto simple: con tal vocablo el iniciado sinarca alude tanto a la inmortalidad “física” como "astral". La primera consiste en la trasmutación orgánica propiamente dicha, que conforma al microcosmos de acuerdo al Principio del Arquetipo Manú y lo dota de "AUTONOMÍA ÓNTICA PRINCIPIAL”: el cuerpo físico del pasú, el organismo microcósmico, el microcosmos potencial, pasa así a ser la manifestación microcósmica del Principio, su acto. Igual que con la autonomía óntica entelequial, la autonomía óntica principial sitúa al microcosmos fuera de las determinaciones del espacio y del tiempo: semejante estado implica, desde luego, LA SUSPENSIÓN DEL CICLO VITAL DEL GERMEN MICROCÓSMICO. Con otras palabras, la autonomía óntica principial supone la DETENCIÓN del ciclo vital y la permanencia del organismo en un estado de perfección arquetípica, estado que ha sido alcanzado no por culminación del proceso evolutivo sino por efecto del "gran salto".

Esta detención del ciclo vital, que permite al microcosmos permanecer indefinidamente Y ACTUAR en el macrocosmos, es la propiedad de los iniciados sinarcas que ellos califican como "inmortalidad física".

La segunda acepción de la palabra "inmortalidad", esto es, la "inmortalidad astral", se refiere a la SUSPENSIÓN DEL PROCESO EVOLUTIVO ANÍMICO, a la PERMANENCIA DEL "CUERPO DOBLE" O "ASTRAL" EN UN ESTADO DE PERFECCIÓN ARQUETÍPICA QUE LE PERMITE ACTUAR INDEFINIDAMENTE EN EL MUNDO ASTRAL. Tal estado se consigue igualmente durante la iniciación sinárquica del Kundalini yoga, empleando el poder plasmador de la serpiente Kundalini para CREAR un cuerpo doble arquetípico sobre la base anímica de la mónada humana: el alma, así conformada, cesa su proceso evolutivo y se mantiene como "cuerpo astral inmortal". Todos los iniciados sinarcas de la Jerarquía Blanca, estén encarnados o no, poseen un cuerpo astral inmortal: ELLO LES PERMITE, SI LO DESEAN, ANIMAR UN ORGANISMO MICROCÓSMICO MORTAL, es decir, un cuerpo que, luego que el iniciado "ha cumplido su misión", será entregado a la desintegración orgánica.

Hecha la descripción de la inmortalidad obtenida con el yoga sinárquico vamos a evaluar sus verdaderos alcances desde el punto de vista de la Sabiduría Hiperbórea.

Con tal perspectiva podemos afirmar que la inmortalidad física o astral es solo una ILUSIÓN, un concepto subjetivo cuya realidad radica en la esencia de MAYA: ESTA AFIRMACIÓN SE COMPRENDERÁ MEJOR SI ACLARAMOS QUE TODOS LOS "INMORTALES" DE LA JERARQUÍA HABRÁN DE MORIR EFECTIVAMENTE AL CUMPLIRSE EL CICLO MACROCÓSMICO, ES DECIR, CUANDO SOBREVENGA EL PRALAYA.

Paradójicamente, los iniciados inmortales están condenados a morir ¿Qué significa esto? Respuesta: Que si inmortalidad significa "supervivencia física o astral MÁS ALLÁ DE LA MUERTE", entendida ésta como la culminación del ciclo vital o evolutivo, entonces los iniciados sinarcas son realmente “inmortales", mas, si por inmortal se entiende "aquél que no muere nunca", entonces los iniciados sinarcas no son realmente inmortales puesto que su vida anímica tendrá fatal fin al concretarse la disolución macrocósmica. El iniciado sinarca, que ha alcanzado el estado de inmortalidad física o astral, suele creer subjetivamente que ha escapado a las leyes cíclicas; que está más allá de toda regresión o decadencia; que permanecerá indefinidamente independiente del espacio y del tiempo, etc.; tales creencias son producto de la ILUSIÓN DE LA AUTONOMÍA ÓNTICA, PRINCIPAL O ENTELEQUIAL: en verdad, LA SUSPENSIÓN DEL CICLO VITAL, O DEL PROCESO EVOLUTIVO, NO IMPLICAN LA "SUSPENSIÓN DE TODO CICLO" SINO EL REEMPLAZO DEL PERIODO MICROCÓSMICO POR EL PERIODO MACROCÓSMICO. Esto es lógico puesto que la autonomía óntica consiste en la identificación del organismo microcósmico con el Arquetipo Manú, QUIEN ESTA SUJETO AL CICLO MACROCÓSMICO: el Arquetipo Manú, como todo Arquetipo o ser universal, es UNA FUNCIÓN DEL MACROCOSMOS, una PROPIEDAD ESENCIAL de éste y no algo ajeno o independiente de su organicidad; la desintegración del macrocosmos en el Pralaya o mahapralaya incluye la disolución del plano arquetípico y de su contenido universal.

En síntesis, la inmortalidad del iniciado sinarca consiste en la sustitución del límite microcósmico de su ciclo vital, por el límite macrocósmico característico del Arquetipo Manú: tal sustitución es efecto de la identificación del microcosmos y el Arquetipo Manú causada por la concreción del objetivo del Kundalini yoga, es decir, por el "gran salto" con que la serpiente Kundalini regresa al sujeto anímico hasta el Principio del Arquetipo Manú. EL INICIADO SINARCA SERA "INMORTAL", ENTONCES, MIENTRAS DURE EL MACROCOSMOS, ES DECIR, DURANTE EL MANVANTARA O MANIFESTACIÓN DEL UNO.

Es tan subjetivo este concepto sinárquico de la inmortalidad que, a raíz del encadenamiento de la Jerarquía planetaria con Jerarquías solares, galácticas o cósmicas, existen iniciados "inmortales" con distinto grado de probabilidad de supervivencia: hay así, iniciados que son inmortales "en el sistema solar" o "en la galaxia", o en tal o cual constelación, etc.; vale decir, iniciados cuya supervivencia está ligada al ciclo de duración del sistema solar o de la galaxia y que morirán al fin, acompañando la disolución de esos sistemas. El Pralaya, fin del ciclo de manifestación del Demiurgo, señala el fin de la "inmortalidad" de los iniciados sinarcas, en un planeta, sistema solar o galaxia; el mahapralaya, disolución completa del macrocosmos, fin del universo material, señala el fin de toda jerarquía dévica. Más allá de este límite, que es una muerte real y definitiva de toda vida anímica, no pasa nadie SALVO EL UNO, SINTETIZADO NUEVAMENTE COMO MONADA PRIMORDIAL: SU REFLEJO, EL MACROCOSMOS, SE DESINTEGRARA EN LA NADA DEL PRALAYA.

 

El Yoga Occidental, del cual deriva el Tantra yoga, jamás propuso como objetivo nada semejante al concepto de inmortalidad que hemos expuesto.

Para el Tantra yoga, como para cualquier otra vía hiperbórea de liberación, el objetivo declarado es el regreso al Origen, el desencadenamiento del Espíritu, su reorientación estratégica, su reversión, y la libertad absoluta de la eternidad. Sin embargo, en la Estrategia adoptada para localizar y alcanzar el punto tau, PUEDE ESTAR CONTEMPLADA LA POSIBILIDAD DE TRASMUTAR EL MICROCOSMOS O LA CREACION DE UN CUERPO ASTRAL: ELLO LO HARÁ EL SADHAKA, DESDE LUEGO, NO IDENTIFICANDO EL MICROCOSMOS CON EL PRINCIPIO DEL ARQUETIPO MANÚ SINO PLASMANDO LA FORMA DEL LOGOS PLASMADOR, DE KUNDALINI, CON LA IMAGEN DE LILLITH Y CONSUMANDO EN LA SANGRE LA BODA MÁGICA DEL GRAN ANTEPASADO HIPERBÓREO; para ello deberá contar, según se adelantó, con el concurso de una mujer kaly. Lo cierto es que, según el concepto sinárquico, la trasmutación obtenida por el iniciado hiperbóreo lo convierte también en "inmortal", aunque la forma permanente del organismo o del cuerpo astral no conforme en absoluto al Arquetipo Manú. No hay que insistir en que semejante equiparación del concepto sinárquico de inmortalidad a la trasmutación tántrica es una fuente inagotable de confusiones y errores, toda vez que la Sabiduría Hiperbórea sostiene un concepto egoíco de la inmortalidad iniciática. Se hace necesario, pues, una aclaración terminante al respecto.

PARA LA SABIDURÍA HIPERBÓREA NI LA TRASMUTACIÓN SINÁRQUICA NI LA TRASMUTACIÓN TÁNTRICA PRODUCEN CUERPOS INMORTALES, SEAN ESTOS ORGANISMOS FÍSICOS O ASTRALES: LA SUSTITUCIÓN DEL LIMITE FINAL MICROCÓSMICO POR EL LIMITE MACROCÓSMICO DEL PRALAYA, POR MAS DISTANTE QUE ESTE SE ENCUENTRE EN EL FUTURO, NO BASTA PARA CALIFICAR DE "INMORTAL" A UN CUERPO ANIMADO. POR EL CONTRARIO, ES SEGURO QUE TALES "CUERPOS INMORTALES" SERÁN CADÁVERES AL SOBREVENIR EL PRALAYA: CADÁVERES FÍSICOS O CADÁVERES ASTRALES, DESPOJOS MATERIALES AL FIN DEL CICLO MACROCÓSMICO, LA MUERTE ABSOLUTA DE LA VIDA MANIFESTADA POR DESINTEGRACIÓN Y DISOLUCIÓN ABSOLUTA DE TODA FORMA.

PARA LA SABIDURÍA HIPERBÓREA, AL FIN, TODO CUERPO ORGÁNICO O ASTRAL ES SOLO UN CADÁVER FUTURO, POR MAS ANIMADO QUE SE ENCUENTRE EN LA ACTUALIDAD ILUSORIA DEL TIEMPO TRASCENDENTE.

AUN SI TAL CUERPO HA SIDO TRASMUTADO POR EL TANTRA YOGA, U OTRA VÍA HIPERBÓREA, JAMAS CONCEDE VALOR A LA SUPERVIVENCIA DEL CICLO VITAL NI DEPOSITA NINGUNA ESPERANZA EN LA DILATACIÓN DEL INSTANTE MORTAL, INSTANTE QUE LLEGARA FATALMENTE EN EL PRALAYA.

LA SABIDURÍA HIPERBÓREA SOLO TOMA EN CUENTA LA "SUBSTANCIA", SIN IMPORTAR LA FORMA O EL RITMO QUE ESTA MANIFIESTE: "TODA SUBSTANCIA, ES DECIR, TODO CUERPO ORGÁNICO O ASTRAL, ES REPUGNANTE AL ESPÍRITU HIPERBÓREO". EL ESPÍRITU "NORMAL", NO REVERTIDO, EXPRESA UNA HOSTILIDAD ESENCIAL HACIA TODA SUBSTANCIA DEL MACROCOSMOS. EL INICIADO HIPERBÓREO, QUE BUSCA REGRESAR AL ESTADO NORMAL DEL ESPÍRITU, NO PUEDE MENOS QUE DESPRECIAR TAMBIÉN TODA FORMA DE SUBSTANCIA, AUNQUE DEBA VALERSE DE ALGUN CUERPO ORGÁNICO O ASTRAL PARA EJECUTAR SU ESTRATEGIA. PARA EL INICIADO HIPERBÓREO, FINALMENTE, NO EXISTE LA INMORTALIDAD DE LA SUBSTANCIA, CUALQUIERA SEA LA FORMA O RITMO QUE ESTA EXHIBA: POR EL SOLO HECHO DE SER SUBSTANCIA UNA COSA ES MORTAL Y HA DE PERECER INDEFECTIBLEMENTE.

SIN EMBARGO, LA SABIDURÍA HIPERBÓREA SOSTIENE Y DEFINE CON PRECISIÓN UN CONCEPTO DE INMORTALIDAD: ES LA "INMORTALIDAD DEL YO", ES DECIR, LA INMORTALIDAD DE UNA COSA DE ESENCIA INSUBSTANCIAL. PARA LA SABIDURÍA HIPERBÓREA SOLO PUEDE SER INMORTAL EN EL MACROCOSMOS LO QUE ES ETERNO FUERA DE EL Y QUE, POR ESO, LE SOBREVIVE TRAS EL PRALAYA. ETERNO ES EL UNO Y POR ESO SOBREVIVE A LA DISOLUCIÓN DEL MACROCOSMOS. Y ETERNOS SON LOS ESPÍRITUS ENCADENADOS EN LOS VIRYAS PERDIDOS, QUIENES TAMBIÉN SOBREVIVIRÁN A LA DISOLUCIÓN DE LA ILUSIÓN MACROCÓSMICA. PUES SOLO LO ETERNO SOBREVIVE A LA DISOLUCIÓN FINAL DE LA SUBSTANCIA Y SOLO EL ESPÍRITU ES ETERNO. NI ÁNGELES NI DEVAS, NI DEMONIOS ASTRALES O ELEMENTALES, DUENDES O GNOMOS, NI CRIATURA ALGUNA O COSA SUBSTANCIAL, NI ENTE EXTERNO DE CUALQUIER NATURALEZA,

PLANETA, SISTEMA SOLAR O GALAXIA, Y, DESDE LUEGO, NINGÚN INICIADO SINARCA, SOBREVIVIRÁN A LA DISOLUCIÓN FINAL DEL PRALAYA PORQUE NINGUNO ES ETERNO FUERA DEL UNIVERSO: SOLO EL ESPÍRITU LO ES.

EN EL VIRYA, EL YO ES EL REFLEJO DEL ESPÍRITU REVERTIDO y POR ESO ES TAMBIÉN UN REFLEJO DE LA ETERNIDAD. EL YO PUEDE SER VERDADERAMENTE INMORTAL PERO HABITUALMENTE NO LO ES. POR EL CONTRARIO, LA DEGRADACIÓN DE LA SANGRE O LA INICIACIÓN SINÁRQUICA PUEDEN CAUSAR LA MUERTE DEL YO POR ESCURRIMIENTO DEL SÍMBOLO DEL ORIGEN. LO MAS COMÚN ES QUE EL YO PERDIDO SE VAYA DEBILITANDO PERMANENTEMENTE, MIENTRAS SU FUERZA VOLITIVA APURA LA EVOLUCIÓN DEL SUJETO ANÍMICO, Y SE ECLIPSE DEFINITIVAMENTE CUANDO EL SUJETO SE ENCUENTRE CERCA DE LA ENTELEQUIA O DE LA AUTONOMÍA ÓNTICA PRINCIPIAL. ¿CUANDO, PUES, SE REALIZA LA "INMORTALIDAD DEL YO"? RESPUESTA: CUANDO EL VIRYA EJECUTA TODOS LOS PASOS DE LA INICIACIÓN HIPERBÓREA. EL TANTRA YOGA, PRACTICADO SEGÚN LA TÉCNICA DEL YOGA OCCIDENTAL, BRINDABA ESTA POSIBILIDAD DE INMORTALIDAD EGOICA, TRASMUTANDO AL SADHAKA EN KSHATRIYA, EN GUERRERO HIPERBÓREO. HOY EN DÍA LOS SIDDHAS LEALES HAN AUTORIZADO A LOS CABALLEROS TIRODAL DE LA ARGENTINA A ADMINISTRAR UNA INICIACIÓN HIPERBÓREA, BASADA EN LA VÍA DE LA OPOSICIÓN ESTRATÉGICA DE LA ORDEN MEDIEVAL EINHERJAR, QUE POSIBILITA LA EFECTIVA INMORTALIDAD DEL YO. ESTO YA FUE ADELANTADO EN LA PAGINA 320 Y SERA EXPLICADO CON DETALLE MAS ADELANTE. LO QUE HA DE SER CLARO DESDE AHORA ES QUE LA INMORTALIDAD DEL INICIADO HIPERBÓREO ES UNA INMORTALIDAD NOOLÓGICA, FUNDADA EN LA ETERNIDAD DEL ESPÍRITU, UNA INMORTALIDAD QUE LIBERA AL YO DE LA PRISIÓN DE LAS FORMAS ARQUETÍPICAS Y LE PERMITE PARTICIPAR DEL INFINITO ACTUAL, ABRIÉNDOLE EL CAMINO HACIA LA LIBERTAD ABSOLUTA QUE SE ENCUENTRA "MAS ALLÁ DEL ORIGEN". UNA INMORTALIDAD TAL NADA TIENE EN COMÚN CON LA MISERABLE ILUSIÓN DE LA "INMORTALIDAD DE LA SUBSTANCIA" QUE PROPONEN COMO META LOS INICIADOS SINARCAS.

  

  Volver Al Principio.